DEPORTES › KILY, ACUÑA, CASTELLANO, AZCONZABAL, RIOS, ARRECHEA Y GARCE

La lista de los prescindibles

Estos siete jugadores no jugarán más en Central y está en
duda la continuidad de Belloso. Scarabino promete la llegada
de refuerzos siempre y cuando venda a Raldes y Di María.

 Por Alejo Diz

La aspiración de Carlos Ischia de conservar lo que hay para paliar la incapacidad económica de reforzar, no será el axioma de máxima de Pablo Scarabino durante el receso de temporada. Central va a vender y también se va a reforzar. "La jueza (Liliana Giorgetti) sabe que parte de la plata que ingrese por la venta de algún jugador se tiene que invertir en refuerzos", afirmó uno de los nuevos asesores del presidente auriazul. Pero antes de pensar en contrataciones o transferencias, Scarabino deberá sacar cuentas para reducir los 2.100.000 dólares por año que se necesitan para mantener al actual plantel superior. Y por eso quienes tienen firmados contratos millonarios, entre ellos Cristian González, no continuarán jugando al fútbol en Arroyito.

Durante las seis semanas que dure el receso deportivo habrá grandes cambios en el equipo "canaya". La propuesta de Ischia de lograr la continuidad de todos los jugadores a cambio de no pedir un sólo refuerzo no tiene ninguna chance de concretarse. Porque Central está imposibilitado de seguir pagando 1.100.000 dólares por año por sólo tres jugadores, y menos aún de solventar contratos por miles de pesos por jugadores que ni siquiera están en condiciones físicas de soportar 45 minutos de juego.

De esto ya hablaron autoridades del club y la jueza que entiende en el concurso preventivo. Los lineamientos generales de pacto implícito entre las partes para pensar el próximo año deportivo contempla, entre otras cosas, que Central intentará reforzar su plantel superior. Claro que para eso será imprescindible concretar una transferencia. En ese marco, Ronald Raldes y Angel Di María son los grandes candidatos a ser negociados, debido a sus respectivas jerarquías deportivas. Pero entre el defensor y el delantero hay diferencias que van más allá de la posición que ocupan dentro de la cancha. Hay intenciones de ceder el pase completo del boliviano (a Central le pertenecería solo el 50 por ciento), mientras que por la juvenil promesa su buscará concretar una operación por la cual Central pueda disponer del jugador por, al menos, seis meses más, a pesar de que su representante anticipa la llegada de una oferta millonaria del fútbol europeo para su cliente.

Pero la estrategia financiera no descansa sólo en Raldes y Di María, sino también en los juveniles que tienen pocos partidos en primera y por los cuales "muchas veces te ofrecen 300 mil o 400 mil dólares", dinero que "al club también le vendrá muy bien".

Pero lo urgente para Scarabino, asesores y autoridades judiciales es desprenderse del presente presupuesto deportivo que compromete al club en el desembolso del más de dos millones de dólares por año. Para eso será perentorio concluir los lazos contractuales con Cristian González (es por el momento el único jugador que aún no fue a cobrar parte de la deuda abonada el viernes), Roberto Acuña, Leonel Ríos y Ariel Garcé. El Kily tiene un contrato por más de 400 mil dólares y sólo podría continuar su acepta firmar un vínculo por 7 mil pesos mensuales, el caso de Acuña ni siquiera abre la discusión, Ríos buscará horizontes de acuerdo a sus expectativas económicas, al igual que Garcé. Aunque al ex River la entidad le compró el pase y aún se desconoce si el jugador es portador de tres documentos --por monto total de 500 mil dólares-- que le habrían cedidos los dirigentes removidos por concretar la adquisición de sus derechos económicos, de acuerdo a las sospechas que tienen en la sede céntrica del club.

La fila de jugadores en retirada se completará con Hernán Castellano, Gonzalo Belloso (aunque creen que aceptaría firmar un nuevo contrato por una cifra considerablemente menor), Giovanny Arrechea (tiene un contrato por miles de dólares a pesar de sus devaluadas condiciones deportivas) y Juan Azconzábal. Pero hasta el momento los futbolistas no tienen noticias oficiales sobre su respectivo destino profesional.

Scarabino viajará sobre el fin de semana a Buenos Aires para interiorizar a Carlos Ischia de las decisiones que se tomaron a nivel institucional. Y allí también se empezarán a trazar los ideas generales en cuanto a los jugadores que podrían interesar al club y las posiciones que para el conductor deportivo son prioritarias reforzar.

Compartir: 

Twitter
 

González, Acuña, Ríos y Garcé, deberán buscarse nuevos clubes para jugar.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.