CIUDAD › DIEGO BARRETO CONDUCIRá FUNES, UNA DE LAS TRES CIUDADES DONDE GANó EL PRO

Las ventajas de los barrios cerrados

El edil que creció exponencialmente en votos en pocos años adelantó su apoyo al aumento de la tasa municipal, y dijo que habrá que planificar la ciudad, aunque admitió que prefiere los countries porque "no insumen ningún servicio".

 Por Pablo Fornero

El PRO arañó, de la mano de Miguel Del Sel y Ana Martínez, la victoria en la gobernación y estuvo cerca la intendencia de Rosario, pero debió conformarse con apenas tres triunfos en ciudades santafesinas de menor categoría. Una de ellas es la localidad de Funes, donde el futuro titular del Ejecutivo, el actual concejal Diego León Barreto, superó claramente a los postulantes del Frente Para la Victoria y el Frente Progresista. En seis años, el edil amarillo personificó un crecimiento exponencial en su cantidad de votos, debutó en 2009 con apenas 300 y llegó a la intendencia con 6500 sufragios. En diálogo con Rosario/12 admitió que le "cuesta" decir que es político, dijo que se conduce "con sentido común", consideró "necesaria" la suba de tasas que se está debatiendo en el Concejo y aseguró que si bien cree que deben evitarse nuevas urbanizaciones, si le dan a elegir, preferirá la instalación de barrios cerrados.

¿Cómo vivió los últimos días?

- Tomamos la victoria con mucha alegría, fue un lindo festejo, pero medido. Era una mezcla de sensaciones, la alegría por un lado y paralelamente veíamos que los números en la provincia no eran los que esperábamos, el impacto fue muy grande. Si bien no me preocupa, todos sabemos que es mejor o más simple tener la misma bandera política, había una mezcla entre la preocupación de Miguel Del Sel y nuestra sensación, pero hoy estamos transitando esto con tranquilidad, pero mucha responsabilidad, estamos trabajando ya desde adentro ya que gentilmente nos dejan visitar todos los días alguna dependencia aprendiendo un montón de cuestiones. El día del festejo recibimos el amable visita de la doctora (Mónica) Tomei, (a quién León Barreto superó en la interna del PRO) que vino a felicitarnos, pero aproveché de decirle que yo iba a buscar una transición ordenada y tranquila para que el vecino no lo sienta. Se está dando, estoy feliz por eso, tenemos mucho por aprender.

- El Pro estuvo cerca de la victoria en la gobernación y en Rosario, pero finalmente solo se quedó con tres intendencias, ¿le preocupa gobernar en ese contexto?

- No, no me preocupa. Con el respeto que me merecen los otros candidatos que competían por la intendencia, continuamente basaban su campaña en la relación o la posibilidad de gestión, tanto con un gobierno nacional o uno provincial. Esto lleva a ocuparnos y no preocuparnos y a tener sí una buena relación con el gobierno provincial, descarto que de nuestra parte vamos a tener la amplitud para que Miguel Lifschitz como gobernador disponga de la ciudad para que juntos la hagamos crecer.

-¿Y de la otra parte que espera?

- Creo que va a haber diálogo, en este caso el socialismo, y si vamos a hablar de partidos políticos, debe aprender de algunos errores que ha cometido. Deben continuar con las cosas que han hecho bien, que son muchas, y ajustar las que no. Nosotros vamos a ser una intendencia y una ciudad que va a estar trabajando codo a codo con la provincia para mejorar, sobre todo las cosas, la cuestión de seguridad que a todos nos preocupa.

- En algunas entrevistas dijo que iba a ser el "intendente del vecino", incluso por sobre sus ideales, ¿qué significa eso?

- Soy un convencido de eso, yo elegí la fuerza del PRO para desarrollar mi vida política porque sentí que era un espacio donde todo estaba por hacerse, porque en aquel momento, cuando conocí a Mauricio Macri hace ya nueve años, después de haber charlado con él y otros jóvenes profesionales, me encantaron sus formas, cómo iba a encarar él su proyecto político y decidimos meternos en esto, no solo yo, sino varios de mis amigos, que hoy incluso trabajan conmigo. Pero soy intendente de la ciudad de Funes, no puedo ser intendente de 6500 personas, tenemos que llevar la bandera de la ciudad.

- Por estos días se debate en Funes un aumento de TGI, ¿es inevitable incrementar una vez por año la tasa?

- Hay algo que no podemos negar, el proceso inflacionario que sufre nuestro país, con un acuerdo de paritarias ya concretado. En Funes hace ya un año y medio que no se toca la tasa, hoy el Ejecutivo intenta de nuevo aumentar, cosa que creo necesaria, es fundamental decirlo tal cual. Como bien usted dice, somos la ciudad que más creció y sobre todo la que más va a crecer. Hay que empezar a preparar un panorama presupuestario para poder llegar a todos los barrios con los servicios, hoy no se está llegando.

-¿La TGI es la única variable de ajuste?

- Nosotros tenemos que hacer tres cuestiones. Vamos a administrar mejor, estoy convencido que hoy no tenemos una buena administración, podemos mejorar y ser más eficientes. Segundo, tenemos que rever la tasa, porque no podemos desestimar estos aumentos en insumos y sueldos vía paritarias. Y tercero, tenemos que gestionar la posibilidad de créditos y subsidios ante los gobiernos provincial y nacional para traer beneficios.

- Funes atraviesa un intenso proceso de urbanización, ¿va a permitir el desarrollo de nuevos emprendimientos?

-De cualquier tipo no. Acá se debe dar una discusión de forma urgente, qué tipo de ciudad queremos y hacia dónde vamos. Como gobierno, no podemos permitir que la planificación de la ciudad nos la dirija el interés del privado. Son dos cosas diferentes...

-No es un concepto muy PRO...

-No es un concepto muy PRO sin dudas, pero tenemos que planificar y ver qué ciudad queremos. Yo quiero una ciudad verde, turística y de servicios, eso es fundamental. Dentro de ese contexto, recibir y generar un panorama claro, con reglas claras y de tranquilidad y seguridad para todo privado que quiera venir a invertir. Pero hoy padecemos urbanizaciones que se aprobaron con total irresponsabilidad y nosotros en el futuro no sabemos cómo vamos a poder abastecernos de servicios. Esa es una realidad, como Municipio, y se lo dije a varios empresarios que me visitaron, no podemos aprobar 100 metros de urbanización abierta porque no podemos llevarles servicios. Si yo mañana urbanizase 100 metros más sería un acto irresponsable.

- Alguno de los modelos, barrios cerrados, abiertos, ¿ya caducó?

-Esto ya es una cuestión más empresarial que comercial, si viene la posibilidad de un barrio cerrado y está dentro de esta planificación de ciudad vamos a evaluarlo, sin dudas. Hay que volver a destacar que un barrio cerrado no insume servicios a la ciudad, nosotros como Municipio no le brindamos en contraprestación ningún tipo de servicios, y esos propietarios que vienen a vivir a un barrio cerrado pagan la tasa igual que los que vivimos afuera. Ese dinero es utilizado para poder darle servicio a los que viven en el barrio abierto.

-¿Quiere decir que hoy el gobierno municipal se compra un problema si aprueba un loteo abierto?

- Totalmente, totalmente. Y si no, no hay que aprobar ninguno. Si es un perjuicio, ninguno, pero si me das a elegir...

- Prefiere un cerrado...

- Totalmente.

- El crecimiento de la ciudad oculta las necesidades sociales de un sector vulnerable de la población, ¿qué lectura hace de este Funes?

- Mi lectura es muy clara, debemos integrar la ciudad y siempre que hablo de inversiones digo que el beneficio tiene que ser para todos. Cuando digo para todos, digo para este porcentaje de la ciudad de Funes que muchas veces desde otras ciudades vecinas desconocen, porque cuando los llevás a recorrer te dicen: "¿Esto es Funes también?". Claro, recorren la zona céntrica, de la ruta para el sur. Hay un Funes con muchas necesidades, hay muy poca accesibilidad, muy poca iluminación. El progreso tiene que ser para todos.

-Al PRO se lo critica por su visión de un Estado pequeño, por la idea de privatizar servicios públicos, usted parece renegar de ciertas cuestiones del macrismo...

- No reniego, pero me cuesta decir que soy político. Yo me manejo mucho con sentido común y también entiendo y soy un convencido que este fanatismo de ideales de partidos políticos nos ha llevado a estar dónde estamos. Tenemos que romper con ese estigma que tenemos como PRO.

Compartir: 

Twitter
 

Diego Barreto gobernará para "los vecinos" y expresó que le cuesta nombrarse político.
Imagen: Andrés Macera
 
ROSARIO12
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.