EL PAíS › EL JUEZ DANIEL RAFECAS INSPECCIONó LA VIVIENDA DE JOSé LóPEZ

Una inspección en la casa del río Luján

 Por Raúl Kollmann

El juez federal Daniel Rafecas realizó ayer una inspección ocular en la casa del río Luján del ex secretario de Obras Públicas José López. A diferencia de la fiscal de General Rodríguez, el magistrado se llevó la impresión de que los nueve millones de dólares no estaban allí, sino que López los sacó de otro lado: “Acá no hay la humedad que tienen los billetes ni el polvillo que se percibe entre los fajos”, deslizaron quienes lo acompañaron. El magistrado, junto con el fiscal Federico Delgado, pondrá ahora la lupa sobre el trayecto que llevó al López desde la casa de Tigre hasta General Rodríguez porque, supuestamente, cargó los fajos en alguna parte del recorrido.

En su inspección, en conjunto con la fiscal y los policías que allanaron la vivienda la primera vez, el juez corroboró que López salió a las apuradas de Río Luján. En la mesa aún están los dos bols de comida, prueba de que esa noche estaba con su esposa, Amalia. Una de las versiones es que ambos se pelearon por un tema íntimo y que ella amenazó con denunciarlo. La otra versión es que alguien llamó a López y le advirtió –falsamente– que lo estaban por detener y allanarle la vivienda. El apuro se percibe en las cosas tiradas y hasta un foco roto por salir a las atropelladas.

Rafecas constató que ni en la casa ni en el predio hay rastros de bóvedas o lugares de ese estilo. En cambio, para el juez sí está claro que de allí –específicamente de un placard– salió la valija con la que López llegó al convento y casi seguro también las bolsas en las que fueron los fajos.

Las cámaras de los respectivos municipios demuestran que López salió con su Chevrolet Meriva desde Tigre a la 1.10 de la madrugada. Según el testimonio del vecino, a las 3.30 estaba frente al convento.

En el trayecto hacia ese lugar está claro que López pasó por Pilar y por el centro de General Rodríguez, pero habría unos minutos en los que todavía no se sabe dónde estuvo. Esa parte de la pesquisa quedó virtualmente en manos del fiscal Delgado, ya que tiene delegada la investigación sobre los celulares.

Una de las novedades del día de ayer fue la renuncia, esta vez en forma definitiva, de Fernanda Herrera, la abogada que venía ejerciendo la defensa de López. La letrada decidió pasarse al mundo de la farándula y se la verá más en Showmatch que en tribunales.

Los nuevos defensores del ex secretario de Obras Públicas son Gonzalo Alvarez Casado, Diego Sánchez y Fernando García, que tienen experiencia en litigar en Comodoro Py. Alvarez Casado fue secretario de uno de los jueces federales.

Hasta el momento, cada aparición de López en un juzgado fue un verdadero show, con gritos, golpes y escándalo. Ayer, en cambio, pasó por dos juzgados –el de Rafecas y el de Marcelo Martínez de Giorgi– con mucha tranquilidad. “Está muy recuperado”, diagnosticaron, divertidos, algunos de los secretarios.

Compartir: 

Twitter
 

El ex secretario de Obras Públicas José López.
Imagen: Télam
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.