EL PAíS

La reacción de la oposición frente a la iniciativa del Gobierno

 Por Werner Pertot

Las opiniones de los opositores se mostraron divididas frente a la iniciativa de recrear la junta nacional de granos. Algunos (como el SI o Proyecto Sur) se mostraron conceptualmente a favor, aunque desconfiaron de que el gobierno nacional vaya realmente a implementar la medida que ellos proponen. Otros, como el radicalismo o el PRO, estuvieron decididamente en contra y consideraron que se trata de una “persecución al campo”. El gobernador socialista Hermes Binner expresó sus dudas sobre la implementación del sistema, pero consideró que “muchas veces tuvo efectos positivos”.

- Hermes Binner. “Es un tema muy controvertido, porque nos recuerda a un sistema que muchas veces tuvo efectos positivos en función de lo que ocurría 50 o 60 años atrás, pero que no sabemos hoy (cómo se implementaría) en este momento de globalización y de cambios absolutamente radicales”, consideró el gobernador de Santa Fe. “Indudablemente, sería una cuestión para tomarla con mucha precaución”, dijo.

- Claudio Lozano. “Me resultaría extraño que hubiera una decisión en este sentido, pero la comparto si la toman”, coincidió el diputado de la CTA.

“La posibilidad de generar una empresa testigo que pueda comprar producción para evitar ganancias espectaculares de las cerealeras o para garantizar un stock mínimo de abastecimiento del mercado interno es una necesidad. Es una barbaridad que en todo el tiempo de la administración Kirchner no se haya tomado este punto como algo central, dado que el control estatal sobre el comercio es mucho más efectivo que las retenciones”, sostuvo el economista.

- Eduardo Macaluse. Autor de proyecto del SI para la creación de una junta nacional de granos, detalló que “la junta que existía fue creada como producto de la crisis del ’30 y fue un mecanismo efectivo para proteger a los pequeños y medianos productores”. “El Estado debe intervenir para garantizar el precio del cereal a los pequeños productores, evitando la especulación de los grandes acopiadores y de las exportadoras. Esto evita que la comercialización y exportación quede en muy pocas manos. La junta es una democratización de las exportaciones y tiene, además, el objetivo de que las exportadoras no incidan en fijar el tipo de cambio, liquidando o no divisas”, explicó el jefe del bloque del SI. Sin embargo, estimó que eso “no puede usarse como un garrote para amenazar en la mesa de negociaciones. Creo que no lo proponen en serio, como para aplicarlo”.

- Federico Pinedo. “Es como la política de los colonizadores españoles, que les quemaban la cosecha a los indios para que vengan al pie. Los Kirchner son los conquistadores y los indios somos todos los demás”, afirmó el jefe del bloque de PRO. “Lo que buscan es monopolizar el comercio. La junta de granos lo que hacía era comprar junto con otros compradores. La hizo un tal Federico Pinedo (NdR: su abuelo). El IAPI lo hizo Juan Perón, y era el monopolio del comercio exterior por parte del Estado, que era el único que podía comprar y vender”, diferenció. “Es simplemente un apriete a los productores. Cuando un gobernante hace aprietes, se parece más a la mafia que al Estado de Derecho”, arremetió.

- Susana García. “La estatización del comercio de granos busca recaudar y perseguir a los productores”, estimó la diputada de la Coalición Cívica.“No es más que la búsqueda desenfrenada del Gobierno de hacer caja para las próximas elecciones; lejos está la voluntad de resolver los problemas del campo”, advirtió. “Sólo a una mente afiebrada que vive en el limbo se le puede ocurrir semejante disparate”, consideró el diputado de GEN, Francisco Ferro. “¿Alguien puede imaginarse lo que puede ocurrir en un organismo monopólico estatal conducido por funcionarios K que maneje un valor de más de 20 mil millones de dólares?”, se preguntó.

- Gerardo Morales. “Los Kirchner pretenden que el Estado les pertenece. Es inadmisible que se le otorgue el manejo sin control de un solo recurso más a este Gobierno”, se opuso el titular del Comité Nacional de la UCR. “Cuando se hace un anuncio de este tipo hay que ser claros y precisos, si no sólo nos queda la idea de un apriete”, advirtió el senador.

- Ricardo López Murphy. “Obviamente, no estoy de acuerdo. Es una súper 125. Es un monopsonista (un comprador único) perfectamente discriminador. Podría seleccionar a los productores Cristóbal López. La junta de granos no era esto”, aseguró el ex ministro de Economía.

Compartir: 

Twitter

SUBNOTAS
  • La reacción de la oposición frente a la iniciativa del Gobierno
    Por Werner Pertot
 
EL PAíS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2021 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.