espectaculos

Martes, 29 de marzo de 2016

MUSICA › UN RECORRIDO POR LA DISCOGRAFíA DE MCLAUGHLIN

La India y el lado salvaje

Del jazz inglés a las experimentaciones con Shakti, pasando por sus asociaciones con Carlos Santana, Miles Davis y Wayne Shorter. Y, claro, la inimitable experiencia de Mahavishnu Orchestra: desde su debut, en 1969, el guitarrista fue dibujando un mapa disfrutable.

 Por Diego Fischerman

El debut discográfico de John McLaughlin es, como su propio estilo, explosivo. Extrapolation, de 1969, aun con un estilo mucho más cool –se trataba de jazz inglés, al fin y al cabo– que lo que vendría después, tiene una tensión interna, una energía y un nivel de sofisticación en los solos verdaderamente asombrosos. Allí los compañeros de ruta eran el contrabajista Brian Odgers (nombrado incorrectamente Odges en la ficha del disco), el baterista Tony Oxley y el saxofonista y clarinetista John Surman, con quien el guitarrista también realizaría una serie de grabaciones extraordinarias, junto al quinteto que completaban Dave Holland, Karl Berger y Stu Martin.

De ese mismo año son sus primeras colaboraciones en los Estados Unidos, In a Silent Way y Bitches Brew de Miles Davis, Super Nova de Wayne Shorter, Infinite Search, de Miroslav Vitous, y Emergency!, de Tony Williams Lifetime. Devotion, de 1970 y con Buddy Miles como baterista, Larry Young en órgano y Billy Rich en bajo, y My Goals Beyond (junio de 1971), donde hace su aparición el violinista Jerry Goodman y, también la influencia de la cosmovisión y la música india, son ya, en muchos sentidos, precuelas de la Mahavishnu Orchestra, o, por lo menos, del lado más salvaje del jazz rock. The Inner Mountain Flame, editado en agosto de 1971, marca el comienzo de la Mahavishnu Orchestra, integrada, además de por McLaughlin y Goodman, por el tecladista Jan Hammer, el bajista Rick Laird y el baterista Billy Cobham. Con esa misma formación se grabó Birds of Fire, en 1973.

En Apocalypse, del año siguiente y con producción de George Martin, el grupo se integraba con el violinista Jean-Luc Ponty, la cantante Gayle Moran, el bajista Ralphe Armstrong y Narada Michael Walden en batería. Y junto a ellos aparecía la Sinfónica de Londres, dirigida por Michael Tilson Thomas (las orquestaciones eran de Michael Gibbs). El mismo grupo base fue el que grabó Visions of the Emerald Beyond (1975) y, ya sin Ponty ni Moran y con Stu Goldberg en teclados, Inner Worlds, de 1976. McLaughlin volvería a usar el nombre del grupo en la década de 1980, para una serie de actuaciones en las que también regresaba Cobham como baterista, pero el sonido de la Mahavihnu quedaría fijado en aquel poderoso núcleo de la primera mitad de la década del 70. De esa década es también el disco en que compartió protagonismo con Carlos Santana, Love Devotion Surrender (1973), una producción muy mal tratada por la crítica del momento y crecientemente valorada con el paso de los años.

A lo largo de su prolífica carrera, McLaughlin transitó por muy diferentes formaciones, pero en varias de ellas aparecen dos sus predilecciones más evidentes: el órgano y la música india. Entre aquellas donde se manifiesta la primera descuellan sus dos discos con el organista Joey DeFrancesco: Tokio Live, grabado en 1993 y con Dennis Chambers en batería (el mismo trío con el que llegó a la Argentina en 1994) y After the Rain, un notable homenaje a Coltrane grabado en ese mismo año con la participación de Elvin Jones como baterista. Entre los que rondan, de maneras más o menos explícitas, la música india, se destacan los del grupo Shakti –él en guitarra, L. Shankar en violín, Zakir Hussain en tabla, Ramnad Raghavan en mridangamy y T. H. “Vikku” Vinayakram en ghatam–: Shakti with John McLaughlin (1976), A Handful of Beauty (1976) y Natural Elements (1977). Y también, el trío con Kai Eckhardt en bajo y Trilok Gurtu en percusión, que fue registrado en 1990 en Live at the Royal Festival Hall y su colaboración con Zakir Hussain en el magnífico Making Music (1986) donde también tocan el saxofonista Jan Garbarek y Hariprasad Chaurasia en bansuri (la flauta del norte indio).

Su grupo actual, 4th Dimension, conjuga varias de las pasiones musicales de McLaughlin y una tercera, el viejo y buen jazz-rock (que ya había revisitado con la Five Peace Band integrada junto a Chick Corea, Kenny Garrett, Christian McBride y Vinnie Colaiuta). El primer disco del grupo fue To the One (2010), precedido, en realidad, por un DVD, Live @ Belgrade (2009). A ellos les siguieron Now Here This (2012), The Boston Record (2014) y Black Light (2015).

Compartir: 

Twitter
 

Hubo varias formaciones de Mahavishnu Orchestra; la de los años setenta dejó discos perdurables.
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.