las12

Viernes, 21 de septiembre de 2012

ESCENAS

¿Por qué, por qué?

La actriz María Merlino interpreta en Qué me has hecho vida mía a otra actriz y cantante: Fanny Navarro, quien sueña con ser “una obrera de la pantalla grande, una trabajadora del cinematógrafo” mientras lee la revista Sintonía.

 Por Sonia Jaroslavsky

Fanny Navarro cuenta que al salir de trabajar en el Teatro Maipo –un día de lluvia–, agarrada del brazo de la actriz Iris Marga para no tropezar, se paró justo ante sus pies mojados un automóvil y bajó de allí nada menos que Juan “Pebete” Duarte, el hermano de Evita. Fanny no pudo resistirse, sentirse segura, con poder, al lado del secretario presidencial. Si bien ella era de familia radical, tal vez por “exceso de ambición” o por pasión, resultó amante de Juan, pero él no tendría su corazón destinado a una sola mujer.

En clave de melodrama radioteatral, como lo presenta su director Diego Lerman, reconocido como cineasta, la obra que también fue escrita por el mismo Lerman, Merlino y Marcelo Pitrola, transita por el apogeo y caída de una estrella del cinematógrafo de los dorados años ’40 y ’50 de la pantalla grande. En clave de las películas de antaño es que María Merlino utiliza el tono de voz de los films de entonces y nos deleita también con excelentes canciones. Pero ella no está sola en escena, hay otro personaje que es el Sr. Sonido (el músico Joaquín Segade), un realizador de efectos sonoros que, a la manera de los viejos radioteatros, acompaña a Fanny con su batería de elementos musicales de lo más desopilantes.

Exquisita, María Merlino se despliega en escena con su dulce interpretación actoral y sus bellos tangos como “Desdén” (una versión de Mercedes Simone); “Rondando la esquina”; “Quedémonos aquí”, acompañada en guitarra y violín por Segade; “Esta noche de luna” y “La descamisada” con arreglos de Rafael Varela.

Casi como un viaje subjetivo, entre sueños, el espectador transita por la vida de Fanny, que se intercala con canciones que aumentan la empatía con las situaciones que la actriz María Merlino despliega y que proyecta con gran fuerza sobre la platea, inundando de imágenes, casi como en una película. La escena es despojada pero con un vestuario sumamente llamativo, acorde con los vestidos de esa época. Un chaise longue oficia de refugio de charlas telefónicas y pensamientos interiores.

Merlino y Lerman no es la primera vez que se inspiran en las grandes figuras del espectáculo nacional para llevarlas a escena. En su anterior montaje Nada del amor me produce envidia –que con cinco años en cartel a sala llena (algo inusual en la escena independiente)– introducían el mundo de las cancionistas de los años ’30 y ’40. En aquella obra, el puntapié del melodrama era el episodio generado a partir del cachetazo que le dio Libertad Lamarque a Eva Duarte en el rodaje de una película.

En Qué me has hecho, vida mía, Fanny Navarro pasa a ser amiga y confidente de Evita y así es como de ser una inexperta en la militancia y en la política pasa a dirigir el Ateneo Cultural con tan solo 24 años. El plan de Evita con sus mujeres artistas era “desarrollar intensamente las actividades escénicas para poner al pueblo en contacto con las fuentes vivas del teatro universal, el arte al alcance de todos”. No se sabe si Fanny Navarro era la persona indicada para esta proeza pero sí que era de la confianza de Evita. Así es como entre rodaje y rodaje Fanny se las arregla para servir a la causa. Pero más adelante fallece Evita y todo parece desplomarse. “Una cadena vertiginosa de desdicha y dolor”, dice Fanny. Su final es casi indigente, un melodrama.

Qué me has hecho, vida mía. Sábados, 20.15 hs y domingos, 19.15 hs. Teatro La Carpintería. Jean Jaurés 858. $ 60 y $ 40. Reservas únicamente por www.alternativateatral.com

Compartir: 

Twitter
 

 
LAS12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.