CIUDAD › EL CONCEJO COMENZó A DEBATIR LA POSIBILIDAD DE CERRAR CABARETS

La whiskería en el centro del debate

La propuesta es de la concejala Schmuck (UCR) quien explicó que se comprobó que en esos lugares "hay explotación sexual". Se analizó la denuncia de vecinos que aseguraron que "El Palacio Berlusconi", violó la clausura el fin de semana.

 Por Claudio Socolsky

La comisión de Gobierno del Concejo Municipal comenzó a debatir ayer el proyecto de la concejala María Eugenia Schmuck (UCR) que propone el cierre de whiskerías y cabarets en la ciudad. Al exponer los fundamentos de su iniciativa, la edila radical aseguró que "las inspecciones que se realizan demuestran que en los lugares habilitados por el Municipio se cometen estos delitos". En este marco, Schmuck planteó que "existen dos opciones, seguir inspeccionado para ver si en algún momento logramos descubrir que se cometen estos delitos y logramos clausurar, o "eliminar el rubro que es ideal para disfrazar economías delictivas como la trata de personas y en muchos casos el narcotráfico". Previamente, el director de Inspecciones de la Municipalidad, Gregorio Ramírez, quien fue convocado para expresarle el respaldo político del cuerpo, detalló en la comisión algunas de las acciones que realizan desde la repartición. Además, el funcionario se refirió puntualmente a la decisión de clausurar el Palacio Berlusconi cuando descubrió a una pareja teniendo sexo, aunque ayer algunos vecinos denunciaron que el cabaret "con algunos recaudos" funcionó el viernes pasado.

Bajo la presidencia del concejal Roy López Molina (Pro), debido a la ausencia de su titular, la concejala Daniela León (UCR), la comisión de Gobierno del Concejo Municipal comenzó con el debate del proyecto de Schmuck, presentado en agosto del año pasado, que establece la derogación del artículo 9 de la ordenanza 7218 de espectáculos públicos que habilita la apertura de whiskerías, cabarets y locales de alterne, y establece un plazo para el cierre definitivo de los locales comprendidos dentro de esa categoría que se encuentran en funcionamiento.

"Es un tema que ha sido tomado con mucha responsabilidad por todo el arco político de nuestro país, y con esa responsabilidad quiero que lo tomemos aquí", arrancó Schmuck su presentación. La edila radical precisó que el 74 por ciento de las víctimas que han sido rescatadas en los últimos cinco años estaban siendo explotadas "en lugares que estaban habilitados por los gobiernos locales, lo cual no es un dato menor". Seguidamente, la concejala detalló algunos de los operativos realizados durante el año pasado entre la dirección provincial de Lucha contra la Trata, el Instituto Municipal de la Mujer y la Dirección de Inspecciones, "en la mayoría de ellos se constató que se cometían delitos, como en el Palacio Berlusconi y El Escondite".

Schmuck señaló que el rubro "ha servido como disfraz y en realidad son prostíbulos encubiertos donde no solamente se ejerce claramente el proxenetismo, prohibido por ley nacional, si no también en algunos casos, lo que es muchísimo peor, la trata de personas". También brindó algunos ejemplos de municipios que decidieron el cierre de whiskerías y cabarets, además de un proyecto en la provincia de Santa Fe que cuenta con media sanción en la Cámara de Diputados, iniciativa del diputado Jorge Abello (FpV), y otra iniciativa de las diputadas Alicia Gutiérrez (SI) e Inés Bertero (PS). "En ambos casos el tratamiento tuvo un amplio apoyo y falta su tratamiento en el Senado para que tenga una sanción definitiva. Pero soy legisladora local y no puedo esperar los tiempos de la Provincia", argumentó la autora del proyecto.

A la hora del debate, si bien los ediles destacaron que existen puntos de encuentro en el discurso, la discusión terminó enfrascada en la situación en la que quedarían las mujeres que trabajan en estos locales. Incluso, la concejala Foresi pidió conocer qué sucedió en las provincias donde se avanzó con el cierre, por lo que pidió entrevistar a legisladores de esos distritos. "No me quedo tranquila si cerramos y no sabemos qué sucede con las mujeres, debemos ser responsables", indicó la edila socialista. Finalmente, y para no dilatar el debate, López Molina planteó "armar una agenda conjunta" para acelerar las discusiones. En este sentido, acordaron realizar una reunión especial de comisión el próximo 20 de marzo en la que se invitará a distintos sectores para abordar el tema.

Los inspectores. Por segunda vez desde que asumió el cargo, el director Municipal de Inspecciones fue invitado por la comisión de Gobierno del Concejo Municipal. Acompañado por las inspectoras Nancy Aguilera y Sabrina Amiratti, que sufrieron agresiones cuando clausuraron el Palacio Berlusconi el pasado 22 de febrero, Ramírez hizo un repaso de las acciones de la repartición que comenzaron con la clausura de Esperanto, y continuaron con las de Ay Ramírez, Zoom y el Palacio Berlusconi, entre otros. "Había que tomar un impulso más político y es importante que se abra la discusión porque la noche ha cambiado", afirmó Ramírez, que al ser consultado por el concejal Sukerman sobre cuáles fueron las razones por las cuales no realizaron la denuncias de las agresiones sufridas durante la clausura del Palacio Berlusconi ese mismo día, respondió: "Fue una decisión del doctor (Alejandro) Schwartzman", director de Asuntos Jurídicos de la Municipalidad. Ramírez precisó que la denuncia fue realizada en el Juzgado de Instrucción Nº 11, pero su titular, Juan José Alarcón, se declaró incompetente.

Compartir: 

Twitter
 

El jefe de inspectores, Gregorio Ramírez contó su experiencia en la clausura del Berlusconi.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.