SOCIEDAD

Acoso laboral y otras yerbas

 Por D. E.

Eduardo Fariz está al frente del Juzgado Federal de Reconquista desde 1995, pero recién asumió en 1997. Llegó a ese lugar con la ayudita de un amigo, el ex senador nacional del menemismo Jorge Massat. El 7 de noviembre de 1996, Massat constituyó una sociedad anónima, denominada Papelera Ocampo, con la que adquirió una planta de fabricación de papel a la quiebra de Sai Welbers Limitada, que estuvo ligada al Ingenio Arno de Villa Ocampo, la localidad del norte de Santa Fe, donde tiene residencia el ex legislador nacional y la familia Fariz. En la Papelera Ocampo, Massat y su entorno controlaban el 52 por ciento de las acciones. Entre otros accionistas aparecían, además del ex senador nacional, su hermano Omar y sus respectivas esposas. También se encontraba en las líneas de la planta de la sociedad el hermano contador del juez federal de Reconquista. Y aunque Eduardo Fariz ya tenía en esos días el acuerdo del Senado de la Nación, el abogado figuraba como asesor legal de la papelera. En el 2003, una empleada de su juzgado lo denunció por acoso laboral y el caso llegó al Consejo de la Magistratura de la mano de la Unión de Empleados Judiciales de la Nación. La acusación formal contra Fariz fue presentada a principios de la semana pasada y según parece el tema será tratado en zona de definiciones en el Consejo el próximo jueves.

Compartir: 

Twitter
 

SUBNOTAS
  • Acoso laboral y otras yerbas
    Por D. E.
 
SOCIEDAD
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.