CIUDAD › UNA RESOLUCIóN AVALA EL JUICIO ORAL Y PúBLICO POR EL TRIPLE CRIMEN

En manos de la Cámara Penal

Si el Tribunal de Alzada avala al juez de sentencia Julio Kesuani, los tres asesinatos en Villa Moreno podrán juzgarse por separado, en proceso oral, y el encubrimiento se resolverá por escrito, por pedido expreso de dos policías.

 Por Lorena Panzerini

Una resolución judicial avaló que la causa del triple crimen de villa Moreno y el expediente por encubrimiento de los policías implicados, lleguen a la etapa condenatoria por separado. Si la decisión del juez de Sentencia 4, Julio Kesuani (apelada por la fiscalía) es confirmada por la Cámara Penal posibilitará que los cinco acusados por las muertes de los tres militantes sociales lleguen a juicio oral y público. Es que la unificación de las carpetas judiciales implicaría que la sentencia se resuelva puertas adentro de un juzgado, frente a la negativa de los ex policías de someterse a audiencias públicas. En tanto, el fiscal Aníbal Vescovo pidió la prórroga de la prisión preventiva para los imputados.

El conflicto llegará a la Alzada frente al recurso presentado por el fiscal. Si los camaristas confirman la resolución, los acusados de asesinar a Jeremías Trasante, Claudio Suárez y Adrián Rodríguez serán juzgados en audiencias orales y públicas, como decidieron. Pero, si hace lugar al planteo, las causas se acumularán y se cae la posibilidad de audiencias públicas porque para ello todos los imputados --cinco acusados de la matanza y tres efectivos por encubrimiento-- deberían estar de acuerdo, y hay dos policías que manifestaron su negativa.

La causa por los asesinatos de Jere, Mono y Patóm llegó a la etapa condenatoria en el juzgado de Sentencia 4, con cinco imputados. Mientras que la investigación conexa por el accionar policial durante los procedimientos para dar con los presuntos autores quedó en el Juzgado de Sentencia N 6. Este último envió el expediente al otro magistrado por encontrar "conexidad subjetiva" entre ambos hechos, y para que las causas se unifiquen. Sin embargo, la defensa de los policías Eduardo Carrillo y Norberto Centurión pide que se resuelvan por separado, ya que sus clientes se niegan a ir a juicio oral.

Esas idas y vueltas con las dos causas conexas imposibilitaron que el juicio esperado por los familiares y amigos de las víctimas se haya realizado este año, cuando faltan pocos días de cumplirse 24 meses del hecho. Frente a la novedad de esta semana, habrá que esperar la resolución de los camaristas.

La decisión de dos de los tres policías acusados es contraria a lo que plantearon los defensores del "Quemado", Brian "Pescadito" Sprio, Damián "Teletubi" Delgado, Brian Romero y Mauricio Palavecino, a fines de agosto pasado.

Los que se niegan a sentarse en el banquillo de los acusados con los cinco imputados de haber dado muerte a los pibes de villa Moreno, son uniformados que pertenecían a Inspección Zona 3, acusados de haber buscado por sí mismos a la nuera del principal imputado por la matanza, "el Quemado", y comunicarse con éste antes de que fuera detenido.

Entre los fundamentos para la resolución, el juez Kesuani planteó que ambas causas se tramitaron de manera separada, y que igual hubo pruebas para procesar a los policías acusados, con lo cual consideró que esa situación "sigue rigiendo". Sin embargo, Vescovo argumentó que los expedientes se trabajaron por separado, en el juzgado de Juan Andrés Donnola, para "darle celeridad"; pero aclaró que "en definitiva es el mismo hecho y el mismo nudo fáctico".

Jere, Patóm y Mono fueron asesinados en la canchita del club Oroño, en Dorrego y Presidente Quintana, mientras esperaban a unas amigas para ir a una fiesta, aquel 1 de enero. Hasta allí llegaron ﷓﷓según los procesamientos﷓﷓ varios hombres armados y dispararon contra los pibes. El hecho fue corolario de otros episodios: minutos antes, había sido baleado Maximiliano Rodríguez ﷓﷓asesinado en otro hecho, el 5 de febrero pasado﷓﷓. Las pruebas reunidas en la causa de la masacre apuntan al Quemado, padre de Maximiliano, quien enceguecido por el ataque a su hijo habría reunido a los amigos de éste en el Hospital de Emergencias Clemente Alvarez (Heca) para cobrar venganza. Pero los disparos fueron hacia las personas equivocadas.

Compartir: 

Twitter
 

Familiares y compañeros de las víctimas del Triple Crimen esperaban que el juicio oral fuera este año.
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2020 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.