El macrismo hace campaña para reunir 150 mil fiscales para el 27 
Un comando especial por el "alerta fraude"
Bajo el mando de Dietrich, buscan reunir fiscales que estarán coordinados desde un call center con abogados para salir a denunciar. Denuncian presiones en dependencias oficiales.
El ministro Dietrich es quien se encarga de coordinar la campaña.El ministro Dietrich es quien se encarga de coordinar la campaña.El ministro Dietrich es quien se encarga de coordinar la campaña.El ministro Dietrich es quien se encarga de coordinar la campaña.El ministro Dietrich es quien se encarga de coordinar la campaña.
El ministro Dietrich es quien se encarga de coordinar la campaña. 

El video está siendo viralizado por Whatsapp por Juntos por el Cambio, entre sus potenciales fiscales. Se titula "Alerta Fraude" y muestra supuestas imágenes de aprietes, pago por votos, "embarazo de urnas", entre otros crímenes que, según sostienten, ocurrieron en las PASO. Lo condimentan con una serie de videos confusos, cuya procedencia no se aclara. El video es parte de la campaña de fiscalización de Juntos por el Cambio que están coordinando el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, el viceministro del Interior, Sebastián García de Luca y el secretario de Asuntos Institucionales, Adrián Pérez. Se propone reunir 150 mil fiscales para el 27 de octubre, que estarán coordinados desde un call center oficial con abogados prestos a salir a denunciar. Por lo pronto, las denuncias llegan desde otro lado: en la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV), que depende de Dietrich, los empleados denuncian que los están presionando para sumarse a fiscalizar (ver aparte)

Si hay algo en lo que insiste el presidente Mauricio Macri en cada acto del "Sí, se puede" es en la fiscalización. Lo repite cada vez. Y remarca que hay que "cuidar el voto" de la mano de discursos que propagan otros dirigentes del oficialismo, como Elisa Carrió y Miguel Angel Pichetto, que apuntan a la idea de que perdieron varios puntos porcentuales por maniobras non sanctas del peronismo. No importa en esas denuncias que el escrutinio definitivo validó el resultado de las PASO y hasta amplió la diferencia. Tampoco que el oficialismo es el que organiza la elección y no la oposición. El video que comenzaron a circular entre sus potenciales fiscales alimenta esa idea de un posible fraude.


El video se comparte con el texto que dice:"Hay 7 trampas muy claras que nos van a querer hacer este 27 de octubre. Mirá este video y compartilo para que nadie nos robe los votos #ALERTAFRAUDE". En las imágenes, se ven imagenes donde una mujer grita "esto es fraude porque yo no voté", pero no se aclara si es una situación real ni dónde ocurrió. También habla de que "les dan plata, la boleta y lo llevan a votar". "Impugnado. Tiene un voto del Frente de Todos y 500 pesos", dice alguien en una imagen poco clara que tampoco se aclara si es verídica o una teatralización. También hablan del "embarazo de urnas" con votos adentro y otro video filmado con un celular muestra a una persona increpando a un hombre que se baja de un auto con una urna. Nuevamente, no se aclara de dónde son las imágenes, ni si hubo alguna denuncia formal.  El video incluso muestra una vieja entrevista a Felipe Solá donde explica cómo se hace el "voto cadena". Por último, denuncia supuestas amenazas a fiscales y muestran a una mujer gritando "vamos a volver" y discutiendo con otra, en otra secuencia tomada con un celular. Nuevamente sin datos de lugar donde habrían ocurrido las presuntas agresiones o de si son reales. Hay un manual similar circulando, con instrucciones contra el fraude. 

En esa tónica se aproxima a las elecciones el comando de campaña de Juntos por el Cambio, que tiene una nueva dirección colegiada a la que se sumó Dietrich. Antes dependía de un universo poco claro de dirigentes vinculados al jefe de Gabinete, Marcos Peña. "Tal vez por eso nos fue así con al fiscalización", bromeaban (o no) en el PRO. A ese comando se sumó también García de Luca, que proviene del sector de Emilio Monzó, nunca más distante de Peña que ahora, y Adrián Pérez. La meta es llegar a 150 mil fiscales para octubre. En el oficialismo sostienen que ya incorporaron unos 50 mil fiscales nuevos,  a los que se somete a un control para que no haya "infiltrados" y luego se les da una capacitación. Las formas de reclutar son variadas: mesas en la calle, marchas de Macri, Whatsapp, redes sociales, lo que sea.

"Estamos viendo de asignarles tareas a todos, porque todos los días se suma más gente que quiere comprometerse", dijo Dietrich al diario La Nación.  Hay un call center en las oficinas partidarias del PRO sobre la calle Balcarce que se ocupa de procesar las solicitudes, contactar a quienes se anotan y asignarles una mesa. También les da un teléfono donde habrá abogados disponibles para atender las denuncias que esperan recibir. Especulan con sumar "dos o tres puntos" con la fiscalización. La ilusión nunca se pierde.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ