espectaculos

Jueves, 7 de noviembre de 2013

VIOLENTANGO PRESENTA CD

Escape porteño

 Por Cristian Vitale

Nacieron con el nervio del tango y la adrenalina del rock incrustados en cada instrumento. Ninguna paz: cross en la mandíbula y a cobrar. Llamaron a su estilo como el nombre (Violentango) y lo nutrieron de riesgo, nomadismo y autogestión. Sacaron cuatro discos, pero las influencias no claudicaron: Pink Floyd, Led Zeppelin y los Redondos de la mano con Grela, Piazzolla y De Lío. Se pegaron la vuelta al mundo por el pancho y la coca hasta que, casi sin golpear, alguien los vio tocando en las calles de Ferrara (Italia) y les abrió las puertas del Glastonbury, donde hoy son número recurrente: fueron tres veces.

“Ahora tocamos en el Bandstand y el show fue demoledor... el nuevo tango sonando en Inglaterra. Después vimos a los Stones y terminamos la fiesta en una carpa con los muchachos de Radiohead, e incluso le dimos un disco a Thom Yorke, que estaba pasando música con Nigel Goldrich”, señala Adrián Ruggiero, bandoneonista, compositor y guitarrista fundador de este cuarteto tenaz con chapa internacional, nuevo disco en las calles (Escape) y fecha de presentación en Buenos Aires: hoy a las 21 en la Sala Siranush (Armenia 1353).

“Escape tiene un sonido propio”, sigue Ruggiero y lo fundamenta con rasgos que zigzaguean las improntas de los discos anteriores: De Violentrío, 28 kg, Buenos Aires 3 AM y Rock de nylon. “Para empezar, es el primero que grabamos con batería, algo que termina de trazar el puente estilístico que nos une con otros palos. Después, es un disco muy libre desde lo compositivo, porque se puede escuchar una parte ‘nuevo-tanguera’, dos aires folklóricos y una parte experimental. Digamos que es fruto de años de improvisaciones en vivo, de muchos separadores de calle y sonidos atrapantes para arrancar cualquier show en cualquier esquina del mundo. Es algo que nos sale de una manera muy espontánea, son todos los años de música que pasaron entre noso-tros y las antiguas generaciones del tango”, detalla el músico sobre la nueva criatura de este quinteto que completan Camilo Córdoba y Juan Manuel López en guitarra; Ricardo Jusid en bajo y Santiago Córdoba en percusión.

Otro rasgo de Escape, en el que participan como invitados el Mono Izarrualde en flauta, Andrés “Niño” Ortega en guitarra y Ada Rave en saxo, es que la totalidad de los temas son de pluma propia: uno de ellos (“Le Petit Rhone”) es el corte de difusión y está enmarcado por climas oníricos de guitarra, y un arrime intenso entre percusión y electrónica. “Lo empezamos a hacer en Avignon en el 2008, de ahí el nombre”, informa Ruggiero, y continúa: “Yo destacaría también ‘Escape porteño’, que por su fuerza y misterio es de lo más tanguero que tiene el disco; y ‘Ciudades Avanzando’, porque nos acerca al camino que transita desde el rock progresivo hasta el metal. Digamos, para sintetizar, que pudimos utilizar elementos que nos acerquen a otras músicas, sin perder las raíces del tango.”

Compartir: 

Twitter
 

 
CULTURA Y ESPECTACULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2017 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.

Logo de Gigared