DEPORTES › EL GALGO GUSTAVO DEZOTTI, EX JUGADOR Y MANAGER DE ÑULS, HABLA DE SU ROL Y DEL EQUIPO.

"Tenés que tener vestuario para esto"

Explica que su trabajo va desde elegir el perfil del técnico, a qué jugadores deben llegar al club y "definir el proyecto de fútbol integral". De todas maneras reconoce que el sentimiento que tiene por Ñuls "hace que me involucre en todo".

 Por Luciano Cámpora

El fútbol como deporte a veces necesita de innovaciones que lo enriquezcan y que hagan el juego más entretenido. En el plano dirigencial también son bienvenidas las actualizaciones en los modos de trabajo que posibilitan otro tipo de relación entre dirigentes, jugadores y técnicos. En ese lugar aparece la figura del manager que intenta conciliar distintos pensamientos de acuerdo a las necesidades del club. El actual manager de Ñuls, Gustavo Dezotti se encuentra desde hace más de un año en esa función. En una entrevista con Rosario/12, el "Galgo" charló sobre las obligaciones que tiene como manager, los desafíos que se le plantean en Ñuls y las claves para seguir consiguiendo jugadores como Joaquín Boghossian y Jorge Achucarro. También se refirió a la colaboración que recibe de parte de Gerardo Martino, Marcelo Bielsa y otros amigos identificados con los colores rojinegros. "Sabemos que son de los nuestros, que es gente de la casa, y eso es una gran ventaja", afirmó Dezotti, que no dejó de lado la actualidad del club. "Es fundamental vender un jugador para seguir manteniendo un plantel competitivo", reconoció el manager quién también se refirió a la Copa Libertadores. "Se puede hacer una buena participación pero no somos candidatos ni ahí", aseguró.

-¿Cuál es la función específica del manager?

-Tiene que ver con lo deportivo. En Europa está bien encasillado, es el Director Deportivo que se encarga de los profesionales que llegan al club y de los técnicos. En Argentina es más amplio pero incluye buscar cual es el perfil del técnico que se quiere para la casa, que jugadores deben llegar y cual es el proyecto de fútbol integral a seguir en lo profesional y en lo amateur. Igual el sentimiento que yo tengo por Ñuls hace que me involucre mucho más.

-¿El trabajo de manager varía si un equipo es vendedor o comprador?

-Sí. En Ñuls, la realidad indica que hay que formar un equipo competitivo cuando económicamente el club está en un situación muy mala y uno tiene que ingeniárselas para que lleguen jugadores que rindan, para mantener un equipo competitivo y a la vez darle tiempo al proyecto fundamental que es que la primera división sea surtida por jugadores salidos de las inferiores.

-¿Los rendimientos de Boghossian y Achucarro te dieron más crédito?

-Sí, pero va en contra de lo que yo pienso porque yo sostengo que los jugadores tienen que salir de las inferiores pero desde que asumimos los chicos de las inferiores no tenían la formación adecuada para llegar a primera, mostrarlos y luego venderlos y ahora esa formación nos va a llevar tres o cuatro años.

-De acá a tres años, ¿tu función podrá ser otra y tendrás más alivio?

-Yo creo que sí. No vamos a estar corriendo o anticipándonos a un montón de cosas para evitar quedar afuera en la contratación de algún jugador porque lo termina convenciendo otro equipo que económicamente le puede ofrecer algo mejor que Ñuls. Hoy, hay que salir mucho tiempo antes a incentivar con el proyecto y no con lo económico. Por otro lado, lo ideal sería tener un equipo como el que tuvimos en el 87/88 o el de Marcelo Bielsa, donde el ciento por ciento de los jugadores eran del club y detrás de ellos, había jóvenes con posibilidad de llegar a primera. Vos vendías un Cozzoni y atrás había un Balbo.

-¿Qué incentivos utilizas para que los jugadores lleguen a Ñuls?

-Lo primero que se le muestra al jugador es lo que representa Ñuls en el país y en la ciudad. La gente y el hincha de Ñuls. A Boghossian y a Achucarro le hicimos ver partidos de Ñuls y se quedaban maravillados con la gente. Después les mostrás la calidad del cuerpo técnico y del grupo.

-¿Haber sido jugador te facilitó ocupar el cargo actual?

-Te ayuda un montón porque los jugadores no me tienen que explicar qué es lo que se siente o cómo se sienten estando del otro lado porque yo ya lo pasé.

-Cuando eras jugador ¿pensaste en formar parte de una dirigencia?

-En su momento varias veces dije que tengo como sueño llegar a ser presidente de Ñuls. Lo dije sobre todo en el 97 cuando vine a terminar la carrera en Ñuls y el que era presidente en ese entonces no quiso y eso me dolió mucho porque mi sueño era terminar mi carrera en el club. Después, en 2004, cuando Eduardo Bermúdez era candidato armamos un proyecto de inferiores y en 2008, con Guillermo (Lorente) seguíamos con el mismo proyecto y fue ahí cuando encajó el tema de manager. La idea era ser partícipe del cambio.

-¿Qué cosas no puede dejar de tener un manager?

-Tenes que tener vestuario, no importa si jugaste veinte años en el Nacional B. Tenes que haber sido jugador porque las cosas se ven distintas, se analizan distinto y la relación es otra con los técnicos, los jugadores y los dirigentes. Hay dirigentes que están metidos en el fútbol pero no fueron jugadores y muchas cosas que ellos opinan son totalmente distintas a como las ve el grupo o a como las veo yo en particular. El manager es el nexo para que todo funcione.

-¿Cómo se hace para mantener el equilibrio entre las dos visiones?

-Los argumentos son siempre los mismos. El jugador o el representante tienen que entender cuál es la situación del club y que si no se puede no se puede y al dirigente hay que hacerle ver porqué el técnico que tenemos es el ideal, cuál es su perfil, qué piensa y cómo está unido al proyecto de las inferiores.

-¿Qué importancia tienen las relaciones que hiciste como jugador?

-Ayuda. En el caso de Boghossian llegamos a él hablando con Paco Casal, que es un hermano para mí. Paco lo estaba por llevar a España y por la amistad que tenemos nos dio la posibilidad de que venga a Ñuls, en las condiciones que podíamos traerlo. Tenemos la suerte que en Uruguay están Paco Casal y el Tano Gutiérrez, en Paraguay, Jorge Pautasso y Martino están para cualquier información y ni hablar del "Toto" Berizzo o Bielsa, en Chile. Sabemos que son de los nuestros, que es gente de la casa y eso es una gran ventaja.

-¿Hoy por hoy para Ñuls es indispensable la venta de un jugador?

-Es fundamental porque significa el ingreso de dinero importante al club con el cual se puede seguir trabajando y manteniendo un plantel competitivo e importante como el que tenemos y a la vez seguir progresando y creciendo tanto en inferiores como en los proyectos de la vida social del club.

-¿Cómo lo ves a Ñuls en la copa?

-Se puede hacer una buena participación en la copa pero no somos candidatos ni ahí. No nos olvidemos que hace siete meses la mitad de los muchachos del plantel no se conocían y ahora hay dos jugadores nuevos. Vamos a enfrentar al Emelec que aunque esté formado creo que deportivamente están las posibilidades de que podamos pasar. No somos favoritos sobretodo teniendo en cuenta que el segundo partido se juega allá, pero tenemos las mismas chances que ellos. Después si pasamos, en la fase de grupos es otra cosa- concluyó.

Compartir: 

Twitter
 

Dezotti aseguró que tener la ayuda de Bielsa y Martino en muchas cosas "es una gran ventaja".
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.