Plan para bajar costos textiles
Con la misma tijera

El Ministerio de Producción difundió ayer que en los próximos días buscará cerrar un acuerdo de “mejora de la productividad” con las cámaras empresarias y gremios del sector textil, con el objetivo de incrementar la oferta y reducir costos laborales no salariales. Así lo adelantó ayer el secretario de Transformación Productiva, Lucio Castro. “Con el sector textil estamos trabajando en un proyecto que está prácticamente cerrado. El acuerdo, entre otras cuestiones, comprende la posibilidad de implementar una rebaja de costos laborales, pero no salariales, y una mayor formalización del sector que tiene casi un 75 por ciento de trabajadores en negro en el sector de confección”, indicó el funcionario.

El Gobierno considera que la rebaja de aportes patronales genera un incentivo a la formalización y el aumento del empleo registrado. Sin embargo, fuentes del sector advierten que si no se corrige el mayor ingreso de importaciones y la depresión del mercado local, no hay incentivo que valga. El sector textil acumuló en 2017 una caída del 8,6 por ciento en el nivel de producción, según datos del Indec. Esa merma se monta sobre una baja del 27,4 por ciento que los textiles sufrieron en 2016 frente a 2015.