CULTURA / ESPECTáCULOS › EL CICLO FILMOTECA - TEMAS DE CINE PRESENTA DESDE HOY UNA CONVENIENTE PROPUESTA

Tres ejemplos de cómo recrear el drama

La Televisión Pública ofrece esta semana revisitar tres joyas del Séptimo Arte, como Los padres terribles, de Jean Cocteau, La carroza de oro, de Jean Renoir, y Galileo, según Joseph Losey. Diferentes modos de abordaje y puesta en escena.

 Por Emilio A. Bellon

A lo largo de esta semana, de lunes a jueves, en el horario de la medianoche, Filmoteca - Temas de cine, conducido por uno de sus creadores Fernando Martín Peña (Fabio Manes, crítico y coleccionista, apasionado cinéfilo, falleció en enero de este año), podremos ver por Canal 7 un ciclo que plantea un diálogo entre teatro y cine; tres films que nos plantean diferentes modos de abordar la representación fílmica a partir del texto dramático y de diferentes conceptos de puesta en escena.

En esta primera emisión de hoy, el nombre del poeta visionario Jean Cocteau, ligado a lo largo de su trayectoria al mito orfeico, se hace presente con una de sus piezas y films más polémicos que se dieron a conocer entre los años de la Segunda Guerra Mundial y días posteriores. Escrita y estrenada en 1938, Cocteau definió a su pieza Los padres terribles como "la traslación de una tragedia griega al teatro del Boulevard" y ya en ella mueve los hilos de una compleja trama todo un grupo de personajes marcados por los convencionalismos, expuestos a una continua tensión, por lo que se debe callar, por los mismos secretos de familia.

Diez años después, Jean Cocteau, luego de haber dado a conocer en los cines de París, La bella y la bestia y El águila de dos cabezas (será llevada al cine por Michelangelo Antonioni con el nombre de El misterio de Oberwald) presenta la versión fílmica de Los padres terribles con la familiar presencia del gran actor Jean Marais, acompañado por Josette Day, Ivonne de Bray, Gabrielle Dorzay, entre otros; igualmente presente la voz narrante del mismo director. Y en 1950, serán Los niños terribles los que pasarán a ocupar el nuevo programa de su escena.

En Buenos Aires Los padres terribles se representó por última vez en el escenario del teatro "El Cubo" en el año 2007, desde una puesta y dirección de Alejandra Ciurlanti. Su elenco estaba formado por Mirtha Busnelli, Luis Machín, Noemí Frenkel, Nahuel Pérez Biscayart. Tiempo después el elenco inició su gira por otras ciudades y llegó al teatro "la Comedia".

En la medianoche del martes, se nos invita a mirar hacia los tiempos de la Commedia dell Arte, hacia el teatro italiano de los comediantes populares que ofrecían sus representaciones en espacios públicos; a cielo abierto, por las caminos, en las plazas. De 1952 es La carroza de oro de Jean Renoir, film basado originalmente en un texto de Próspero Merimee, recreado por varios guionistas; tras el litigio que se había desatado entre quien iba a cumplir ese rol y la misma asistencia de dirección del film, Luchino Visconti, con los productores.

Filmada en la esplendorosa Cinecittá, espacio de colosales de entonces y al mismo tiempo de los films de Federico Fellini, La carroza de oro coloca en el centro de la escena a la misma actriz Anna Magnani (una de las más aclamadas de entonces; la Nannarella para los italianos) en el rol de una primera figura, quien junto a otros cómicos viajan a la corte de Perú, en los días del siglo XVIII. Será ella, Camilla, quien en poco tiempo deberá debatirse en torno a tres amores: el virrey, un torero, un caballero. Pero siempre está ahí, esperando, su próxima actuación.

Junto a la Magnani, quien ya había interpretado tanto en cine como en teatro La voz humana de nuestro admirado Jean Cocteau, bajo la dirección de Roberto Rossellini, y luego del estreno de una de sus obras capitales Bellísima de Luchino Visconti, encontramos en este antológico film, La carroza de oro -imperdible en su tratamiento del color y de su banda sonora que incluye temas de Vivaldi y Corelli- a Odoardo Spadaro, Duncan Lamont, Georges Higgins, Riccardo Rioli, Nada Fiorelli y Elena Altieri.

Y en la medianoche del miércoles, es la obra de Bertolt Brecht, Galileo, escrita en 1939 por primera vez, (la misma mereció algunas modificaciones en dos versiones posteriores), la que podremos ver según la versión fílmica de Joseph Losey, de 1974, no estrenada en sala en nuestro país.

Desde 1943, año en que se representó en Zurich, este drama nos permite pensar al intelectual en conflicto con su tiempo, en lo que define su actitud frente a la censura, en lo que mueve la necesaria transmisión de un legado. En nuestra ciudad, en el espacio del Planetario Municipal, la compañía del actor y director Naum Krass tuvo a su cargo un nuevo montaje de esta excepcional obra literaria; de esta pieza de la dramaturgia universal que nos sigue interpelando.

En el film de Losey de mediados de los 70 -guionista y realizador que debió exiliarse de Estados Unidos en los años del maccarthismo- la figura de Galileo Galilei está interpretada por el actor del musical El violinista en el tejado, Topol, acompañado por Tom Conti como Andrea Sarti, Michael Londsdale en el rol del Cardenal Barberini, Edward Fox y John Gielgud, como el Inquisidor y el viejo Cardenal, respectivamente, entre otros; no pudiendo estar presentes Charles Boyer, Marlon Brando ni Dirk Bogarde por razones de contratación.

Ambientada en Padua en el siglo XVII, la visión que nos ofrece el director de El sirviente y El mensajero del amor, orilla la propuesta de Arthur Miller en Las brujas del Salem; ambos en actitud de alerta frente a toda manifestación de censura y el fanatismo. Ya el mismo Losey la había representado en un teatro de Nueva York, poco antes de su partida a Londres.

La crítica de entonces, cuando el estreno del film, a posteriori del silencio frente a su versión de Casa de muñecas de H. Ibsen, subrayó numerosos logros de este film que incluye una dirección artística que recrea los motivos y la paleta de Brueghel (viene a nuestra memoria El Molino y la Cruz de Lech Majewski). Y el planteo de una serie de interrogantes respecto de algunos intelectuales y artistas ante el Comité de Actividades Antinorteamericanas, presidido por el propio senador J. McCarthy.

Compartir: 

Twitter
 

Esta noche se podrá ver Los padres terribles, tragedia griega trasladada al teatro del Boulevard.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.