cash

Domingo, 9 de octubre de 2011

FINANZAS › IMPACTO LIMITADO DE LA BAJA DEL PRECIO DE LA SOJA

Con reservas

Pese a la caída en la cotización de los commodities, los valores son más altos que el promedio histórico.

 Por Cristian Carrillo

El poder de fuego del Banco Central se basa en la política de acumulación de reservas que inició el organismo en 2003. Con 48.230 millones de dólares, la entidad que conduce Mercedes Marcó del Pont administra la cotización del dólar. Una de las principales fuentes de divisas son las liquidaciones de los exportadores de granos, principalmente de soja. En las últimas semanas la oleaginosa inició un proceso de descenso marcado en sus precios, a partir de la inestable coyuntura internacional. Sin embargo, aun bajo un escenario pesimista, los precios para ese grano se mantendrán por encima de los registrados en el promedio de los últimos años.

La dinámica del comercio exterior, notablemente favorable en términos de intercambio para la Argentina, muestra leves señales de debilitamiento debido a la contracción de la demanda global. El última dato del superávit comercial, correspondiente a agosto, arrojó una caída de 39 por ciento respecto de igual mes de 2010. La situación podría agravarse si se mantiene la tendencia bajista en el precio de los commodities alimentarios. Algunos analistas sostienen que esta situación complicará al Central, que además tiene comprometida una porción de sus reservas para el pago de vencimientos, porque no ingresará un volumen de divisas que permita equilibrar la sangría de dólares. A esto se suma la pérdida de dólares que sufrió por la fuga de capitales, producto de la incertidumbre global y del contexto preelectoral.

En el Central prevén que la dolarización de carteras se detenga luego de octubre, mientras que la recomposición de reservas se inicie con la liquidación de la cosecha gruesa de la soja, que comienza generalmente en abril-mayo. Este caudal de ingreso tiene, sin embargo, nuevas características, debido a la implementación por parte de los productores agropecuarios de los denominados silos-bolsa. Con esta herramienta tienen una capacidad de almacenaje individual con la que pueden aguardar por precios internacionales más convenientes, lo que se refleja en un ingreso de dólares más espaciado, extendiendo la duración de la liquidación.

Más allá de los tiempos de ingreso, la expectativa está centrada en cuál será el desenlace de la crisis financiera internacional y su incidencia sobre el nivel de consumo global. En ese sentido, las miradas apuntan a China, el principal comprador de soja a nivel mundial. Salvo un desplome de magnitud inédita para la economía del gigante asiático, no existen riesgos de una reducción importante en la demanda china. La soja es considerada un “bien-salario”, cuya demanda es inelástica –relativamente rígida– respecto al ingreso. Por tal motivo, la posibilidad de un menor ingreso de dólares por una caída en la demanda pierde sustento teórico. Además, la producción se presenta acorde a los requerimientos internacionales. Según estimaciones de la Bolsa de Comercio de Rosario, se exportarán 47,5 millones de toneladas en granos (poroto) y derivados, como aceite y biocombustible.

En cuanto al precio, un estudio de la consultora Analytica estimó varios escenarios para evaluar el impacto sobre el precio de la soja. En septiembre la soja perdió 100 dólares en la cotización de la tonelada respecto de los 433 con que cerró agosto. El primer escenario, “pesimista”, supone un agravamiento de la crisis en los países avanzados afectando los canales financieros. En este caso el precio sufriría una caída proporcional a la de 2008 –de 35 por ciento–, ubicándose en los 330 dólares la tonelada hacia fines de 2012. El “optimista” prevé una desaceleración marginal para la actividad económica en China, manteniendo un crecimiento de entre 9 y 9,5 por ciento, con lo cual la simulación arroja un precio de 450-460 dólares. Por último, el escenario “moderado” muestra una caída de 16 por ciento hasta el segundo trimestre del año próximo, para quedar en niveles del orden de 400 dólares. En síntesis, si bien los precios de la soja bajaron, todavía están muy por encima del promedio 2003-2007, que fue de 250 dólares la tonelada

[email protected]

Compartir: 

Twitter
 

el buen inversor

-Smata, Mercedes-Benz y la Dirección de Cultura y Educación de la Provincia de Buenos Aires inauguraron un Centro de Formación Profesional.

-Finalizó la campaña 125 horas por la Patagonia organizada por Banco Hipotecario y Just One Planet, con la que se reunieron 430 mil pesos para obras de beneficencia.

-Aerolíneas Argentinas y American Express firmaron un acuerdo hasta el 31 de mayo próximo para ofrecer promociones y descuentos en viajes.

-La firma tecnológica Novatech ampliará en el país sus negocios con una inversión de 2,5 millones de dólares en la construcción de un edificio en la zona de Parque Patricios.

-La autopartista italiana Sogefi Filtration adelantó una inversión de 18 millones de pesos para ampliar su planta de filtros ubicada en Lanús.

-Arcor invirtió 100 millones de dólares para ampliar su planta ubicada en el predio industrial de Salto, en la provincia de Buenos Aires.

-Bodega Cruz de Piedra invertirá
5 millones de pesos para ampliar su elaboración en Maipú, Mendoza, de 2500 a 10.000 botellas por hora.

 
CASH
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared