ECONOMíA › DE VIDO DESCARTó QUE VAYA A HABER PROBLEMAS

“No habrá cortes de electricidad”

Frente al inicio de la etapa del año donde las tensiones sobre el sistema energético aumentan, el ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, descartó ayer la necesidad de cortes eléctricos para regular los picos de demanda. Admitió que el segmento más débil de la cadena es la distribución, que “habrá que reforzarla, mejorarla y ampliarla”. Por su parte, desde las distribuidoras reclaman la tan ansiada revisión de tarifas. Alejandro Macfarlane, presidente de la Asociación de Distribuidoras de Energía Eléctrica, planteó la necesidad de “avanzar y resolver la Revisión Tarifaria Integral del servicio de electricidad en 2010”, con la expectativa de que “se definan tarifas razonables para los operadores y los consumidores”.

El uso intensivo de los equipos de aire acondicionado, que se incrementaron notablemente en los últimos años, es un factor de demanda eléctrica que en general presiona fuertemente sobre la oferta del sistema. Sin embargo, el contexto económico actual, donde el nivel de actividad, en el mejor de los casos, se mantiene con respecto al año pasado, es un paliativo frente a potenciales picos de demanda. Según datos oficiales, la oferta energética ronda los 23 mil megawatts, mientras que la demanda pico en el invierno fue de 19.500. Desde Planificación remarcan la diferencia como un buen margen para afrontar el verano. La oferta se descompone en la generación, transporte y distribución. Las dos primeras están bajo la supervisión de la cartera que encabeza De Vido. En cambio, la distribución a los usuarios tiene jurisdicción federal sólo en el caso de Edenor, Edesur y Edelap.

“En la generación y transporte, que es lo macro y es mi responsabilidad, está todo ok”, afirmó De Vido, y agregó que “la distribución es la que siempre tiene más nivel de riesgo cuando sube la temperatura”. De esta forma, se despegó de posibles problemas energéticos, siempre que se den fuera del territorio que abarquen las tres distribuidoras que están bajo la responsabilidad nacional. Fuentes del sector indican que los grandes apagones no son causados por las distribuidoras, sino por problemas de transporte. En cambio, los cortes temporarios sí tienen que ver, en muchos casos, con la distribución.

La mención al sector de distribución por parte del ministro no es casual, ya que existe una fuerte puja con estas empresas por el ajuste de tarifas. Desde las distribuidoras pretenden volver a negociar los contratos de concesión, eliminar en forma gradual los subsidios y “darle sensatez” al mercado. Según la última visita al Congreso del secretario de Energía, Daniel Cameron, la revisión tarifaria que Macfarlane reclama tendrá en enero “un cronograma estipulado”. De Vido apuntó al sector diciendo que “en el área de la distribución viene una etapa de reforzarla, mejorarla y ampliarla, cosas que no se hicieron en los últimos quince años”. Para embarcarse en esa tarea, se requiere incrementar la inversión, menguada, en consideración de estas empresas, por el atraso en las tarifas. Pero además, la continuidad en el cuadro tarifario actual implica que siguen suspendidas las metas de inversión para las empresas, lo que constituye una suerte de equilibrio peligroso para el sistema.

Compartir: 

Twitter
 

 
ECONOMíA
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.