Tras el bochorno y varias idas y vueltas
Macri revocará el Protocolo de aborto no punible
El Gobierno finalmente ratificó la marcha atrás con el Protocolo de interrupción legal del embarazo que había sido publicado ayer. Desde la Casa Rosada explicaron que la derogación es por “inconsulta al Presidente” y que no se le pidió la renuncia al secretario de Salud, Adolfo Rubinstein.
Imagen: NA

El gobierno de Mauricio Macri confirmó que revocará el Protocolo nacional de abortos no punibles que oficializó ayer, miércoles, con su publicación en el Boletín Oficial.

Este mediodía, a la salida de la reunión de Gabinete, el ministro de Educación, Alejandro Finochiaro, confirmó que el veto será publicado mañana, viernes, en el Boletín Oficial, y que Adolfo Rubinstein, el Secretario de Salud que firmó la resolución efímera, no renunció ni recibió pedidos para que lo hiciera.

La resolución se va a revocar. Saldrá publicada mañana, supongo, en el Boletín Oficial y esto tiene que ver simplemente con una cuestión de forma y de cómo se toman las decisiones en un gobierno", dijo Finochiaro en referencia a las versiones según las cuales el Secretario Rubinstein habría decidido unilateralmente oficializar el Protocolo y recorrer, sin que nadie estuviera al tanto, el camino burocrático hasta su publicación.

Finochiaro originalmente había sido designado para responder preguntas a la prensa en compañía de la ministra de Desarrollo y Salud, Carolina Stanley, de quien depende la Secretaría de Rubinstein. La ministra, sin embargo, no llegó al encuentro; apenas confirmó que se venía el veto a algunos periodistas, a la salida de la reunión de Gabinete. “El protocolo va a ser derogado porque fue una decisión inconsulta del secretario de Salud”, aseguró.

El ministro de Salud aseguró que el veto al Protocolo "no hace un juicio de valor ni sobre la resolución en sí misma y su fondo, ni hace un juicio de valor sobre la persona de Adolfo Rubinstein. Lo que sí sucede es que los ministros sabemos que tenemos un margen de autonomía muy amplio con el presidente Macri, pero que hay temas que debemos consultar con el presidente".

Finochiaro aseguró que “lo que el presidente y la ministra Stanley entendieron es que, tratándose de un tema tan sensible, debió haber tenido otro tratamiento en Gobierno”. “Haber discutido, consultado con la ministra”, abundó, antes de subrayar que se trató de “una cuestión de forma”.

El ministro de Educación señaló que, durante la reunión de Gabinete, el tema fue abordado como “un tema de conciencia”. “Hay personas dentro de nuestro gobierno que piensan de una manera y personas que piensan de otra. Lo mismo pasa con nuestras bancadas en el Congreso”, se explayó. Además, señaló, “cuando un gobierno se encuentra a dos semanas de entregar el mandato, administra pero no toma ninguna decisión que pueda comprometer a la próxima administración”.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ