libero

Lunes, 5 de agosto de 2013

FúTBOL › DOS GOLES DE CAUTERUCCIO PARA LA VICTORIA DE SAN LORENZO ANTE OLIMPO

Martín Pescador nunca la dejó pasar

El delantero uruguayo, que vino de Quilmes, fue un ejemplo de oportunismo para anotar los tantos de un triunfo merecido, pero que tardó demasiado en concretarse. Por eso habrá que ver a San Lorenzo contra un rival más exigente.

 Por Juan José Panno

Estaba en su hábitat, el área grande, volcado un poco sobre la izquierda, cuando Buffarini mandó un centro, Champagne puso sus manos de cristal, Correa buscó el arco, Verón no pudo sacar la pierna, la pelota salió rebotada y llegó hasta Martín Pescador, que tuvo su primera oportunidad. Y no la dejó pasar: latigazo seco de derecha que pasó entre varias piernas, gol de San Lorenzo, su primero oficial. Y sobre el final del partido otra vez estaba en el lugar indicado, a la hora señalada, acompañando la corrida del pibe Correa, cuando la pelota rebotada entre las piernas de Furios y Correa llegó a sus pies. Le dio sin hesitar, como dirían los antiguos relatores. Champagne no pudo cerrar las piernas a tiempo y no necesitó girar la cabeza para darse cuenta de que el túnel terminaría su recorrido en el fondo del arco. Martín Pescador Cauteruccio no la dejó pasar: tuvo un debut inmejorable, hizo dos goles que significaron una importante victoria de San Lorenzo de Almagro en el arranque del torneo y se llenó los bolsillos de hinchas.

El muchacho que nació en Montevideo hace 26 años (el 14 de abril de 1987) y llegó a San Lorenzo desde Quilmes (en donde anotó 32 goles en 71 partidos oficiales) era, a priori, uno de los que sostenía la chapa de candidato del equipo que dirige Juan Antonio Pizzi. El entrenador, que en un principio había minimizado las chances de su equipo, terminó por aceptar que está en primera línea entre los aspirantes al título. La buena campaña cumplida en la segunda parte del torneo Final, con una base que se mantuvo más la llegada de interesantes refuerzos, genera muchísima ilusión entre los hinchas, quienes verían con agrado que los integrantes del plantel compartieran esta sensación.

Ya van 11 partidos sin derrotas, desde la goleada 4-1 que sufrió ante Racing por la novena fecha del torneo Final. Ahora con Cristian Alvarez en el arco, con Fernando Elizari (estuvo en el banco), con Emanuel Mas, con el gordito Néstor Ortigoza –que regresó con su talento intacto– y con Cauteruccio, San Lorenzo agrandó sus posibilidades para ubicarse, si no en la pole-position, muy cerca de ella.

La multitud que fue ayer al Nuevo Gasómetro se retiró feliz por la victoria agónica, aunque los hinchas más exigentes advirtieron que el equipo no jugó todo lo bien que se esperaba. Es que manejó la pelota en casi todo el desarrollo del encuentro, pero no provocó jugadas de gol relacionadas con ese dominio, y por momentos mostró pocas ideas para quebrar el cerco defensivo que le proponían.

Con mucho orden para marcar, con el empate en la cabeza, Olimpo hizo lo suyo y se las arregló, pese a su escasa ambición ofensiva, para poner en aprietos a la última línea del conjunto local. En una jugada de carambola, después de una acción de pelota parada, consiguió el empate a través de Benítez, sobre la mitad del primer tiempo. Y en alguna jugada aislada también tuvo algunas chances. Walter Perazzo, el entrenador del equipo bahiense, expresó su desazón en estos términos al final del partido: “Sí, es cierto, ellos tuvieron más tiempo la pelota, pero no nos generaron situaciones de gol, así que me voy tranquilo con lo que hicieron mis jugadores”. En la misma línea, más de un jugador de San Lorenzo destacó que se le había ganado a un equipo que “va a complicar a más de uno”.

San Lorenzo está armado atrás, y del medio hacia adelante tiene lo suyo: Mercier, Ortigoza, Verón, Romagnoli (arrancó de muy atrás y fue reemplazado por Piatti en el segundo tiempo), Correa, Cauteruccio. Suficiente para encarar los tres frentes en los que debe luchar: el campeonato, la Sudamericana y la Copa Argentina.

Habrá que verlo frente a un rival más exigente. Por lo pronto, en la próxima fecha deberá medirse con Racing en Avellaneda. Ahí se podrán sacar mejores conclusiones.


Estadio: San Lorenzo.

Arbitro: Mauro Vigliano.

Goles: 15m y 88m, Cauteruccio (SL); 25m, Benítez (O).

Cambios: 56m, Ortigoza (5) por Buffarini (SL); 65m, Rosales por Benítez (O); 68m, Piatti por Romagnoli (SL); 74m, Vega por Martínez (O); 76m, Villalba por Verón (SL); 80m, Vidal por Cerutti (O).

Compartir: 

Twitter
 

El remate de Martín Cauteruccio se convertirá en el gol del triunfo de San Lorenzo, después de pasar por entre las piernas de Champagne.
Imagen: Télam
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.