EL MUNDO › DESCUBRIERON UNA PLACA EN LA PLAZA DE LA REPúBLICA

Homenaje a las víctimas de París

Con el presidente François Hollande a la cabeza, las máximas autoridades de Francia y París se concentraron ayer en la simbólica Plaza de la República para homenajear a las víctimas de los atentados de 2015, después de una semana cargada de actos y recuerdos desatados por el primer aniversario del ataque contra la revista Charlie Hebdo. Pese al frío y rodeados por pocas personas, Hollande, su primer ministro, Manuel Valls, la alcaldesa de París, Anne Hidalgo, y parte de su gobierno llegaron a la plaza y descubrieron una placa en memoria de las víctimas colocada a los pies de un “roble del recuerdo” plantado allí esta misma semana. Tras descubrir la placa, se guardó un minuto de silencio y se leyeron los nombres de los fallecidos, tras lo cual Hollande, Valls e Hidalgo depositaron una corona de flores en la estatua de la República. La base de la estatua aún está cubierta por cientos de velas, escritos y dibujos, que fueron colocando miles de personas en los últimos meses para mantener viva la memoria de las víctimas.

Esta vez la plaza, vigilada por francotiradores desde los tejados de los edificios adyacentes, no se llenó para el último acto de una semana de conmemoraciones. Tras la inauguración de la placa, en presencia de unos mil invitados, el cantante Johnny Hallyday interpretó “Un dimanche de janvier” (“Un domingo de enero”), canción en memoria de la inmensa movilización que siguió a los atentados de enero. A continuación, el coro del ejército francés cantó “Les prénoms de Paris” (“Los nombres de París”), del fallecido Jacques Brel, antes de la lectura de un discurso pronunciado por el escritor Victor Hugo a su regreso del exilio, el 5 de septiembre de 1870. “Salvar París, es más que salvar a Francia, es salvar al mundo. París es el centro de la humanidad. París es la ciudad sagrada. Quien ataca París ataca a todo el género humano”, declaró entonces el autor.

Por la tarde se levantaron medidas drásticas de seguridad y los todavía presentes asistieron con velas en la mano a la iluminación de la estatua de Marianne –símbolo de la República Francesa, situada en el centro de la plaza– con los colores azul, blanco y rojo de la bandera francesa.

Por otra parte, ayer se supo que el hombre acribillado por la policía parisina después de intentar irrumpir en una comisaría de la capital francesa con un cuchillo el jueves pasado, el mismo día del atentado contra la revista Charlie Hebdo, vivió en un centro de refugiados en Alemania y había sido detenido en ese país, informaron autoridades germanas. Uwe Jacob, jefe de la Oficina de Investigación Criminal del estado federado de Renania del Norte-Westfalia, informó ayer que el atacante, que sobresaltó a los parisinos la semana pasada, vivió hasta diciembre en un centro de recepción de Recklinghausen, en el oeste de Alemania.

Compartir: 

Twitter
 

 
EL MUNDO
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.