m2

Sábado, 22 de enero de 2011

El parque Pereyra Iraola en riesgo

 Por Facundo de Almeida*

El Parque Pereyra Iraola es un extenso parque de 10.246 hectáreas, situado en la provincia de Buenos Aires, emplazado en los partidos de Berazategui, Florencio Varela, La Plata y Ensenada. El terreno perteneció originalmente a la familia Pereyra Iraola, que se lo adquirió a Juana Rita Pinto y lo bautizó Estancia San Juan. En 1949 fue expropiado para construir un parque público que se inauguró un año más tarde, denominado “Derechos de la Ancianidad”. Se trata de la zona de mayor biodiversidad de la provincia, y por esa razón fue declarado Parque Provincial y Reserva Forestal por ley 7293/67 y decreto 1465/49, y en 2008 como Reserva de la Biosfera por parte de la Unesco. Este reconocimiento y a su vez medida de protección fue adoptado por el organismo internacional en el marco de su programa MAB, que distingue a “zonas de ecosistemas terrestres o costeros/ marinos, o una combinación de los mismos, reconocidas como tales en un plano internacional”.

En 2009 el gobierno nacional llamó a licitación para construir una autopista que conectaría a la ciudad de Buenos Aires a través de la autopista Acceso Norte –con 15 partidos del tercer cordón del conurbano– para finalizar en la autopista La Plata-Buenos Aires. La obra durará tres años, tendrá 117 kilómetros, con un primer tramo en el que está comprendida la rehabilitación del camino del Buen Ayre. La segunda traza, de 94 kilómetros, comprenderá el Acceso Oeste y la autopista Buenos Aires-La Plata.

La carretera conectará los municipios de San Isidro, San Martín, Tres de Febrero, Hurlingham, Ituzaingó, Merlo, La Matanza, Ezeiza, Presidente Perón, San Vicente, Florencio Varela, Berazategui, La Plata y Ensenada.

Sin dudas, se trata de una obra de infraestructura loable y necesaria, pero su paso por el Parque Pereyra Iraola preocupa a los ambientalistas y a los ciudadanos y productores que utilizan el predio. El trazado de esta autovía se sumará a las vías férreas, a la autopista Buenos Aires-La Plata y a la ruta provincial n 36 que actualmente cruzan el parque.

Los integrantes de la Asamblea de la Reserva de la Biosfera Parque Pereyra Iraola han levantado la voz de alarma, y desde hace varios meses denuncian que esta obra pondrá en riesgo el ecosistema del área. Argumentan también que atenta contra la actividad de los pequeños productores agrícolas instalados en el parque, razón por la cual promovieron una acción de amparo contra el Estado con el objeto de que se disponga el cese inmediato de las obras.

El Juzgado Federal de Quilmes, a cargo del juez Luis Armella, hizo lugar al reclamo y además ordenó la realización de la evaluación de impacto ambiental prevista por los artículos 8 inc. 2, 11, 12 y 13 de la ley 25.675. Todo ello, “en razón de que en su traza, dicha autopista de vinculación, tiene previsto pasar por el Parque Pereyra Iraola, situación esta que pone en real, efectivo e inminente peligro el equilibrio ecológico de un hábitat natural incorporado al sistema de Areas Naturales Protegidas del mundo en forma de Reserva de Biosfera”, expresa el fallo.

Sin embargo, la firma adjudicataria de la obra, José Cartellone Construcciones y Petersen Thiele-Cruz S.A., ya levantó un obrador en ruta 36 y calle 403, y según denuncian los vecinos de la zona, “los operarios están listos para empezar los trabajos”.

También expresan que a esta situación se suma una ola de casos de inseguridad, por la que responsabilizan a la policía de liberar la zona para generar caos y que se acepte la llegada de la autopista y proyectos inmobiliarios al parque.

Lic. en Relaciones Internacionales. Magister en Gestión Cultural. Docente del Master en Gestión Cultural en la Universidad de Alcalá de Henares y del Programa de Conservación y Preservación del Patrimonio en la Universidad Torcuato Di Tella, http://facundodealmeida.wordpress.com

Compartir: 

Twitter
 

 
M2
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.