Carta de lectores

Tiempo de unidad

Faltan dos semanas para el cierre de listas en la provincia de Santa Fe.

El dificilísimo presente que vive nuestra provincia y la gran mayoría de nuestros compatriotas nos obliga a asumirlo con la mayor de las responsabilidades.La unidad política y electoral del peronismo y el más amplio arco de fuerzas populares, progresistas y de izquierda es un imperativo si queremos ser capaces de construir una salida.

Como dijimos en la "Carta abierta a la militancia del movimiento popular" que hicimos pública el año pasado, este desafío nos empuja a traspasar fronteras, tejer puentes, romper dogmas y dejar atrás disputas secundarias, sin que ello signifique resignar las identidades, historias y convicciones que portamos y nos definen.

Toda división del espacio opositor es funcional a la continuidad del Frente Progresista en el gobierno y al avance de Cambiemos.

La unidad del Frente Justicialista, el Frente Social y Popular, Igualdad y Participación y Ciudad Futura es la herramienta común a hacer posible entre todos y todas.Una gran PASO con todos los sectores del peronismo y el conjunto del movimiento popular para definir el/la candidata/a a gobernador/a e intendente/a, donde cada uno apoye a quien más lo representa o presente su propia propuesta, es el desafío que tenemos para recuperar la provincia y la ciudad de Rosario para el conjunto de la sociedad.

No nos puede pasar que la lógica del cálculo mezquino, sectorial o individual, donde cada uno toma una definición en función de qué le "conviene" para garantizar "su lugar", se imponga a una política que tiene que ponerse por encima de los intereses particulares y tomar decisiones en función de qué es lo mejor para las grandes mayorías.

La gravedad del momento que atravesamos nos lo exige a todos y todas, sin excepción. Sólo así será posible abrir un nuevo horizonte de esperanza para nuestro pueblo y volver a tener un gobierno que defienda al trabajo, la producción nacional y los derechos ciudadanos como principios y valores irrenunciables.

Sebastián Artola

 

 

Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ