El DT de Independiente no se achica a pesar de la crisis institucional

Lucas Pusineri: “Todavía estamos a tiempo de conformar un buen plantel”

Mientras le da rodaje a juveniles del club, intenta que no se vaya ningún jugador más y trabaja con la dirigencia para sumar futbolistas de experiencia, el entrenador busca equilibrar los tiempos para llegar en condiciones a un debut que aún no tiene fecha.   
Lucas Pusineri, DT de Independiente.Lucas Pusineri, DT de Independiente.Lucas Pusineri, DT de Independiente.Lucas Pusineri, DT de Independiente.Lucas Pusineri, DT de Independiente.
Lucas Pusineri, DT de Independiente. 
Imagen: Fotobaires

Cuando restaban cuatro minutos para que Boca se llevara el triunfo de Avellaneda y la igualdad en la punta de la tabla a una fecha del final, apareció Lucas Pusineri y de cabeza puso el 1-1 para devolverle el alma a un equipo que una fecha después sería campeón ante San Lorenzo. Esa capacidad de elevarse por encima de todo que tuvo como jugador en aquel Apertura 2002 –en lo que fue el último campeonato local del club –es lo que intenta repetir ahora como entrenador, en una institución marcada por una profunda crisis económica que provocó la salida de varios jugadores del plantel: Juan Sánchez Miño, quien rescindió su contrato resignando una deuda y poniendo de su bolsillo para irse a otra institución. Martín Campaña, Fernando Gaibor, Leandro Fernández y Cecilio Domínguez -que había llegado como el refuerzo más caro en la historia del club y finalmente se vendió a la MLS- son otros futbolistas que abandonaron el club. A pesar de las complicaciones, nada parece doblegar el ímpetu de Lucas Pusineri, quien tomó las riendas del equipo el primer día hábil del año y lleva 11 partidos en el cargo con cuatro victorias, dos empates y cinco derrotas incluyendo Superliga, Copa de la Superliga y Copa Sudamericana. Ambiciona mucho más e insiste por incorporaciones que le den equilibrio al plantel y más competencia interna. De todo esto y más habla en exclusiva con Página / 12.

-¿Cómo es el día a día en Independiente tras el parate por la pandemia?

-La vuelta ha sido una alegría para todos porque fue algo ilógico lo que pasó. Un futbolista de alto rendimiento tiene alrededor de 30 o 35 días de vacaciones en todo el año. Con este período de ausencia fue como si hubieran tenido cuatro años seguidos de vacaciones. La capacidad aeróbica que hay que tener para poder mejorar es complicada porque los jugadores han perdido mucho estado físico. Hoy por hoy con los entrenamientos los estamos volviendo a mejorar. Siguiendo los protocolos, las primeras dos semanas trabajamos por andariveles y ahora ya juntamos a diez jugadores. La idea es tomar todos los cuidados para que ninguno se contagie y tenga que perderse ensayos nuevamente.

-¿Cómo define el presente institucional de Independiente?

-Pienso que todas las instituciones tienen complejidades. Si Barcelona, que es uno de los mejores equipos del mundo, tiene complicaciones en su estructura obviamente nosotros también las vamos a tener, salvando la distancia. Convivimos con las cosas que pasan y tratamos de encontrarle soluciones. Mi lema frente a las adversidades es hacerle frente, siempre tratando de ser competitivo. Intentar surfear la ola en busca de ser mejores y más equilibrados sabiendo que hoy la paridad de los equipos es muy amplia

-¿Cuánto afecta las complicaciones económicas a la confección del plantel?

-Todavía estamos a tiempo de conformar un buen plantel. Hay algunos futbolistas que han hecho las cosas muy bien en el semestre anterior. Por ejemplo, tenemos a Sergio Barreto (21), Thomas Ortega (19), Lucas González (20), Alan Soñora (22), Braian Martínez (21) y a Alan Velasco (18) a los que les vemos mucha proyección. La verdad es que pueden rendir muy bien en una situación de mayor armonía, de más cordialidad y de mejor armado de plantel con jugadores que los respalden desde su experiencia y que los apuntalen. En esa sintonía creo que estamos haciendo una buena gestión y en el futuro estaremos en presencia de un equipo con mucho sentido de pertenencia. Esperamos que los resultados nos acompañen para lograr credibilidad frente a todas las cosas que están pasando. Yo me tengo fe porque en lo que llevamos de trabajo, sacando algún partido, creo que fueron más las buenas que las otras.

-¿Cuál es el vínculo con Jorge Burruchaga, manager de la institución, quien recientemente contrajo coronavirus y tuvo que aislarse?

-La idea es consensuar en la incorporación de los futbolistas para lograr un plantel que esté más equilibrado a partir de los contratos que se puedan llegar a firmar porque en este club hay que ganar. En ese ida y vuelta que tenemos con Jorge tratamos en lo posible de hacer un equipo competitivo. Tanto él como la comisión directiva sabe de la necesidad que tenemos de refuerzos para rodear mejor a nuestros jóvenes que están haciendo sus primeras armas. Después de su positivo todos nos hicimos el test y dio negativo, pero las balas pasan cerca.

-¿Sorprende a alguien que supo ser campeón en una institución con tanta historia ver cómo los jugadores se van libres o pelean con vehemencia por la libertad de acción?

-Cada uno tendrá su responsabilidad y su versión. Con su accionar cada quien demuestra su verdad. El club había entrado en un desgaste con los futbolistas el año pasado y la situación se arrastró hasta este año. Esperamos mejorarlo de cara al futuro con mejor predisposición de los directivos y de los futbolistas para lograr una mejor convivencia

-Fabricio Bustos y Alan Franco, surgidos de las inferiores, son sondeados del exterior, pero a la vez parecen números puestos para ser referentes si se quedan. ¿Qué pasará con ellos?

-Tanto Fabricio como Alan son jugadores nacidos en el club y patrimonio de la institución. Me pone contento el nivel muy bueno que demostraron y que tienen. Que los vengan a buscar significa que han hecho las cosas muy bien. Después, siempre que sirva a todas las partes, veo bien un progreso. Aunque hoy la realidad indica que están en el club y esperamos seguir disfrutándolos.

-Recientemente se sumó Federico Rotela, lateral o volante por derecha de 21 años libre de Racing. ¿Se buscó reforzar la reserva, es una apuesta o una oportunidad?

-Lo considero como una oportunidad. Obviamente, Fernando Berón tuvo mucha más injerencia que yo porque realmente no lo conocía. El jugador comenzará en Reserva y lo vamos a visualizar. Si su rendimiento es muy bueno seguramente a posteriori vendrá al plantel profesional.

-Agustín Rossi, Pedro Gallese, Alexander Domínguez y Paulo Gazzaniga son algunos de los arqueros que sonaron como refuerzos. Evidentemente el arco es un frente a solucionar…

-La verdad es que con la ida de Martín Campaña tenemos un lugar a resolver para que nos cree competencia interna tanto a Milton Álvarez como a Renzo Bacchia. En definitiva lo que estoy pidiendo es que vengan futbolistas ante la salida de jugadores que dejaron la institución durante el receso. No pido nada desorbitante en la medida que Independiente quiera ganar cosas o por lo menos pelearlas. Un buen plantel, de jerarquía, te lo da una competencia interna que alce la vara.

-¿Ya se palpita el debut o todavía está lejos?

-Lo veo lejos, si bien hoy tengo la posibilidad de saber que Conmebol tiene definida la vuelta de la Copa Sudamericana a partir del 27 de octubre, lo que nos llevaría a estar jugando por esa fecha. El campeonato local y la Copa Argentina se irán viendo con el correr del tiempo, así que mientras vamos adaptándonos a esta nueva modalidad de entrenamiento a la que también le encontramos cosas positivas.

[email protected] 

Suplementos
Suplementos
Tu navegador tiene deshabilitado el uso de Cookies. Algunas funcionalidades de Página/12 necesitan que lo habilites para funcionar. Si no sabés como hacerlo hacé CLICK AQUÍ