CIUDAD › ANALIZAN ALTERNATIVAS PARA PONERLA EN MARCHA

Una tarjeta recargada

Después del fracaso de la licitación para la tarjeta inteligente, la Municipalidad y el Banco Municipal estudian distintas opciones para implementarlas en 2010.

 Por Guillermo Zysman

La Secretaría de Servicios Públicos y el Banco Municipal trabajan por estas horas en una prueba piloto para implementar en marzo de 2010 la postergada tarjeta inteligente en el transporte urbano de pasajeros. Tras la caída del proceso licitatorio lanzado por el Ente del Transporte de Rosario (ETR) por las elevadas ofertas presentadas, el municipio evalúa ahora a través de que figura jurídica adjudicar la prestación. "Vamos a tomarnos 45 días para analizar si el prototipo diseñado por la empresa con la que estamos trabajando es efectivo, y después planificaremos los plazos", precisó a Rosario/12 el secretario de Servicios Públicos, Gustavo Leone quien confirmó que la tarjeta será de "plástico, sin contacto con la máquina lectora y recargable".

Precisamente los puntos de recargas y su correspondiente logística son los aspectos aún no definidos del proceso que más preocupan a las autoridades municipales. En simultáneno se pretende poner en marcha el seguimiento satelital de las unidades y el sistema de información al usuario, vía mensaje de texto, sobre las frecuencias de las líneas.

El 19 de marzo pasado, el ETR resolvió dejar desierta la licitación lanzada para que los colectivos de la ciudad cuenten con rastreo satelital y una tarjeta inteligente y recargable. Por unanimidad, los integrantes del Ente decidieron no adjudicar el proceso licitatorio ya que las dos ofertas que quedaban en pie superaban en un 80 por ciento el presupuesto oficial, fijado en ocho millones y medio de pesos. Así, se rechazaron las propuestas de la brasilera Metronec y la alemana Siemens.

Desde ese momento el Ejecutivo empezó a trabajar distintas alternativas para poder dotar al transporte de la tarjeta inteligente. Una alternativa era volver a licitar el sistema a través del ETR, pero se desechó por las altas exigencias del pliego, que redundaban en propuestas económicas muy por encima del presupuesto oficial.

En ese marco tomó fuerza el plan B: armar una estrategia en conjunto con el Banco Municipal -que interviene en el transporte administrando la tarjeta magnética vigente- tal vez sin necesidad de llamar a licitación. "La idea es implementar la misma tarjeta inteligente en la que se pensó hace unos meses", indicó Leone en alusión a la "supertarjeta" pensada el año pasado que no iba a tener una banda magnética como la actual, sino que iba a ser de plástico como las de crédito, personalizada, con el nombre del usuario, recargable por internet y también en las sucursales del Banco Municipal, en kioscos y en otros puntos de comercialización. En una segunda etapa se contemplaba utilizar la tarjeta para cancelar otros servicios públicos como el estacionamiento medido y taxis.

Leone estimó que "dentro de 45 días tendremos un panorama bastante más claro, cuando podamos hacer un balance de los resultados del prototipo diseñado por la empresa con la que estamos trabajando para poder empezar a planificar los plazos en concreto". Al respecto, según pudo saber este diario, la intención de la municipalidad es implementar la tarjeta inteligente en marzo próximo, cuando comience el ciclo lectivo 2010.

En paralelo, el ETR trabaja en la implementación del GPS en las 700 unidades del sistema para poder controlarlas a través del sistema satelital y permitir a los usuarios obtener información en tiempo real sobre las frecuencias de las líneas, vía mensajes de texto.

Compartir: 

Twitter
 

La tarjeta inteligente será recargable y en el futuro podrá usarse para otros servicios.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.