EL MUNDO › BERLUSCONI SE VA DEL GOBIERNO

Rompe la coalición

El partido Forza Italia, del ex primer ministro Silvio Berlusconi, anunció ayer su salida del gobierno de coalición que lidera el primer ministro Enrico Letta. El partido alegó desacuerdos sobre el presupuesto para 2014, pero se especula que la decisión se debe a que el Senado votará hoy la expulsión de Berlusconi a raíz de una condena a prisión por fraude fiscal. El gobierno de Letta conserva, sin embargo, el apoyo del grupo escindido del antiguo partido de Il Cavalieri, el Nuevo Centroderecha, del viceprimer ministro, Angelino Alfano, que cuenta con 30 senadores que garantizan la estabilidad del Ejecutivo en la Cámara alta, en la que el centroizquierda no obtuvo la mayoría absoluta. “Es un error sabotear a Letta”, sostuvo Alfano.

En una rueda de prensa en Roma, los portavoces parlamentarios de Forza Italia, Renato Brunetta y Paolo Romani, anunciaron la salida de su formación de la mayoría que sostiene a Letta, jefe del Ejecutivo de coalición formado tras las elecciones del pasado febrero. “No se dan ya las condiciones para que Forza Italia siga dentro de la mayoría parlamentaria y siga colaborando con el gobierno”, dijo Romani, portavoz del partido de Berlusconi en el Senado. “Hemos pedido varias veces reuniones con el gobierno, pero nuestra impresión ha sido la de un desinterés total hacia nuestras peticiones. Sentimos que nos han echado de la mayoría”, agregó.

Por su parte, Brunetta, portavoz de Forza Italia en la Cámara baja, aseguró que el gobierno ya no puede llamarse de amplio acuerdo, porque ahora está balanceado hacia el centroizquierda, a pesar de que en él continúan antiguos compañeros suyos, los considerados más moderados, del partido Pueblo de la Libertad (PDL). “Nosotros, por declaración misma de Enrico Letta, creíamos formar parte de una mayoría de amplios acuerdos que, por definición, tendría que hacer del consenso sobre las decisiones su propio mecanismo fundacional. Así no ha sido”, apuntó Romani.

Los portavoces justificaron esta decisión con las modificaciones introducidas en la tramitación parlamentaria de los presupuestos generales del Estado, que consideraron inaceptables, sin que, a su juicio, se hubieran tenido en cuenta sus propuestas. De esta forma, el gobierno de Letta queda con mayoría absoluta en el Senado por sólo siete senadores por encima de la mitad más uno de los escaños, que son 161, mientras que en la Cámara de los Diputados su ventaja es de 65 parlamentarios.

Lo cierto es que este anuncio llegó un día antes de que la Cámara alta celebre una votación que decidirá si se le retira a Berlusconi su banca por su condena a cuatro años de prisión por fraude fiscal, impuesta el pasado 1º de agosto por el Tribunal Supremo. La votación en el Senado, según todas las previsiones, terminará con la expulsión del ex premier, de 77 años, en cumplimiento de la llamada Ley Severino, que veta el acceso parlamentario a los condenados a más de dos años de reclusión. La formación de Letta, el Partido Democrático, anunció que votará la expulsión de Il Cavaliere junto al grupo del cómico Beppe Grillo, lo que hace que la retirada del escaño se dé por hecha.

Berlusconi, condenado este año, en sentencia firme, por fraude fiscal, a cuatro años de cárcel, apareció ayer en diversas entrevistas televisivas, la mayoría transmitidas por los canales de su empresa, Mediaset, en las que insistió en su inocencia. Il Cavaliere manifestó que su expulsión del Parlamento es inaceptable y una herida mortal de la democracia y agregó que su “gran amigo”, el presidente ruso Vladimir Putin, quien se encuentra en Italia en visita oficial y con quien cenó en la víspera, estaba escandalizado por la forma en la que es tratado.

También anunció una gran manifestación en Roma para hoy, justo a la hora en que en el Senado será votada su expulsión (19, hora local). Según Berlusconi, la protesta será sólo el inicio de su campaña contra los efectos de su condena definitiva por fraude fiscal en la compra-venta de derechos televisivos de Mediaset. El político de derecha reiteró que no renunciará al Parlamento por su propia iniciativa. “Los italianos me dieron su confianza y me ven como el líder del centroderecha”, expresó.

La votación se hará sobre las proposiciones planteadas por los grupos, lo que puede provocar un alargamiento de la sesión.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.