no

Jueves, 20 de mayo de 2010

ENTREVISTA A SARGENTO GARCIA

Salsa mixta

Hijo de la globalización, los sonidos de la calle, la migración y el arte como arma social, Sargento García les habla a los locos, vagabundos e indocumentados, aunque esta vez vienen en formato soundsystem.

En los últimos años, distintos artistas hijos del mestizaje llegaron a Buenos Aires desde diversos puertos de contracultura, anclados en los bordes gitanos de Europa y en ciudades bastión como París y Barcelona: Ojos de Brujo, Amparanoia, Hijos del Quinto Patio, Muchachito, Che Sudaka, Manu Chao (el primer adelantado) y, nuestro próximo visitante, Sargento García. Bruno García, músico errante de padre vasco, madre francesa y familia argelina, es la piel y la cara de Sargento García. Comenzó como DJ en los ‘90 y vio crecer el movimiento de fusión mestiza, reggae y hip-hop que se cocía alrededor. “En aquel tiempo me presentaba con distintos soundsystem de París y Barcelona. Después participé con muchos artistas en diversos proyectos, hasta que me metí en esta aventura que me ha llevado los últimos diez años”, aclara.

Para evitar las etiquetas (y de paso echarle mano), el Sargento definió su actual estado musical como “salsamuffin”, donde mixtura géneros y estilos con influencias que van desde el son cubano a la música flamenca (pasando por la salsa y el raggamuffin, claro). Una señal inequívoca de su lugar en el mundo, que trasladará por primera vez a Niceto el jueves 27 y el viernes 28 de mayo bajo el nombre de “Salsamuffin Tour”: un puente entre las culturas ancestrales y las nuevas sonoridades urbanas.

En Buenos Aires, Sargento García se presentará en formato soundsystem junto a sus cumpas Supa Bassie e Ivan Darroman: una de las tantas máscaras de Bruno. “En este caso voy a tocar en formato soundsystem, sin la banda. Por suerte puedo dar conciertos en diferentes formatos de acuerdo con lo que necesite en ese momento; elijo el que más me convenga según las circunstancias, y para la Argentina me pareció mejor hacerlo en un formato más chico.” Cuando decide hacerlo con la banda, usa una formación de diez músicos en escena y una vorágine musical cercana al primer Mano Negra.

“La energía es parte de nuestros shows en vivo, más teniendo en cuenta que cuando estoy con la banda somos muchos integrantes y lo que se genera es siempre un poco más dinámico, pero cada formato tiene su encanto. La formación del sound es más sencilla porque somos pocos y podemos ir a todas partes sin problemas, además de poder jugar con el público de otra manera”, explica. Atención futuros fanáticos del Sargento: tiene un plan. “Mi táctica es simple. Primero hay que llegar con el sound y después aterrizar con la banda entera.” Claramente, una próxima realidad más que una expresión de deseo: “Si todo va bien, espero que en octubre estemos tocando por Latinoamérica con la banda; sólo habrá que acomodarse”.

Hijo de la globalización, los sonidos de la calle, la migración, la aventura, el ritmo del barrio y el arte como arma social, Sargento García les habla a los locos vagabundos, a los indocumentados (una cruda y corriente postal de esa parte de Europa) y a todos los que buscan encontrar su camino por fuera de este sistema. Una muestra es el álbum Máscaras, un trip de world music y cumbia urbana grabado en España, Francia y México, o el reciente Cumbiamuffin, resultado de sesiones trasnochadas en Bogotá.

Ahora, el Sargento tendrá dos noches para intentar enamorar al público argentino en su debut porteño. Y Bruno podrá sacarse las ganas de entregarse al ritual sin que le corten el mambo: “Venimos de tocar en festivales y allí siempre el tiempo es menor, por eso nos cuesta hacer un show de cuarenta y cinco minutos. No va, es otra cosa. Sentimos realmente que no nos alcanza. Nuestra música necesita un desarrollo de por lo menos una hora y media para poder expresarse bien. Acá lo vamos a hacer”.

* Sargento García se presentará el jueves 27 y el viernes 28 de mayo en Niceto. A las 21.

Compartir: 

Twitter
 

 
NO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.