San Luis no puso la firma

San Luis resiste. El gobierno conducido por Alberto Rodríguez Saá se negó a firmar el Consenso Fiscal que planteó el presidente Mauricio Macri. Como punto central de la discordia, estuvieron los reclamos que San Luis le hace al Estado nacional hace años. El vicegobernador, Carlos Ybrhain Ponce, sostuvo ayer que “la provincia de San Luis no está dispuesta a firmar ningún acuerdo a las apuradas. Mucho menos si a simple vista son perjudiciales para nuestra provincia y nuestros habitantes”. “El acuerdo propone que San Luis desestime el cobro de 17 mil millones con sentencia firme de la Corte Suprema de Justicia, y otros juicios en proceso por otros 22 mil millones, a cambio de percibir aproximadamente 2 mil millones en bonos repartidos en 10 años. Sin duda una propuesta inaceptable”, indicó el vicegobernador. “Sumado a esto, la Nación no se compromete a resolver ninguno de los temas pendientes: obras de infraestructura comprometidas; promoción industrial y mecanismos de fomento al trabajo; deuda de PAMI con hospitales autogestionados; ejecución de 1200 viviendas, entre muchos otros temas pendientes”, enumeró.