CULTURA / ESPECTáCULOS › NéSTOR KIRCHNER, LA PELíCULA. EL FILM QUE PROPONE DE LUQUE

Una relectura completa del ex presidente

 Por Leandro Arteaga

Cuál es el personaje Néstor Kirchner que construye la película de Paula de Luque debiera ser, al menos, una de las premisas desde las cuales preguntarse. En este sentido, Kirchner aparece (re)armado desde piezas varias, todas confluyentes hacia una misma historia: de vida, de política, de película.

No se trata de una situación "rara"; es decir, mandatarios llevados a la gran pantalla hay y habrán muchos (sin ir tan lejos, pensar en Lula, el hijo del Brasil), lo que en todo caso sitúa a este film de una manera especial es su coyuntura, su concepción en tanto engranaje del juego político: tendiente a reforzar filas, pero también desde un cariz prospectivo. Aspecto que se distingue en la dedicatoria final ﷓"A las nuevas generaciones"﷓ y en la participación, como eje vincular, de Máximo Kirchner.

Un recorrido equitativo puede descubrirse en la elección de un mismo encuadre para los testimonios, sea para los nombres de relieve así como para quienes, en tanto representantes de muchos rostros anónimos, dan agradecimiento a la tarea del ex﷓presidente. Todo ello atravesado, pausadamente, desde un viaje de ruta solitaria, entre flores que amanecen, en un avanzar que retiene recuerdos pero que no se detiene. El rumbo será la flor abierta o todavía por abrirse; aquí, otra vez, las nuevas generaciones, junto a un porvenir que se entreteje con las imágenes de archivo de un Kirchner militante, en compañía de Cristina Fernández.

Muchas situaciones podrán rastrearse en la película de Paula de Luque. No tanto en calidad de documento histórico, sino como celebración de la realizadora de la actual tarea de gobierno. Su película, por ello, puede decirse "militante" o, quizás mejor, "partidaria". Ahora bien, se trata de cine. Y en tanto cine, no es demasiado lo que aporta.

Es decir, no hay un montaje pensado de manera provocadora o transgresora. Sino, antes bien, de forma calculada y efectista. Hay una predominancia de "bustos parlantes", que explican de manera sencilla lo que sucede y, con lo que no dicen (o en función del complemento de imágenes que la realizadora aporta), dan cuenta de lo que pasaría. Este potencial viene dado por la participación del "otro" político, necesario también al drama y su acción. Aparecerán, entonces, personajes que provocarán fastidios: Cobos, Moyano, Lanata; cuyas "intervenciones" serán tan precisas como para "despertar" reacciones ("traidor" fue la palabra que este cronista más veces escuchó en la sala). Destacar, también, la responsabilidad de la realizadora al omitir ﷓ella, y ya no Kirchner, quien de hecho se disculpó﷓ la mención al juicio a las juntas militares del gobierno de Alfonsín, durante el discurso presidencial en la ESMA.

Todo un mapa, en suma, que sintetiza la acción de gobierno, legitima su procedencia, augura su porvenir. Cuenta, también, con la sinceridad de su realizadora, quien no se esconde en segundas lecturas, y que asume un compromiso partidario.

Néstor Kirchner, la película. Puntos: 6 (seis).

Argentina, 2012

Dirección: Paula de Luque.

Guión: Paula de Luque, Ricardo Forster, Carlos Polimeni.

Música: Gustavo Santaolalla.

Duración: 110 minutos.

Salas: Cines del Centro, Monumental, Showcase, Sunstar, Village.

Compartir: 

Twitter
 

La realizadora no oculta su carácter militante para narrar.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.