cash

Domingo, 18 de febrero de 2007

E-CASH DE LECTORES

Calores

El calor y la humedad de Buenos Aires, en este intenso verano, me están complicando el sistema nervioso. No puedo vacacionar, porque a pesar del casi inexistente aumento del costo del turismo, no logro encontrar comodidades a valores consensuados con el Gobierno en ninguna parte, como no sea cuchitas de perro en La Salada, pero éstas no tienen baño privado, y –debo reconocerlo– estoy un poco mal acostumbrado. Es hora de tomar el toro por las astas, me parece. El secretario Guillermo Moreno debe, urgentemente, consensuar temperaturas y humedades máximas con el Servicio Meteorológico Nacional. En ningún caso deben permitirse más de veinticinco grados de temperatura en Buenos Aires, ni una humedad superior al sesenta por ciento. El pueblo debe ser defendido, tan bien como lo viene siendo hasta ahora en otros rubros, de este abuso térmico. Eso determinará, por otra parte, unas estadísticas climáticas para la zona maravillosas, que provocarán una consistente llegada de turistas extranjeros y de capitales de inversión. Ni hablar de la cantidad de votantes fresquitos y alegres que conseguirá el Gobierno. Es hora de que el secretario tome cartas en tan doloroso y caluroso asunto. Estoy seguro de que, como en todos los otros campos que el secretario recorre, logrará conseguir el acuerdo del Servicio Meteorológico. A partir de ahí, sólo tendrá calor el que quiera.

Alcanzará, como con el tema de los precios, con leer el diario para sentir un fresquito primaveral en medio del verano.

Así uno no se calentará mal, como cuando lee la metodología implementada para el Indec. Saludo a ustedes con mi mayor admiración y respeto.

Eduardo Galmarini

Compartir: 

Twitter
 

 
CASH
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.