CULTURA › ENTREVISTA A CARLOS GARDINI

Los desafíos de la ciencia ficción

Se define como un “fabulador”. Página/12 presenta mañana dos de sus novelas cortas.

Por Angel Berlanga

Parece claro que la obra de Carlos Gardini en los últimos tiempos tiene más y mejores reconocimientos y ediciones en Europa que en Buenos Aires, ciudad donde nació en 1948 y donde escribe, traduce e imparte un taller literario de un género que desde hace más de dos décadas cultiva aquí, y desde hace algo menos cosecha más bien allá. Buenos ejemplos son Los ojos de un Dios en celo y El libro de las voces, las dos novelas cortas –hasta ahora inéditas en la Argentina– que aparecerán publicadas junto a Página/12 mañana, en lo que constituye la tercera entrega de la serie “Literatura fantástica y ciencia ficción”. Con ambas ganó, en 1996 y 2001, respectivamente, el premio internacional que otorga la Universidad Politécnica de Cataluña. Dos de sus últimas novelas, para más datos, fueron publicadas exclusivamente en España: se trata de El libro de la Tierra Negra y Vórtice. Sus primeros libros de cuentos, Mi cerebro animal y Primera línea, aparecieron en 1983; su última novela, Fábulas invernales, también inédita aquí, fue seleccionada este año como finalista del premio Minotauro.
Pablo Capanna, quizás uno de los ensayistas argentinos más prolíficos y agudos dentro del género ciencia ficción, propone en el prólogo que la “empecinada actitud esperanzada” de los protagonistas de las dos historias, “alejada del nihilismo que anima a autores de otras latitudes”, acaso sea lo que atraiga al público “de un mundo más estable”, léase Europa (Gardini publicó además en Italia y en Francia). “Es una cuestión de fe personal, evidentemente, aunque no me propuse hacer un planteo esperanzado; esto es más emocional que intelectual, pero si en los libros salió así es porque es así: los libros dicen más que lo que uno quiere decir –sostiene Gardini en su casa de Villa Devoto–. Coincido plenamente, además, con que hay una especie de nihilismo fácil no sólo entre los escritores de ciencia ficción, sino en los intelectuales contemporáneos. No es que yo me considere uno de ellos: soy un fabulador, un escritor, lo que no significa que sepa de todo. Pero veo a veces una actitud un poco negra, y me parece que deriva de conductas un tanto perezosas.”
–¿Por qué cree que se publica tan poca ciencia ficción en la Argentina?
–Yo he peleado tanto con el tema de las editoriales que ni lo quiero pensar. Es toda una historia la falta de espacio para el género. Pero vamos a decirlo así: hoy en día, con el regreso de Minotauro a la Argentina, creo que se abre una puerta. Esta colección que publica el diario, además, es otro signo de que se están abriendo algunos espacios.
–Su obra se enmarca casi íntegramente en la ciencia ficción. ¿Por qué eligió este género?
–Es que hay un montón de problemas que se plantean mis personajes que no podrían desarrollarse en otro género. El asunto de hasta qué punto el conocimiento puede ser objetivo, hasta qué punto el conocimiento de unos interviene en otros, es un problema clásico, ya no sólo de las ciencias sociales, sino de las ciencias físicas. Cómo interviene el observador sobre el observado es uno de los problemas centrales de Los ojos de un Dios en celo, por ejemplo. En la otra novela hay una civilización absolutamente avanzada, entre comillas, cuyo entretenimiento es un gran reality show; es como algo medio monstruoso que, de nuevo, no puede plantearse en términos de otro tipo de ficción.
–El estallido tecnológico de la última década, ¿produjo algún tipo de efecto en la escritura del género?
–Sí, claro, es impresionante cómo impactó toda la revolución en la electrónica y las comunicaciones. Se creó, además, una especie de realimentación entre los teóricos de Internet y la gente que escribe ciencia ficción acerca de las posibilidades, buenas o malas, que se abren para el mundo futuro.

Compartir: 

Twitter
 

Gardini participa de la serie Literatura fantástica y ciencia ficción.
 
CULTURA
 indice
  • ENTREVISTA A CARLOS GARDINI
    Los desafíos de la ciencia ficción

Logo de Página/12

© 2000-2018 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.