CULTURA / ESPECTáCULOS › LITERATURA. PROGRAMAS DE RADIO Y TV DEDICADOS ENTERAMENTE A DIFUNDIR LIBROS Y AUTORES.

Apuestas a las letras en el aire

No son muchos, pero al menos una media docena de propuestas se distribuyen en radios de frecuencia modulada y hasta por la televisión por cable. La materia no ocupó nunca los horarios centrales pero tiene sus adeptos.

Es domingo por la noche, en el éter un extraño cronista de móvil no recorre las calles de Rosario en busca de información. Asegura que está caminando por la página de un libro que desconoce y narra la particular travesía. Con tintes de realismo mágico, describe a veces las constelaciones desde el mismo lugar donde se encuentran. El fragmento se repite cada domingo en el programa de radio Edición Cyrano (Radio del Plata Rosario 107.5), una de las propuestas más originales de la radiofonía local. Reflexivo e informal este espacio conducido por Eduardo Serenelli y Daniel Leto, acerca textos de escritores latinoamericanos a sus oyentes. Pero no es el único. La avidez por la lectura y el deseo de que ese placer necesario sea compartido por otros, moviliza a pensadores rosarinos que lideran un puñado de programas de radio y uno de televisión por cable cuyo eje central es la literatura. Rosario/12 dialogó con ellos sobre el espacio que los libros encuentran en los medios de comunicación.

Está escrito es el único programa del genero literario que se proyecta en la televisión local. Sale por el cable, en Somos Rosario, los domingos a las 19.30 y es conducido por el periodista Osvaldo Noval, cuya pretensión es ser un nexo entre los televidentes y el escritor invitado. Tiene una particularidad: El contenido, salvo excepciones, es netamente local y ya pasaron por allí unos 80 autores. "Fui descubriendo que en Rosario hay poetas, novelistas y cuentistas que son brillantes, gente que hace buena ficción y si fuera publicitada en Buenos Aires llegaría a Best Seller, pero publican a cuenta del autor convencidos de que el éxito y el fracaso son dos impostores". Respecto a la razón por la que los escritores rosarinos permanecen en el underground Noval las resume en un pensamiento de Hegel: "Lo cotidiano termina siendo lo extraño. Como si no valiera la pena leer a un vecino, se subestima la creatividad del que está cerca. Pero hay mucho por conocer, hay jóvenes que son capaces de traducir la realidad o colocar la mirada donde nadie mira, como Marina Miranda que en uno de sus cuentos narra cómo las estatuas del Parque Independencia cobran vida y desfilan hacia el río Paraná".

Sigue abierto el debate sobre la existencia de una nueva generación de escritores rosarinos que logren el reconocimiento de hombres y mujeres como Angelica Gorodisher, Jorge Riestra, Alma Maritano, Jorge Isaías o Roberto Retamoso. Por lo pronto existe una posta permanente, un encuentro en constante ebullición, que tiene una vidriera en la pantalla chica todas las semanas durante media hora. El formato es clásico, una mesa de madera, dos sillas y dos copas con agua son los accesorios de una escenografía sencilla, que detrás del conductor simula la portada de un libro.

Luego hay contados espacios radiales, algunos impulsados en forma académica como Libros que muerden que transmite Radio Universidad (103.3) los sábados por la mañana. "Los libros dejan una huella en tu vida y es como si te mordieran", explica una de las conductoras del ciclo, Andrea Ocampo, sobre el título del programa. Está al aire desde el año pasado y consiste en proponer un tema diferente por cada envío: juguetes, cine, sexo, tabaco, mujeres y luego investigar en la literatura los textos en donde la temática está presente. Los entrevistados, sin embargo, no son siempre escritores: Una antropóloga que comparó los veranos reales con los que aparecen en los libros clásicos y una vestuarista del Teatro El Círculo que se sumó al debate sobre literatura y moda, también fueron parte de la propuesta.

Ideado por Fernando Avendaño, integra el proyecto Cátedra Abierta de la UNR que persigue el objetivo de sacar el saber de las aulas y hacerlo circular como un bien social. Con oyentes de estratos disímiles, tiende a alejarse del público especializado con el objetivo de seducir a lectores apasionados, listos para "dejarse morder".

Por otra parte, desde un lugar comunitario como es FM Aire Libre (91.3) llega todos los sábados al mediodía La Bodeguita del Medio, nombre que alude al mítico bar cubano cuyas paredes guardan textos, mensajes y poemas de Pablo Neruda, Ernest Hemingway y Gabriela Mistral, entre otros que escribieron allí de puño y letra. El programa comienza siempre con un cuento o un escrito de contenido punzante, que tiene el objetivo de "provocar" a los oyentes. Según explica Patricia Alvarez Blanco, escritora y conductora del ciclo desde hace nueve años "la meta es desanestesiar, punzar a la audiencia con algún texto que los haga opinar, debatir, y sobre todo pensar". Durante tres horas, músicos, escritores y directores de teatro tienen algo que contar.

Quizás el programa de mayor trayectoria literaria en la ciudad sea Edición Cyrano, que en los últimos 11 años ha pasado por diferentes FM de la ciudad. Sus autores lo definen como "un fragmento inquieto de literatura". Es que a veces, como el domingo pasado, comienza con una canción de los Redonditos de Ricota, lejos de la solemnidad de los encuentros formales de poesía y a eso le sigue la lectura de algunos versos de autores latinoamericanos. "Nos esforzamos para que no sea un programa denso, por eso hay humor e historias de bar", explica Serenelli. Entre los entrevistados más ilustres que pasaron figuran Ernesto Cardenal, Eduardo Galeano y Abelardo Castillo.

Además del concurso de cuentos que realizan todos los años, en este 2009 comenzaron una campaña particular para abrir 30 bibliotecas públicas en los bares de la ciudad. "Colocamos los estantes y a través de las editoriales y nuestros oyentes conseguimos los libros", detalla el conductor. Están convencidos de que así logran fomentar la lectura. Al menos en dos bares de Rosario, donde ya caló la propuesta, tomar un café en compañía de un buen libro ya no es problema.

Finalmente el interrogante es por qué la literatura sigue alejada de los medios masivos de comunicación y logra un escaso lugar en el resto. "La lectura es una actividad solitaria y por eso quizás tenga un espacio casi inexistente en los medios, sumado a un desconocimiento de los nuevos autores", propuso Noval. Para Alvarez Blanco "existe el concepto erróneo de que leer es aburrido". Y Serenelli cree que "los espacios en medios masivos son muy caros para quienes lideramos estos proyectos".

Por último Andrea Ocampo asegura que hay una frase instalada en el imaginario colectivo que actúa a modo de sentencia: "Se habla del rincón literario. Mucha gente no piensa en la literatura como algo cotidiano y vital sino como un plus que hacés sólo si el tiempo te sobra". Y allí, arrinconada por las masas, resurge con protagonismo y creatividad en algunos medios alternativos.

Al fin y al cabo, como dijo Borges, la literatura no es más que un sueño dirigido.

Compartir: 

Twitter
 

Está escrito es el único envío literario de la TV local.
Imagen: Alberto Gentilcore
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.