Avi Avital toca en el Coliseo con la orquesta L'arte del mondo
Un virtuoso de la mandolina
El israelí es un músico sorprendente por carácter y técnica. Tocará obras de Vivaldi, Bach, Bartok y De Falla.

Hoy jueves a las 20.30 en el Teatro Coliseo, en el ámbito de la temporada de conciertos de Nuova Harmonia, se presentará la orquesta de cámara L’arte del mondo, dirigida por el violinista Werner Ehrhart. Como solista actuará el virtuoso de mandolina Avi Avital. El programa incluirá obras para orquesta de cuerdas de Giovanni Battista Sammartini, Evaristo Felice Dall´Abaco y Félix Mendelssohn, además del Concierto para violín BWV 1041 de Johann Sebastian Bach, con el mismo Ehrhart como solista.

Avi Avital, músico sorprendente por carácter y técnica, abordará el Concierto RV 93 en Re mayor para mandolina y orquesta, de Antonio Vivaldi y la “Ciaconna” de la Partita para violín en re menor BWV 1004 de Bach, además de obras de Bela Bartok y Manuel De Falla, transcriptas por él mismo para su instrumento.

Avital nació en Be’er Sheva, Israel, en 1978, en una familia judeomarroquí. Su primer contacto con la mandolina fue a los 8 años, con un instrumento que era de su vecino y desde entonces cultivó un estilo personal. Su carisma, su musicalidad y un arduo trabajo de rescate de obras originales y transcripciones, le han devuelto al instrumento el brillo y la presencia que no tenía desde el siglo XVIII.

Es el primer solista de mandolina nominado para un premio Grammy, además artista exclusivo de Deutsche Grammophon, y en la actualidad es uno de los favoritos en el circuito internacional de festivales. Actuó bajo la dirección de nombres ilustres como Zubin Mehta y Kent Nagano, entre otros.

Distinguida por su versatilidad y por la amplitud de su repertorio, La orquesta L’arte del mondo, fundada en 2004, aborda programas de música antigua con instrumentos históricos y también se dedica al repertorio moderno y contemporáneo. En este sentido, su trabajo incluye numerosos estrenos mundiales y redescubrimientos, tanto en el campo sinfónico, como en la ópera y el oratorio.

Bajo la cuidadosa dirección de Ehrhardt, L’arte del mondo grabó numerosos discos con repertorios de ópera y oratorios, además de música sinfónica, muchos de los cuales obtuvieron reconocimientos a nivel internacional. 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ