El caso de la violación grupal

La movilización y las tomas de universidades tienen lugar después de un caso de violación similar al de “La Manada” española. El 29 de abril, una mujer fue violada por cinco varones que vestían la camiseta de la Universidad de Chile, luego del partido que el equipo de fútbol disputó contra la Universidad de Concepción. La víctima, de 28 años, fue interceptada por este grupo en las inmediaciones del Estadio Nacional. La amenazaron con un cuchillo y la llevaron a una plaza donde abusaron de ella y le robaron el celular. Después, la mujer se dirigió a su casa y le contó lo sucedido a su marido, quien la llevó a un centro de salud. Todavía no se encontró a los responsables. Agrupaciones feministas marcharon frente al estadio para reclamar justicia. Por su parte, “Los de Abajo”, la barra de la Universidad de Chile emitió un comunicado repudiando el hecho. “No toleraremos cobardes de esa calaña vistan nuestra camiseta –se solidarizaron los hinchas–. Creemos en un club y una barra más respetuosa e inclusiva con las mujeres, sin ningún tipo de violencia contra el género femenino.”

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ