DEPORTES › RAMON DIAZ FUE PRESENTADO COMO NUEVO CONDUCTOR DE RIVER

“Hacer un equipo ganador”

El riojano se mostró exultante por este nuevo retorno a la institución, luego de diez años. “Hay que cambiar la mentalidad. Necesitamos la unión de todos, dirigentes y socios”, remarcó en una extensa conferencia de prensa.

Luego de diez años, Ramón Díaz retornó a River para ser entrenador y con él volvieron sus habituales chicanas y su simpática picardía a la hora de declarar. Ayer, el presidente de la entidad, Daniel Passarella, lo presentó oficialmente en conferencia de prensa, y allí el técnico que más títulos logró con la banda roja habló de todo. Se autodefinió como “el entrenador más grande de la historia” del club, aseguró que con él en el banco de suplentes el equipo de Núñez “no se habría ido al descenso” y hasta se proclamó como un “soldado de River Plate”.

El conjunto de Núñez cambió su semblante o al menos eso demuestra desde la figura de su entrenador. Modificó la imagen tristona y hasta demacrada que evidenciaba Matías Almeyda en sus últimos días al mando del equipo por una sonrisa picarona de un DT que ilusiona a los miles de hinchas que reclamaron por su vuelta, que se dará finalmente el próximo martes.

“Hace mucho que quería volver, nunca perdí las esperanzas. Amo este club y lo voy a defender a muerte”, destacó Díaz luego de recibir una camiseta del club con el número nueve y su apellido en la espalda. “Todos saben por qué mi vuelta no sucedió antes, con José María Aguilar y Mario Israel”, añadió. “El fútbol es ingrato, a mí me tocó irme del club habiendo ganado un campeonato”, recordó el entrenador que dirigió por última vez a River en el Clausura 2002 y a mitad de ese año, luego de consagrarse campeón, fue despedido. En ese sentido, el riojano de 53 años destacó: “No soy rencoroso con los dirigentes que no me renovaron el contrato. Es cierto que el tiempo cura las heridas, pero lo que nadie va a cambiar es que soy el entrenador más grande de la historia de River”.

A su vez, luego de ser presentado, estimó que si lo hubieran “llamado antes”, River “no se habría ido al descenso”. Además reveló que le pidió a Passarella que le haga “un contrato por dos años”, aunque éste no accedió porque sólo le queda uno de gestión. “Si me llamaba cuando asumió, habría dirigido cuatro años”, subrayó.

“Soy un soldado de River Plate”, resaltó Ramón, diferenciándose de la famosa declaración del técnico Juan José López, cuando se había definido como “un soldado de Passarella”. Asimismo, el DT ganador de siete títulos en la institución agradeció a la Comisión Directiva porque “todos votaron unánimemente para que vuelva”. Además, sobre la reunión que concretó su retorno, reveló: “Enseguida nos pusimos de acuerdo en todo. Ni hablé de la parte económica. Lo importante es lo que siento por esta camiseta”.

Por otra parte, el riojano anticipó que, a diferencia de la idea del técnico anterior, la suya es jugar con enlace, por lo que ya piensa en futuros refuerzos para esa posición. “Hablamos con los dirigentes y necesitamos jugadores de la mitad de la cancha para adelante con otras condiciones. Hay muchos pibes que me están llamando y tenemos que ver quiénes están para venir”, deslizó Díaz y así dejó la puerta abierta para posibles grandes retornos, entre ellos el de Javier Saviola, según dio a entender Ramón, que también explicó que el presidente “está convencido de traer refuerzos importantes”.

Asimismo profundizó en cuáles son sus pretensiones de juego al asegurar que prefiere “la presión en ataque”, por lo que intentará que sus dirigidos “jueguen de esa manera”, aunque advirtió que necesita tiempo para organizarse. “Hay un gran plantel, con jóvenes interesantes con los que hay que trabajar. Vamos a ver en las condiciones que está cada uno y después evaluaremos el plantel para el año que viene”, añadió.

En otro orden recalcó la necesidad de “cambiar la mentalidad y hacer de River el equipo ganador” que la gente quiere. “El tiempo pasó, pero River sigue siendo el grande de siempre, el mejor club, el más importante”, insistió. “Veo a los hinchas muy entusiasmados, necesitamos la unión de todos, dirigentes y socios. Necesitamos un apoyo masivo, y sé que el recibimiento de la gente va a ser increíble. El domingo dirige Gustavo Zapata, pero yo voy a estar en la cancha; el lunes, los jugadores tendrán libre y el martes asumimos”, concluyó el flamante nuevo entrenador, esperanzado con que esta nueva etapa sea tan buena como las anteriores.

Compartir: 

Twitter
 

Díaz junto al presidente Daniel Passarella en la presentación de ayer, en uno de los salones del club.
Imagen: DyN
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared