La prohibición del Central regirá hasta fin de año

Los bancos no podrán distribuir dividendos

Imagen: Sandra Cartasso

El Banco Central suspendió hasta el 31 de diciembre la distribución de utilidades de los bancos. A mediados de marzo ya se había anunciado una medida idéntica hasta el 30 de junio y ahora se prorrogó. El objetivo es que el dinero permanezca en las entidades financieras locales permitiendo potenciar la entrega de créditos necesarios para asistir a empresas y familias afectadas por la pandemia. Esta iniciativa ya fue adoptada por la banca central de Europa, Suecia, Australia, Canadá, Brasil, Rusia, India y Sudáfrica, entre otros.

El Banco Central Europeo (BCE), que se encuentra a cargo de la ex mandataria del FMI, Christine Lagarde, fue uno de los pioneros. A fines de marzo pidió a la banca de la Zona Euro que no avance en el reparto de los dividendos pendientes de 2019 y 2020 hasta principio de octubre, mientras se aclara el panorama de incertidumbre causado por la pandemia.

La distribución de resultados consiste en repartir el beneficio contable que obtienen los bancos durante un período y pueden o bien repartirse entre sus socios o accionistas en forma de dividendos o bien mantenerse en el banco en forma de reservas. Al limitar el giro se permite “reforzar la capitalización del sistema financiero”.

En este punto se destaca que los bancos deben disponer recursos para colaborar con sectores afectados de la economía a través de financiamiento a tasas moderadas. Por disposición del Gobierno las entidades bancaras están entregando créditos a tasas de interés del 24 por ciento a empresas para financiar el pago de salarios y el capital de trabajo. Adicionalmente, trabajadores monotributistas y autónomos están recibiendo préstamos a tasa cero.

Los bancos fueron una de las pocas actividades con ganancias en los últimos años, cuando las políticas del macrismo generaron un fuerte impacto para la producción y el consumo. El informe sobre bancos del Central de diciembre pasado señaló que “el conjunto de bancos obtuvo ganancias nominales equivalentes a 8,7 por ciento del activo (ROA) y a 67,4 por ciento del patrimonio neto (ROE). El sistema financiero cerró el año 2019 con un ROA nominal acumulado de 5,1 por ciento y un ROE nominal de 44,4 por ciento”.

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ