cash

Domingo, 6 de julio de 2014

FINANZAS › LA OPERACION RECHAZADA POR LOS FONDOS BUITRE REPORTO ELEVADAS UTILIDADES A LOS BONISTAS

Ganar con el canje

Los bonistas que ingresaron al canje de deuda en default ya recuperaron casi el 86 por ciento del capital original, y hasta ahora más que triplicaron el valor de mercado desde la fecha de emisión.

 Por Cristian Carrillo

Pese a haber elegido la vía del litigio a la negociación, los fondos buitre con sentencia favorable en un tribunal de Nueva York ahora reclaman a las autoridades argentinas falta de predisposición al diálogo. “El gobierno de la Argentina eligió poner al país al borde del default. Esperamos que reconsidere este camino hacia un callejón sin salida”, afirmó días atrás Jay Newman, quien trabaja para Paul Singer en el fondo NML Capital desde octubre de 1995 en la construcción de demandas contra países quebrados con el fin de obtener beneficios extraordinarios mediante el lobby judicial en tribunales permeables a este tipo de demandas. Los que pusieron al país entre la espada y la pared fueron estos fondos especulativos, que demandan el pago de unos 1500 millones de dólares en bonos defolteados y esperan que el riesgo que implica afrontar esa obligación derive en una nueva cesación de pagos que les permitirá cobrar sus seguros contra ocurrencia de esa situación.

“No es Argentina la que no negocia, como dicen los voceros de los fondos buitre, porque el país negoció con 92,4 por ciento de los bonistas”, fue la respuesta del ministro de Economía, Axel Kicillof. De hecho, lejos de las ganancias suculentas que pretenden los buitres, de 1600 por ciento en el transcurso de los diez años de cesación de pagos de sus tenencias en títulos, quienes ingresaron al canje ya cobraron más del 85 por ciento del valor nominal trocado. Los fondos buitre –los nuevos dialoguistas– rechazaron en dos oportunidades la posibilidad de canjear sus papeles defolteados, bajo el argumento de que se trataba de una propuesta ruinosa para sus finanzas.

El canje de 2005 estuvo compuesto por un menú de títulos que incluyó bonos Discount (o Descuento), PAR, Cuasipar y cupones de PBI. Los bonos Par se entregaron sin quita –por cada cien dólares de deuda a reestructurar se entregaron cien de bonos PAR– y vencimiento en 2038. En el caso de las emisiones en pesos, se ajustaban por CER. El Descuento se entregó con una quita de 66,3 por ciento de la deuda a canjear y vencen en 2033. Finalmente, los Cuasi Par (emisión exclusiva para las ex AFJP) reconoció el 69,9 por ciento por cada lámina de 100 a canjear y vence en 2045. Los cupones pagan siempre que el crecimiento supere un umbral previsto en el papel (un promedio de 3,3 por ciento). En 2010 sólo se entregaron bonos PAR y Discount.

Si se toma el Discount, recibido por la mayoría de los bonistas, sólo por capital e intereses corridos –más premio por crecimiento de la actividad económica– recibieron 85,9 dólares por cada lámina de cien defolteada. Con un valor técnico de 140,49 por lámina de cien, el valor de la tenencia sobre el 33,7 por ciento de la deuda reconocida implica un capital de 47,3 dólares, a lo que se suman 20,6 dólares en intereses acumulados y 18 dólares adicionales por el premio del Cupón PBI, que se entregó como incentivo en cada emisión. El relevamiento sobre los precios, a los que se suma dicho pago de vencimientos, evidencia que fue un excelente negocio para quienes aceptaron el canje. Tan sólo en su primer año quienes aceptaron esos bonos habían recuperado por precio la mitad de la quita resultante de la reestructuración. Hasta ahora más que triplicaron el valor de mercado de la fecha de emisión.

Los buitres también dicen sentirse conformes con un arreglo similar a los que arribó el país con sus acreedores del Club de París con Repsol por la apropiación de YPF. Con el Club se cancelará a lo largo de los próximos cinco años con un desembolso inicial en efectivo por 1150 millones de dólares, 650 millones este mes y los restantes 500 millones en mayo próximo. El acuerdo con Repsol contempló un combo de bonos por un valor nominal de 5 mil millones de dólares que terminan de pagarse en 2033. Se le garantizó a la petrolera española un valor de mercado de 4670 millones de dólares. La clave en las definiciones de los voceros de los buitres es que no están dispuestos a aceptar una quita, e insisten en declarar el default argentino para cobrar sus contratos de seguro. Los negociadores argentinos buscan discutir en condiciones de equidad y en esa empresa cuentan con el apoyo de aquellos para quienes el canje fue un excelente –y legítimo– negocio.

[email protected]

Compartir: 

Twitter
 

Paul Singer, dueño del fondo buitre Elliott, rechazó dos veces el canje de bonos en default.

el buen inversor

-La Organización Odebrecht, el grupo privado más importante de Brasil, con presencia en 27 países, dio a conocer su balance consolidado 2013 con un Ingreso Bruto de 42.000 millones de dólares, 16 por ciento respecto de 2012.

-Grupo Cepas anunció la primera exportación de Martini Extra Brut de origen 100 por ciento nacional a Brasil para continuar luego su expansión a México, Uruguay y República Dominicana durante el presente año y a Chile en 2015.

-Central Puerto aprobó un compromiso previo de fusión por absorción entre Central Puerto y las firmas Hidroeléctrica Piedra del Aguila, Centrales Térmicas Mendoza y La Plata Cogeneración.

-Samsung Electronics comenzará a fabricar en el país sus modelos Ultra High Definition 4K y Curved TV, para lo cual se asoció con las locales Digital Fueguina y Electro Fueguina.

-Arcos Dorados, que representa a Mc Donald’s Argentina, comenzarán a producir en el país queso cheddar laminado, lo que permitirá una sustitución de importaciones de alrededor de diez millones de dólares anuales.

 
CASH
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared