radar

Domingo, 23 de octubre de 2005

Limón x Andrés Calamaro

Javier Limón es mi familia en Madrid, y además es un genio. Y Casa Limón es un palacio de humanidad y armonía donde solamente entran buenas personas que, a la vez, sean buenísimos músicos. No sé por qué me dejan entrar a mí, entonces, pero la cosa es que tengo el inmenso privilegio de la amistad y la música de ese árbol frutal de Big Music que es el movimiento del cual Javier es núcleo. Decir Limón es nombrar a Paco, a Bebo, a Enrique, a Estrella, a Jerry, a Cigala, a Cuba, a Trueba. Y a otros tantos igualmente importantes y talentosos. Qué digo talentosos, son nuestros genios y los mejores músicos del mundo, artistas con sentimiento y sentimentales artistas. Conocí a Javi en Clamores escuchando a Jerry, flipando con Josele y el Diego: Los piratas del flamenco. Ese mismo día preparamos la grabación de la “Ranchada de los paraguayos” (un texto de Jorge Larrosa). Al día siguiente grabamos con Cigala una versión de “Obsesión”, que está disponible en Internet. Cuatro días después grabamos todos juntos en Casa Limón, y volví a Baires esquina cacerolazo con diploma de caballero aflamencado por adopción. No tengo dudas de que hoy en día Casa Limón es el conglomerado de músicos más importante del mundo. Como lo fue en su momento NY y el jazz, Fania, el reggae en Kingston, el blues en Chicago, o el rock en Londres. Palabras más, palabras menos... Eso.

Compartir: 

Twitter
 

RADAR
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.