CULTURA / ESPECTáCULOS › ALICIA CORREAS BRINDA UN CONCIERTO GRATUITO POR EL BICENTENARIO

Apuesta a trascender rótulos

La notable pianista abordará un programa que incluye Vértigo porteño, Aquél Buenos Aires y una versión de Adios Nonino, entre otras. "Hago un programa íntegro de autores argentinos de los mal llamados cultos", dijo la intérprete.

 Por Edgardo Pérez Castillo

Con un repertorio pensado desde el concepto del Bicentenario, Alicia Correas brindará esta noche un concierto gratuito en el teatro El Círculo. A poco más de una semana de haber sido distinguida como Ciudadana Ilustre (ver recuadro), la pianista subirá a escena a las 21 para interpretar "Vértigo porteño" (obra conformada por las 34 variaciones que Eduardo Hernán Gómez escribió sobre ocho notas), "Aquel Buenos Aires" de Pedro Sáenz y la versión que el rosarino Abel Pizzicatti realizara de "Adiós Nonino". En la segunda parte abordará "En la sierra", suite de Alberto Williams, "Adaggio" y "Movimiento perpetuo" de compositor local Federico Miyara y, como cierre, la "Suite de danzas criollas" de Alberto Ginastera.

En diálogo con Rosario/12, Correas profundizó sobre los rótulos que predominan en la música. En ese sentido, la pianista apuntó: "Si bien es cierto que en forma permanente difundo música de autores argentinos, con más razón en esta fecha hago un programa íntegro de autores argentinos de los mal llamados cultos. Porque hay muchas culturas, pero no tenemos un término, aquello de `argentinos clásicos`".

"Las músicas de raigambre folclórica, o de expresiones nativas de distinto tipo, tienen su expresión --completó--. Forman parte de lo que llamaríamos proyección folclórica, porque el verdadero folclore ya no existe más, el verdadero folclore es anónimo, empírico. Después lo que se hace es música recogida y elaborada de todos los conocimientos folclóricos de cada región, de cada país del mundo".

De ser analizados desde las etiquetas, algunos de los autores seleccionados por Correas para esta presentación, como Piazzolla o Ginastera, podrían ubicarse sobre la línea que divide a lo culto de lo popular. "En realidad creo que la música empieza a tener etiquetas cuando empieza a existir la música envasada --apuntó--. En la época de Mozart, de Bach, de Häendel, había música ajustada a sus fines. No estaba etiquetada. Cuando empiezan a surgir las primeras grabaciones discográficas la música empieza a tener un valor de consumo".

Y remarcó: "Más allá de su talento, Piazzolla tiene una formación clásica, académica, fue alumno de Ginastera en el Di Tella. O el caso de Tucho Spinazzi, que murió hace unos años. El fue condiscípulo mío del maestro Gaggero. ¿Por qué es tan bueno Salgán? Porque también tiene una formación académica. Lo digo sin ser academicista. En el concierto la primera obra que hago es de Eduardo Gómez, miembro de Los Trovadores que está injustamente desconocido dentro de esta otra faceta que trato de llevar adelante. Entonces está la división, pero yo creo que en el mundo Beethoven es más popular que Gardel. Popular es aquello que está más que conocido, aquello que está escuchado. De todas maneras esto no está resuelto y yo creo que la música es buena o es mala".

- ¿Ese es el criterio central con el que selecciona las obras para su repertorio?

-Primero elijo aquello que me gusta, porque mal puedo convencer a los demás si no estoy convencida primero. En mi programa hay músicas internacionales, pero siempre, acá o en el extranjero, hay por lo menos dos obras de autores argentinos. Primero porque creo que ni siquiera nosotros mismos terminamos conociéndonos como se debiera. A veces me consultan, me dicen: "Mirá, tengo que hacer una obra, decime vos que sabés tanto...". Pero yo no sé tanto... en el país de los ciegos el tuerto es rey. Ojalá haya unos cuantos tuertos como yo, nada más.

Compartir: 

Twitter
 

Alicia Correas reivindica a los músicos con formación académica, pero descree de las etiquetas.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.