las12

Viernes, 6 de febrero de 2009

MúSICA

Lo importante es parecer

Con “Besé a una chica y me gustó”, Katy Perry supo cómo inaugurar una serie de éxitos pop internacionales aprovechándose de un falso glamour lésbico.

 Por Guadalupe Treibel

Con aires de una Bettie Page en construcción, la nueva princesita del pop –y sensación del 2008– es una morocha californiana con un hit que juguetea con el lesbo-affair: “I kissed a girl and i liked it”, declara entre notas la hija de pastores protestantes, Katy Perry. Desde el vamos, esas pocas líneas fueron suficientes para posicionarla en los charts, las bateas, los premios y otros negocios musicales. En lo personal, no, nunca besó a una chica. ¿Pero qué importa? ¿Qué sería del pop hoy sin el maravilloso “arte” del marketing? Ella se defiende de una posible movida comercial: “Yo tuve esa curiosidad y supongo que muchas otras chicas también...”.

Con 24 años, la mujercita, que se toma muy en serio como cantautora, juega a la estética ’50 desde la provocación, mientras aprovecha la instantánea popularidad para lanzar su merchandising. Porque a los cinco millones de copias vendidas de su hit los acompañan otras cositas: remeras, cancioneros, anteojos de sol (con forma de corazón, of course), lápiz labial sabor cereza y ¡muñequita propia! Katy, una marca registrada. Todo en sólo un añito.

También está su primer larga duración, One of the boys, donde –en carne y hueso– los tracks de Perry serían el batido colorido que resulta de poner en la licuadora a Alanis Morissette (su ídola) y Britney Spears. Y, claro, si trabaja con productores de ambas...

Además de besar chicas (en sus canciones nomás), la otrora muchacha religiosa, que de los campamentos cristianos saltaba a la iglesia y viceversa, dispara en sus canciones situaciones de resaca en Las Vegas, nostalgia porque el chico con el que está no es con quien quiere estar, momentos con un novio metrosexual (en “UR So Gay”, “Eres tan gay y ni siquiera te gustan los hombres”) o particularidades de una relación bipolar. Y eso que todos sus temas hablan de experiencias personales, eh...

Esta “estrella” pop elogiada por la reina Madonna, obsesionada por los gatos y las frutas, responsable de su propio look, no siempre tuvo el mismo nombre. Antes de Perry, fue Hudson. Como cantante cristiana, grabó un disco gospel bajo el apelativo Katy Hudson pero, para evitar confusiones con la actriz Kate H., optó por cambiarlo. Oh, viejos tiempos, cuando Mamá Perry (o Hudson) estaba orgullosa de su pequeña. Después, con el hit número uno (“I kissed a girl”), llegó la primera crítica: se refirió a la canción como “desagradable”. Y a otra cosa, mariposa.

“Estoy tan cansada de que el pueblo me tire para abajo / Mi madre dice que debería volver a casa pero / no puedo encontrar el camino porque se ha ido / Así que si rezo, sólo estaría mandando palabras al espacio”, canta en “Lost”. Mmm... ¿Casualidad?

Dueña de su gata, Kitty Purry, poco tiempo atrás Perry lanzó un voto de castidad por un año. Acababa de romper con su chico (con quien iba a casarse) y estaba enojada con los hombres. Pasaron semanas y aclaró (¿era necesario?) que era una broma. También se la tomó demasiado en serio cuando posó con un cuchillo para fotos de promoción. Mujer de armas tomar, se convirtió en el blanco de los medios británicos, culpada de incentivar la violencia en plena ola de delincuencia juvenil ¿Su respuesta? Otra foto sosteniendo una cuchara, con el lema: “Lo que sí apruebo es comer helado”.

Dice que ama conocer gente, escribir mails y hacer blogs sobre cosas divertidas, pero detrás de la máscara de maquillaje resguarda su privacidad. No por eso deja de contar que perdió su virginidad escuchando la versión de Jeff Buckley de “Grace” o que sus padres están contentos de que no esté reventada y haciendo fotos desnuda. Y aunque nunca besó a una chica, no duda en asegurar que le estamparía sus labios rojos a Scarlett Johansson, Angelina Jolie o Natalie Portman. Los dueños de la discográfica, agradecidos. ¤

Compartir: 

Twitter
 

 
LAS12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.