CIUDAD › PROCESAN A EMPRESARIO POR IMPEDIR QUE SE CONOCIERA EL ORIGEN DEL DINERO

Un robo y el sentido de la mentira

El comerciante resultó herido de bala en una pierna tras forcejear con uno de los autores del robo de su maletín. Después afirmó que le habían devuelto el dinero. "Aún ha mentido y su concubina es co-autora del hecho", dijo el juez Beltramone.

 Por Lorena Panzerini

El empresario cordobés Miguel Aún, quien fuera víctima de una violenta salidera en Córdoba y Corrientes en marzo pasado, fue procesado por "encubrimiento agravado" junto con su esposa Miryam Braudacco. El juez de Instrucción 9º, Javier Beltramone, entendió que el comerciante "mintió" sobre el dinero sustraído (no fueron 100 mil sino 500 mil pesos) y según él "devuelto". El ocultamiento de la suma fue "perjudicial" para la investigación del hecho en el que el hombre resultó herido de bala en una pierna, tras forcejear con uno de los autores del robo que está identificado y continúa prófugo, al igual que otro sospechoso de la banda. El juez ofició a la Justicia Federal para que investigue la probable violación a la ley penal tributaria.

Los hechos posteriores al asalto ocurrido el 16 de marzo, frente a la Bolsa de Comercio, llevaron a que la víctima del robo fuera investigada por la Justicia, al descubrirse un presunto ocultamiento de pruebas. "Tenemos probado que la plata jamás apareció y que esa situación fue utilizada para evitar que se pudiera establecer el origen, cuanto menos irregular, de una suma de dinero estipulada en 500 mil pesos", dijo el juez.

Aún, que había viajado a Rosario para una operación en la financiera fue asaltado mientras caminaba con un custodio de la casa de cambio a quien le pidió que lo acompañara a la cochera. Llevaba en sus manos un bolso con una importante suma de dinero. En el trayecto fue sorprendido por dos hombres en moto. Uno de ellos se bajó del rodado y durante el forcejeo con la víctima, le disparó en las piernas y logró arrebatarle el maletín. Pero antes de la huída, el custodio cruzó una serie de disparos con los presuntos ladrones. Matías Doldán fue herido de bala y perdió la vida en Alvear y Santa Fe, durante la fuga. Su cómplice, escapó.

Tras ello, la investigación policial llevó a la detención de cinco personas. Tres fueron procesados en un fallo diferente al de Aún. Miliacíades D. y Melisa C., están acusados de encubrimiento con ánimo de lucro; y Alejandro A., de encubrimiento.

Pero la actitud de la víctima y su mujer --quien omitió la supuesta devolución de lo robado, que luego afirmó su marido-- hizo que el juez desdoblara el caso. Aún dijo al día siguiente del hecho que le habían devuelto el dinero y que su socio se lo había llevado a Córdoba. "Personas que no se conocen entre sí, sostienen semejante coincidencia. Hablan de 500 mil pesos y no de 100 mil, cuando Aún así lo señala", dice el fallo en el que además, el juez trabó embargos sobre los bienes de los procesados por 50 mil pesos.

Para el magistrado, las víctimas ahora procesadas, "sabían de la procedencia ﷓irregular cuanto menos﷓ del dinero. Esto se deduce por cuanto no realizaron transferencias bancarias, viajando con tanto dinero, por necesitar un custodio personal a quien Aún conocía; sin explicar por qué iba cada 15 días a dicha casa de cambio. Genera un riesgo reprochable al circular por pleno centro, en horario comercial, con tanto dinero en efectivo cuando el Sistema Bancario da herramientas legales para evitar lo sucedido, o minimizar los riesgos".

"Estimo --dice la resolución-- que Aún ha mentido y su concubina es co﷓autora del hecho. Nunca fue devuelto (el dinero). El discurso de Aún es cuanto menos inverosímil. Esta mentira repercutió sobre la investigación; mentira cuyo fin inmediato fue evitar que se conociera la existencia real y concreta del origen del dinero".

Ante ello, Beltramone ofició a la Justicia Federal para que "se investiguen delitos que son de su propia competencia y que pueden estar comprendidos dentro del tipo penal".

El juez destacó "dos datos llamativos" del celular de Aún: "La fotografía de un diario local en la que reza `estudian blanqueo para dinero del colchón', tomada el 2 de diciembre de 2011; y un mensaje de texto recibido tres días después del hecho: `Hola Miguel, me alegro que estés bien te escuché esta mañana en cadena 3 te molesto necesito saber cuánto cerraste a Vera y al yaya'. Datos indicativos de cuantos menos una irregularidad, que debe ser investigada en el fuero respectivo".

El juez ordenó además la captura nacional e internacional de Maximiliano Abrahan y Nelson Doldán, quienes continúan prófugos.

Compartir: 

Twitter
 

Aún, el día que fue herido en pleno centro de la ciudad.
Imagen: Alberto Gentilcore.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.