DEPORTES › FUTBOL LA SELECCIóN SE DESPIDIó DEL PAíS CON UNA PáLIDA VICTORIA FRENTE A HONDURAS

Golazo de Pipita y no mucho más

El equipo de Martino jugó a ritmo de entrenamiento, pero igual le alcanzó para imponerse en la noche sanjuanina frente a los miles de hinchas que colmaron el Bicentenario. Messi debió dejar la cancha con un fuerte golpe en la zona costal. Anoche le realizaban estudios.

La Selección se despidió ayer del país con una victoria frente a Honduras, en el estadio Bicentenario de San Juan –colmado de hinchas–, en el único amistoso que jugará el equipo de Gerardo Martino en la previa a la Copa América Centenario. Higuaín, con un golazo a los 31, anotó el único tanto de la noche. Messi dejó la cancha golpeado. Los intereses eran diferentes. Para los argentinos se trataba de un amistoso para ganar ritmo antes de iniciar hoy su viaje desde Mendoza a San Francisco, donde se entrenará a la espera de su debut en la Copa América Centenario, el lunes 6 de junio frente a Chile en Santa Clara. Para los hondureños, acaso una prueba de temple para sus jugadores más jóvenes, que jugarán el torneo de los Juegos Olímpicos de Río.

Por eso llamó la atención en la primera parte que a la Selección –con mayoría de titulares, y Messi, Higuaín y Di María en el ataque– le costara tanto generar situaciones de peligro ante un rival que no escondió su modestia, presentando un esquema cauteloso, con cinco defensores, cuatro volantes y apenas un delantero.

Así y todo le tomó más de 20 minutos a la Argentina imponerse y comenzar a llegar con alguna facilidad al área rival. Unos minutos después de que Otamendi se perdiera la apertura del marcador, con un derechazo que pasó cerca, tras un tiro de esquina, lo tuvo Higuaín y no perdonó. Iban 31 minutos, Rojo desbordó por la izquierda y metió el centro a la medialuna, donde la tomó el Pipita, quien tras un movimiento perfecto que le permitió limpiar su marca, definió por arriba del arquero Escober y puso el 1-0. Enseguida, en otra buena jugada colectiva, Rojo se perdió el segundo –tapó el arquero– luego de una buena combinación entre Messi y Lamela.

Para la visitantes solo hubo una, a los 42, cuando Vera aprovechó una distracción de Otamendi y quedó mano a mano con Romero, que le ganó bien la parada. Y si bien en el segundo tiempo los visitantes insinuaron algo más, no consiguieron inquietar seriamente a la defensa argentina que, ayudada en el retroceso por Mascherano, controlaba todas las situaciones. Argentina, con un planteo por momentos displicente y por momentos poco claro, igual se las ingeniaba para arrimar peligro con apariciones esporádicas, más que nada de Messi, quien a los 62 minutos debió dejar la cancha tras recibir un golpe de Morazán en la zona costal. Detrás del crack del Barcelona, que se fue directo al vestuario, salieron Higuaín y Lamela para dar ingreso a Banega, Gaitán y Agüero. En la primera que tuvo el Kun, casi anota el segundo. Sin embargo, la fescura de los ingresados no cambió la esencia del partido. Al Tata le quedó entonces una última prueba, los ingresos de Roncaglia, Maidana y Cuesta (por Mercado, Rojo y Otamendi), para ver en funcionamiento a la dupla de centrales.

Estadio: Bicentenario de San Juan.

Arbitro: Jorge Osorio (Chile).

Goles: 31m Higuaín (A).

Cambios: 44m Morazán por Acosta (H); 46m Discua por Vega (H), 63m Banega por Messi, Gaitán por Lamela, Agüero por Higuaín (A), 70m Borjas por Beckeles y Alvarazo por Izaguirre (H), 77m Maidana por Otamendi, Roncaglia por Mercado y Cuesta por Rojo (A), 82m Martínez por Quioto (H).

Compartir: 

Twitter
 

Higuaín remata por arriba del arquero Escober para el 1-0 a los 31 minutos.
Imagen: Télam
 
DEPORTES
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.