radar

Domingo, 6 de octubre de 2013

INEVITABLES

TEATRO

La fiera

En la selva tucumana, en plena noche, una mujer comienza a asesinar hombres. Pero esta asesina no es sólo eso, es también una vengadora. Y es, también, una mujer tigre. Existe en el norte el mito del hombre tigre: quien baile sobre su cuero —el del tigre de la zona, el yaguareté— se convertirá en el animal. Existen en el norte también otras historias, historias que no son mitos. Historias de animales y de hombres. Historias de hombres que son animales. La fiera, la leyenda de la mujer tigre, intenta fundar un territorio mítico. La historia de la mujer tigre-yaguareté no es más que eso, una leyenda. Yaguareté significa en guaraní “la verdadera fiera”. Espectáculo teatral protagonizado por Iride Mockert con canciones y música interpretadas en vivo por Ian Shifres y Sonia Alvarez, con texto y dirección de Mariano Tenconi Blanco, escenografía de Oria Puppo y luces de Matías Sendón.

Todos los martes a las 21 en El Extranjero Teatro,Valentín Gómez 3378. Entrada general: $ 80.

Doberman

Continúan las funciones de esta pieza, interpretada por Maruja Bustamante y Mónica Raiola, que fue la ópera prima de la actriz Azul Lombardía. Una tarde de siesta en las afueras de la ciudad, dos mujeres entrecruzan sus mundos transformando una charla casual en un campo de batalla lingüístico, sin poder prevenir lo inevitable: una espeluznante tragedia doméstica. Según la directora: “Me interesó indagar sobre la impunidad en la palabra; el prejuicio, la envidia, la contradicción, el cinismo, la ironía, la intuición y la falsa comprensión como los tejidos de una verborragia que ilustra este específico universo femenino. Desmenuzamos este mundo desde la trivialidad de sus vidas, que se presenta como una cárcel que las protege de la soledad y de sus propias incertidumbres”.

Martes a las 21, en el C. C. R. Rojas, Corrientes 2038. Entrada: $ 20.

MUSICA

The Mono Men: Wrecker!

Aprovechando la reciente visita porteña del cuarteto de Bellingham, una localidad a apenas dos horas de Seattle, la gente de Scatter editó el segundo disco de sus invitados de lujo para los festejos por los diez años del sello, que apareció originalmente en 1992 y nunca había sido honrado con una edición local. Con el grunge como coartada para revivir la intensidad del garaje clásico con The Sonics a la cabeza, The Mono Men comenzaron su carrera en la segunda mitad de los ’80 y cantaron las hurras una década más tarde. Dave Crider, uno de sus dos guitarristas y vocalistas, es el fundador del sello Estrus, que apoyó a grupos como Man or Astro Man? o Southern Culture on the Skids. Luego de una primera reunión para tocar en España en el 2006, el grupo ha seguido tocando ocasionalmente. Wrecker! es el álbum que marcó el ingreso del otro guitarrista y cantante del cuarteto, John Mortensen, y a estas alturas ya es un clásico. El diseño es del legendario Art Chantry y Scott McCaughey aparece como invitado.

Javier Maldonado: Los pasajeros

Presentado como “el cierre de una trilogía de narraciones personales, de mujeres, amigos, locos desconocidos, melancolías y paseos en distintas locaciones”, Los pasajeros es el tercer disco del solista platense Javier Maldonado. Nacido en 9 de Julio, las canciones de Maldonado se hicieron un lugar con su opus anterior, Musas domésticas en el meridiano V. Su digno sucesor cuenta con invitados como Axel Krygier, Vera Spinetta y Hernán Jacinto, entre otros.

DVD

Los Croods

De todas las películas de animación estrenadas en lo que va del año —y la colección es bien surtida, con Monsters University, Mi villano favorito 2, Aviones, Metegol y más—, ésta, que no fue una secuela ni llegó en vacaciones ni tuvo a toda la prensa a sus pies, es definitivamente la mejor. La razón es sencilla: porque reproduce la velocidad, violencia y parte del desparpajo de los mejores dibujos animados de la historia, los de la era dorada de la Warner. Después, sí, es cierto que tiene alguna que otra tara: tratándose de la historia de una familia prehistórica a la que no le queda otra que aventurarse más allá del limitado horizonte en que el jefe del clan los mantuvo casi ocultos (para protegerlos del mundo exterior), acechan los clichés del relato de iniciación, desengaños, redenciones y aprendizajes varios. Pero también la locura de Bugs Bunny, y también la de la extraordinaria, lisérgica, desmedida Madagascar 3, que vino del mismo estudio de animación, el de Dreamworks. El dvd está lleno de extras, pero, bueno, los extras son cosa de chicos.

Matando a Lincoln

Basada en una novela de Bill O’Reilly y Martin Dugard, el semidocumental Killing Lincoln llegó al cable unos meses atrás, justo a tiempo para capitalizar el interés concitado por la inesperadamente muy buena biopic de Spielberg. La historia va un poco más allá de lo que es más o menos conocido sobre el complot para liquidar al presidente antiesclavista —y las razones de su asesino—, y la clave es que acá es más importante John Wilkes Booth que su víctima. Con partes ficcionalizadas que no dan vergüenza (como suele ocurrir con este tipo de producciones), relato de Tom Hanks y actuaciones dignas de segundones, ahora llega al dvd, con extras para fanáticos.

CINE

Misterios de la Filmoteca

“Los críticos y los historiadores de cine son gente limitada, pero las cinematecas no.” Así arranca la presentación de esta nueva edición de Misterios, que siempre tiene mucho para descubrir, para abrazar (y ocasionalmente alguna cosa para odiar, como debe ser). Durante octubre se podrán ver dieciséis films “valiosos pero postergados”, entre ellos: El rey Pelé (Brasil, 1962) de Carlos Hugo Christensen, mezcla de registro documental y recreación sobre O Rei; El ojo salvaje (1958) de Ben Maddow, Sydney Meyers y Joseph Strick, cuya “materia prima es una catarata de imágenes robadas a la realidad por cámaras ocultas a lo largo de dos años, a cargo de un equipo de fotógrafos eminentes”, es decir, un auténtico caso pionero; Moviola - La guerra por Scarlett O’Hara (EE.UU., 1980) de John Erman, miniserie en tres episodios basados en el libro de Garson Kanin, gran “cronista de la vida íntima del Hollywood clásico”.

Durante todo el mes, y hasta el 3 de octubre, en el Malba. Av. Figueroa Alcorta 3415.

La Ciudad Louvre

La séptima función del ciclo compuesto por lo mejor de la muestra documental está destinada a esta película del francés Nicolas Philibert, conocido por acá por el estreno de Ser y tener, años atrás. Por primera vez las cámaras se zambullen en los secretos del gran museo parisino, revelando qué hay cuando no hay público: el montaje de las exposiciones, la reorganización de las galerías, la ubicación de las obras. Personajes que aparecen, se multiplican, se entrecruzan, dando forma progresivamente a un relato donde “lo ordinario se mezcla con lo extraordinario, lo prosaico con lo sublime y la comicidad con la ensoñación: el descubrimiento de una ‘ciudad en la ciudad’”. Gratis (las entradas se retiran media hora antes de la función).

Lunes 7 de octubre, a las 19, en el Auditorio de la Alianza Francesa, Av. Córdoba 946.

TELEVISION

The Blacklist

Vuelve James Spader, algo baqueteado y ya en su segundo protagónico televisivo (después de Boston Legal), lejos del cine pero habiendo hecho un gran secundario, este año, en Lincoln. Vuelve Spader y eso siempre es una buena noticia, porque en su cara inflada y avejentada ya casi no se reconoce al muchacho de Sexo, mentiras y video, pero sigue siendo un actor notable. Acá su personaje se llama Raymond “Red” Reddington: sindicado como “El conserje del crimen”, dedicado a realizar oscuros acuerdos para criminales de toda laya alrededor del mundo, de pronto y misteriosamente Red se entrega con una oferta explosiva: poner a disposición de la agencia su agenda de delincuentes, con la única condición de trabajar con una nueva “federal”, Liz Keen (Megan Boone). ¿Por qué, por qué tan dispuesto, por qué ahora, por qué ella? Bueno, para eso hay que ver la primera temporada, llena de terroristas, políticos corruptos, mafiosos, espías y otros encantos.

Miércoles a las 22 (después de Agents of SHIELD),por Sony.

El mundo desde abajo

Exitosa pareja de conductores radiales, Sebastián Wainraich y Julieta Pink prueban suerte adaptando un formato extranjero, el late show, el tipo de espacio televisivo nocturno en el que se hicieron grandes leyendas como Johnny Carson, Letterman y Conan O’Brien. Un riesgo, sí —como lo son todos los intentos de imitación y traducción de stand up y de sketches a lo Saturday Night Live—, pero uno que vale la pena: las versiones norteamericanas de este tipo de shows suelen ser muy divertidas. Habrá un primer segmento con monólogo a cargo de Wainrich, habrá tribuna con público presente, banda musical en vivo y entrevistas a celebrities.

Todos los sábados a la medianoche, por TBS veryfunny.

Compartir: 

Twitter
 

 
RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.