CULTURA / ESPECTACULOS › UNA ROSARINA PUBLICO UNA TRADUCCION DE ARISTOFANES

La antigua utopía de la risa

Aves, del comediógrafo griego, fue traducida por la profesora de la UNR Lena Balzaretti y publicada por Editorial Losada. Próximamente saldrá Tesmoforiantes. "Para mí, traducir es el placer intelectual de conectar dos orbes", indicó.

 Por Sonia Scarabelli

Dentro de la colección Griegos y Latinos de editorial Losada, que dirige Pablo Ingberg, acaba de publicarse Aves, obra del comediógrafo griego Aristófanes (s. V a.C.), cuya traducción directa del griego, así como la introducción y las notas, estuvieron a cargo de la rosarina Lena Balzaretti. Dentro de la misma colección se encuentran prontas a salir tres comedias más del mismo autor, Ranas (a cargo de Ingberg), Lisistrata (a cargo de la Dra. Claudia Fernández) y Tesmoforiantes, nuevamente a cargo de Balzaretti.

Si la traducción literaria constituye de por sí una tarea que impone continuos desafíos, que el texto original se encuentre en una lengua que dejó de hablarse hace más de dos mil años y cuyo género implica un fenómeno tan complejo y rico como lo es el hecho cómico, permite suponer que los desafíos se incrementan a un punto difícil de imaginar.

Sin embargo, los lectores que se den la oportunidad de acercarse a esta edición de Aves estarán muy lejos de sospechar el enorme trabajo que la hizo posible, ya que a ellos les estará reservado entregarse desde las primeras líneas al goce sin obstáculos de un texto que cautiva por su vitalidad, agudeza y actualidad; sin que ello afecte el rigor y calidad de la traducción sabiamente anotada que aquí se ofrece.

Balzaretti (Rosario, 1941) es profesora en Letras por la UNR, donde se desempeñó como docente de lengua griega y forma parte del Centro de Estudios de Filosofía Antigua "Dr. Angel Cappelletti" de la Facultad de Humanidades y Artes. Como docente investigadora se dedicó, con la dirección de la Licenciada Elena Huber, a las comedias de Aristófanes; en 2002 coordinó, junto a Marcelo D. Boeri, la edición bilingüe de Epicuro, Vida doctrinas morales, testimonios y recientemente acaba de concluir, en el marco del proyecto Filonicus, la traducción de dos obras que serán publicadas por la editorial Trotta el año próximo.

En diálogo con Rosario/12, no disimula su alegría por la salida de Aves y el hecho de que pronto le seguirán al menos tres obras más del genial comediógrafo griego que integran el plan de la colección: "Son once las obras de Aristófanes -﷓puntualiza﷓-; próximamente se publicarán tres más, y hay otras en proceso de traducción, así que Aristófanes en algún momento va a estar completo, y pienso que de alguna manera yo colaboré con esto, porque es un viejo sueño mío que esté publicado acá en la Argentina, traducido por argentinos, para que trascienda".

La obra, que forma parte de la llamada "comedia ática antigua" -﷓a la que caracterizan "la invectiva y la crítica política"-﷓, se enmarca en un contexto sociopolítico complejo y está considerada como una pieza sin parangón en la literatura griega del período, en particular por el modo en el que se combinan en ella sátira y fantasía. Aves da cuenta de manera brillante e hilarante de la situación que sirve de punto de partida a la utopía cuando dos atenienses desorientados que "han huido de su ciudad agobiados por la manía judiciaria y van en busca de un lugar libre de ocupaciones y preocupaciones" se dejan guiar por un cuervo y una corneja, en las que confían "en virtud del don adivinatorio propio de las aves" y de las que esperan que "les revelen el camino correcto". Uno de ellos, Pisetero, logrará convencer a las aves de fundar una ciudad en el aire, "la Ciudad de los Chorlitos en las Nubes", que dará lugar a sucesivos enfrentamientos entre aves y hombres, y hombres y dioses, hasta la consumación del proyecto, tras lo cual "hombres y aves cantan de felicidad" ya que "todos los peligros han sido conjurados" y "la catarsis cómica deja al espectador en armonía con el universo".

En el medio, las situaciones que invitan a soltar la risa se suceden casi sin interrupción: los habitantes de la nueva ciudad bloquean el paso a los dioses hacia el mundo de los hombres, impidiéndoles atravesar la tierra de los pájaros "en estado de erección, como antes, para cometer adulterio", e impidiendo asimismo la llegada del humo de los sacrificios hechos por los hombres a los dioses. Pisetero, convertido en autoridad máxima de la Ciudad de los Chorlitos en las Nubes, se enfrentará igualmente a los arribistas, como el Inspector o el Vendedor de decretos.

Sin duda, la posibilidad de disfrutar de las distintas instancias de desarrollo de la obra se debe en gran parte al mérito del registro elegido por Balzaretti, quien se avocó apasionadamente a evitar que el texto se convirtiera en un "resto arqueológico", según sus propias palabras. El resultado es un texto que se caracteriza por una precisión y una gracia que permiten a los lectores apreciar el juego de los dobles sentidos así como la inventiva lingüística que constituyen una parte crucial del genio de Aristófanes, cuyas comedias están "atravesadas totalmente por los acontecimientos que vivió y por el lenguaje que con finísimo oído escuchó de todo tipo de discurso, desde la jerga de los marineros hasta los delicados versos de los líricos", y que quizás encierren también la clave de su trascendencia.

Cabe, por último, Balzaretti expresa su pasión de casi cincuenta años por la lengua griega, la tarea de la traducción, y también por el humor: "El compromiso que yo tomé con la lengua griega se produjo el primer día de clase, el día que vi al profesor escribir por primera vez el alfabeto griego en el pizarrón y sigo así hasta el día de hoy. Para mí, traducir es el placer intelectual de conectar dos orbes y hacer que uno refleje al otro con los elementos que tiene y forzar, es un esfuerzo placentero, la propia lengua para que pueda recibir eso otro, siempre en la medida de lo posible, ya que tengo una profunda conciencia de la pérdida, que intento compensar profundizando en el contenido y en el conocimiento de la obra. En cuanto a la traducción de Aristófanes, él es un grande, la comedia es un género de enorme libertad y además, a mí siempre me gustó el humor. Ahora, haciendo este repaso, pienso en todo lo que me costó, pero eso terminó en humor, en risa, en buena hora. Lo que yo quise es eso, que se disfrute".

Compartir: 

Twitter
 

Lena Balzaretti, profesora de Letras de la UNR, expresa su alegría por la salida de Aves.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.