soy

Viernes, 3 de mayo de 2013

SER Y ESTAR

Walter Soares

Actor, director, productor y creador de arte / Facebook: walter soares
Elegí este espacio de mi casa porque fue el primero que se me vino a la cabeza.

 Por Sebastián Freire

1 Máscaras Las máscaras me permiten estéticamente cambiar de cara en escena frente al público y en el acto. Me gusta la belleza en el rostro de cualquier personaje. Con las máscaras puedo crear seres a mi antojo. También las uso porque si yo quiero tener seis personas con las caras iguales, no tengo otra forma de conseguirlas. En nuestros espectáculos trabajamos mucho el látex para crear estas máscaras. Así que tenemos moldes de las caras de todo nuestro elenco. Con el látex dibujamos y diseñamos todos los personajes: libélulas, hadas, monstruos, hombres y mujeres. El uso del látex nos permite crear la ilusión de que es verdad lo que estás viendo sobre el escenario. 2 Plumas Las plumas son las que les dan movimiento a cascos, tocados y capas. Hay muchos tipos de plumas: faisán, ganso, avestruz, aves del paraíso. Las plumas son muy glamorosas e inigualables. No hay elemento que te deje mostrar un tocado como las plumas, nada las iguala. Me gusta mostrar la desnudez de las mujeres a través de las plumas. Además las plumas te permiten maniobrarlas de mil formas. La primera vez que trabajé con plumas fue en el ’85 con el grupo Caviar. Siempre fueron usadas muy sutilmente por la mano y el diseño de Renata Schussheim, quien ha sido mi maestra en mis primeros años de carrera. 3 Espejos Con los espejos puedo mostrar el destello más importante en escena, mucho más que con un estrás o una lentejuela. Los espejos de lejos son mucho más efectivos que cualquier otra piedra. El espejo es sublime. Lo que pasa con este elemento es que muy pocas personas saben utilizarlo. Recuerdo que el primer enterito de vidrio que me hice fue hace veinte años. Y fue tan impactante que en Bunker me contrataron para que simplemente me parara sobre un parlante y me moviera lentamente mientras me iluminaban con 6 reflectores. Enseguida me vieron otros y lo quisieron hacer también. Fue terrible porque se lo pusieron a un grupo de bailarines y se cortaron todos. Hay gente que se piensa que es soplar y hacer botellas. 4 Alas Me encanta usar alas, con todo lo que tiene que ver con personajes mitológicos y de fantasía. La estética y lo bello del movimiento de las alas no los tienen los brazos de un ser humano. La sensación del volar en escena me emociona hasta el día de hoy. Si de verdad te metés en el personaje, teniendo un ejército de gente alada no hay imagen que supere eso. Con todos estos elementos puedo fantasear y crear diariamente escenas distintas. Siendo el artista que soy, tengo la posibilidad de ser grande y poder seguir jugando como cuando era chico.

Compartir: 

Twitter
 

 
SOY
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.