EL PAíS

La bendición del canciller no frenó nuevas denuncias

El canciller Rafael Bielsa defendió al candidato para ocupar la embajada argentina en España, Carlos Bettini. La diputada del ARI Marcela Rodríguez lo denunció ante la OA.

 Por Felipe Yapur

La anunciada postulación de Carlos Bettini como embajador argentino en España continúa generando polémica. Ayer, el canciller Rafael Bielsa defendió a su candidato al afirmar que el “sobreseimiento sobre las dos denuncias son suficientes testimonio sobre cuál es su conducta”. En cambio, la diputada del ARI Marcela Rodríguez solicitó a la Oficina Anticorrupción (OA) que investigue a Bettini por una posible “violación” a la Ley de Etica Pública ante probables conflictos de intereses.
Bielsa no dudó en salir a defender el anuncio del gobierno de Néstor Kirchner. Consideró que la propuesta del Ejecutivo “debe tener un tratamiento de la Comisión de Acuerdos (del Senado) y las sesiones de esa comisión tienen la suficiente transparencia como para que se hagan todas las preguntas que sean pertinentes”.
El canciller insistió en que no le cabe “ninguna duda que en esa comisión Bettini va a dar respuesta satisfactoria a lo que los encargados de prestarle el acuerdo le quieran preguntar”.
El titular de la cartera de Relaciones Exteriores consideró además que se debe tener en cuenta el otorgamiento del placet por parte de las autoridades de españolas. “Me parece muy difícil que un país en el que el rey acaba de condecorarlo tenga un mínimo reparo para otorgar el placet”, aseguró. Alejada de la defensa oficial, la legisladora arista se presentó ayer ante la Oficina Anticorrupción (OA) para solicitar que investigue la posible existencia de un “conflicto de intereses” previsto en la Ley de Etica Pública que, de ser cierto, le impediría a Bettini convertirse en el representante del Estado argentino en España.
Si bien el pliego de Bettini todavía no ingresó a la Cámara alta, Rodríguez entiende que la OA está en condiciones de llevar adelante la investigación. Sostiene que existe un antecedente que le permite esta tarea a la repartición y se basa en el trabajo que llevó adelante durante la etapa previa a la designación de los directores del Banco Central.
La diputada Rodríguez basó su presentación en una serie de artículos periodísticos donde se vincula a Bettini con empresas españolas. Además, el escrito recuerda que el empresario habría representado al “gobierno español en Aerolíneas Argentinas” y, según una denuncia de la ex funcionaria de la Alianza Patricia Bullrich, habría “demostrado interés” por la licitación de cárceles “a favor de la empresa constructora española Dycassa SA”. Es más, la arista quiere que la OA determine si son ciertas las versiones periodísticas que sostienen que Bettini “es también amigo y socio del canciller Bielsa en Profesional Service Provider SA, firma autorizada entre otras actividades para realizar consultorías, proponer planes de investigación y realizar convenios con el Estado nacional”.
La legisladora propuso a la OA que Bettini aclare sus intereses económicos y financieros, su participación accionaria en sociedades comerciales, si fue proveedor del Estado y que divulgue un listado de sus clientes. A modo de comprobación de lo que pueda afirmar el candidato, la legisladora solicitó también que la OA libere un exhorto internacional al gobierno de España con el objetivo de que informe si Bettini “resulta ser accionista, miembro o asesor de alguna empresa o sociedad comercial”.
Asimismo, la diputada sugirió que se indague en la Inspección General de Justicia y en la Comisión Nacional de Valores, si el potencial embajador “posee participación accionaria” en las empresas que cotizan en Bolsa. Además, solicitó que la Procuración General de la Nación, donde Bettini fue funcionario, remita su legajo y declaración jurada.
Rodríguez aseguró que, cuando fue consultado por la OA por la denuncia de Bullrich, el entonces procurador Becerra “omitió investigar seriamente si existían vínculos entre el señor Bettini y el gobierno español”.
No terminan allí los pedidos de Rodríguez a la oficina. También solicitó que se libre oficio a la embajada española en Buenos Aires para que informe si Bettini o su cónyuge cuentan con la ciudadanía española. De ser así, la diputada sostiene que se estaría violando la norma que prevé las condiciones para designar embajadores. “Nosotros lo único que pretendemos es saber si Bettini reúne los requisitos para su nombramiento”, aseguró Rodríguez.

Compartir: 

Twitter
 

Carlos Bettini y el ex primer ministro de España Felipe González el año pasado en La Plata.
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.