espectaculos

Viernes, 11 de junio de 2010

VISTO & OIDO

Vaya final elocuente para uno de los “monstruos” más temidos del cine de Hollywood, aquel que –dejando ver sólo su aleta– patrullaba las costas en Tiburón, atemorizando a protagonistas y público. El tiburón era, en fin, un modelo de metal que, con el recurso a los efectos especiales de su época (el film fue estrenado en 1975), simulaba ser el animal del título. Su destino ya estaba escrito entonces, pero la sorpresa fue total cuando hace unos días, este modelo fue encontrado en un depósito de chatarra en Los Angeles, California. Se desconoce el paradero de las otras dos réplicas utilizadas en la película de Steven Spielberg. Si ve una aleta asomarse desde un container, ya sabe: no hay nada que temer.

Compartir: 

Twitter
 

 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.