libero

Lunes, 15 de junio de 2015

FUTBOL › OPINION

¡Hagan fuego, señores!

 Por Juan José Panno

El empate con envoltorio de derrota contra los paraguayos cargó las municiones de los hinchas argentinos que se sienten llamados a su juego: buscar un culpable y disparar. ¡Pum! contra Messi que no juega como en el Barcelona y cuida las piernas, ¡pum! contra Romero que no atajó como el paraguayo, ¡pum! contra Pastore que en la Selección no te hace un gol ni de casualidad, ¡pum! contra Roncaglia que se queda dormido, ¡pum! contra la defensa que es un flan, ¡pum! contra Mascherano que se olvidó de jugar de volante, ¡pum! contra Titi Fernández que miraba el banco y decía que le parecía una bombonería y sobre todo ¡pum, pum y pum! contra Martino, que por algo no salió campeón con el Barcelona, que no supo hacer los cambios, que no es capaz de cerrar el partido, que lo puso a Tevez a volantear, que armó un equipo sin equilibrio, que no sabe nada y en esto se parece a Sabella, a Maradona, a Batista, a Bielsa, a Pekerman y así sucesiva, retrospectivamente.

Los hinchas mundialistas, esos que nunca van a la cancha pero hacen fila para opinar en los mundiales –y ahora en la Copa América– los que aseguran que “lo peor es la soberbia argentina”, son los mismos que antes decían que “a los paraguas les metemos cuatro”.

Los ultrabilardistas dicen que con Sabella estas cosas no pasaban y se olvidan que en el debut en el Mundial, partido contra Bosnia, Argentina presentó un equipo impresentable con cinco defensores.

Los ultramenottistas, que se ilusionaban con el cuadro que armó el entrenador, ponen el foco en el primer tiempo, en las muchas llegadas que se dieron, en el miedo de Ramón Díaz, y olvidan que hubo un segundo tiempo en el que salió casi todo torcido.

En el medio de tantas “verdades”, el entrenador deberá revisar sus convicciones y todas las críticas que le caen por estas horas, deberá pensar en cómo levantarles el ánimo a sus jugadores, a quién meter en la cancha (seguramente no hará muchos cambios) y cómo encarar el decisivo partido contra Uruguay que ya está encima.

El técnico sabe muy bien que hoy le dan con un fierro y mañana, si se le gana bien a Uruguay, lo convertirán en San Martino.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
 
LIBERO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared