m2

Sábado, 24 de diciembre de 2005

Para poner en el arbolito

La comunidad del diseño proyecta sus deseos. Y esta vez, para que se cumplan, rompen el rito y los dicen en voz alta:

Beatriz Galán, diseñadora industrial, docente e investigadora:

“Si 2005 fue bueno para la gente del diseño, docentes, investigadores, profesionales, estudiantes, periodistas, gerentes, que 2006 lo supere. Que seamos más creativos para imaginar caminos, más democráticos para cambiar ideas, más serios al hacer las cosas y más alegres para disfrutarlas”.

Hugo Kogan,

diseñador industrial:

“Buenos y excitantes trabajos, salud pero sin fanatismo, dinero para disfrutarlo y un buen amor para vivir”.

Elisabeth Arn, diseñadora industrial de Esperanza, Santa Fe:

“Mis deseos profesionales son muchos. Sé que es difícil asumir riesgos, pero eso es lo que distingue a un empresario. Lo que deseo es que la apuesta por la innovación sea cada vez mayor en la industria argentina. Creo que nuestro mercado tiene la capacidad cultural de absorberla (recordemos que el diseño no es una disciplina elitista, sino todo lo contrario). A nivel personal, deseo que tengamos la capacidad de reecontrarnos con nuestro alma, portadora de comprensión, luz y amor. Y como cierran los budistas sus meditaciones Om Shanti (Om así, ciertamente, que así sea. Shanti paz). Y felicidad”.

Eduardo Simonetti,diseñador industrial, presidente del Colegio de Diseñadores Industriales de la Pcia. de Bs. As.:

“Ante un mundo con injusticias, necesidades y conflictos, desde el diseño, no sólo se puede sino que estamos comprometidos en dar respuesta a las demandas de toda la sociedad, con la experiencia que nos dejó el que se va y la ilusión puesta en el nuevo, podremos diseñar un buen año”.

Ricardo Blanco, arquitecto, Director de la Carrera de Diseño Industrial de la UBA:

“Para el 2006 sigo teniendo deseos vinculados al diseño, algunos son reiterados, otros son sueños. Desearía que los productores se animen a convocar a los diseñadores a realizar sus productos, para que ellos dejen de ser autoproductores. Que la carrera de Diseño Industrial, FADU, UBA y las otras sigan cosechando logros como hasta ahora. Que la crítica del diseño amplíe su mirada a los diseños realizados por diseñadores en la industria y no sólo lo hagan hacia los de boutique. Que dejemos de preocuparnos por el diseño de la ‘marca país’ y logremos que la ‘marca país’ sea el diseño. Que se amplíe lo de ‘Buenos Aires, ciudad del diseño’ a ‘Argentina país del diseño’ (los diseñadores del interior lo merecen). Y que a los diseñadores les vaya mejor y yo pueda seguir diseñando sillas”.

Mario Spina y Jorge Piazza de Editorial CommTOOLS:

“Pensar en un nuevo año nos puede hacer reflexionar sobre lo pasado, sobre el presente o sobre el futuro, pero si nuestros pensamientos no se transforman en acción, de nada servirán. Consideramos que esta época del año es un buen momento para proponerse hacer realidad nuestros sueños, por más ‘volados’ que parezcan, ya que las utopías son posibles para quienes se proponen llevarlas adelante”.

Manuel Rapoport y Martín Sabattini de Bariloche:

“Personal: que los ricos dejen de querer ser más ricos, así los pobres pueden dejar de ser pobres. Laboral: que podamos seguir transmitiendo el sentido del diseño a más gente”.

Hernán Fretto y Damián Mejías:

“Deseamos para el año próximo que se incremente la difusión global del diseño argentino consolidando a Buenos Aires como capital del diseño latinoamericano. Que se haga masivo el pensamiento empresarial de invertir en desarrollos locales abarcando todas las áreas del diseño, afianzando el escenario para nuevos y mejores proyectos que permitan aumentar la productividad y la demanda de recursos humanos. Que los nuevos profesionales se formen tomando conciencia del compromiso que requiere nuestra profesión dentro del desarrollo industrial del país”.

Guillermina Rozenkrantz, etiqueta De Allá Ité:

“Que la inspiración, la creatividad y la capacidad generadora se manifiesten en toda su potencia, tanto en el plano personal como en el laboral. Y que el sueño de vivir en una sociedad justa y equitativa se vea plasmado en acciones concretas. Brindo por un 2006 que haga de todos nosotros seres humanos más íntegros”.

Claudio Martínez, diseñador:

“Seguir disfrutando de cada m2, donde el diseño y la defensa de la ciudad son ya parte de mi vida. Deseo un país donde los que saben y prometen: aprendan y cumplan”.

n Pablo Bianchi y Hernán Stehle de Tónico Objetos:

“Que haya más diseño. Porque si hay más diseño, hay más producción. Y si hay más producción, hay más trabajo. Y si hay más trabajo, la vida de la gente, la de todos nosotros, será mejor. Ese es el potencial transformador del diseño, y eso es lo que esperamos para el 2006”.

Eduardo Reta,diseñador industrial:

“Laboralmente pienso que es tiempo de reconocer las diferencias y similitudes que alguna vez temimos mostrar, para que individualmente crezcamos procurando el bien común, sin excusas solapadas en el apremio cotidiano y la especulación. Personalmente, mantenerme cerca de la gente que me aprecia y respeta, de mi familia, de mis verdaderos amigos, de la naturaleza. Superarme, crecer y compartir”.

Hernán Berdichevsky y Gustavo Stecher,de ImagenHB:

“Este año ha sido muy particular. En muchos sentidos. Todos nuestros deseos del fin de año pasado se han materializado y han creado un espacio laboral formidable. Este panorama alentador no hace más que enfocarnos aún más en nuestros deseos y expectativas volcados hacia el nuevo año que se avecina.Queremos hacer extensivo nuestro saludo y nuestro deseo de un gran año 2006 para todos aquellos que, de una manera u otra, intervenimos en aquello que nos convoca, nos mueve y nos conmueve: la comunicación”.

Clara de la Torre y Diana Gutman, etiqueta Manto:

“Deseamos crear formas nuevas, que nos integren, nos transformen y abrirnos a nuevas posibilidades. Seguir asociando nuestro trabajo al placer, a la conciencia y nutrirnos en el intercambio con los otros”.

Arturo Grimaldi del Malba:

“Una mayor inserción del diseño argentino en el exterior. Más unidad y compromiso a las instituciones, organismos, tiendas y ferias que trabajan con el diseño. Un balance muy positivo del 2005, esperando uno todavía mejor para el 2006”.

n Susana Conforti,diseñadora textil:

“Deseo que el 2006 sea un año con mucha Paz y Amor; lleno de alegrías, nuevos desafíos y oportunidades para seguir creciendo y cosechando logros tanto a nivel profesional como personal. Brindo para que nos encuentre a todos más unidos aún”.

n Mónica Cohen, arquitecta, creadora de Design Connection Cienporcientodiseño:

“Mis deseos son simples. Me gustaría que el diseño argentino continúe su crecimiento. Aprovechar este momento que Buenos Aires fue designada capital del diseño por la Unesco y continuar el camino de difusión y promoción que iniciamos para insertarnos en el calendario internacional. Y con el camino de la inserción del diseño social para que el diseño ayude y llegue a más gente”.

n Mara Trumpler, diseñadora industrial de Misiones:

“Que el próximo año y en los demás que vendrán, trabajemos por una Argentina justa, donde en cada uno desde nuestros proyectos personales tengamos en cuenta siempre la dignidad y el respeto hacia nuestra gente y nuestra tierra... siempre con alegría”.

Compartir: 

Twitter
 

 
M2
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.