espectaculos

Lunes, 2 de octubre de 2006

MUSICA › PLASTILINA MOSH, UNA DE LAS MEJORES BANDAS ALTERNATIVAS DE MEXICO

“Para nosotros, Argentina es un país mítico”

Fueron la avanzada sonora de Monterrey en la segunda parte de los ’90 y se convirtieron aquí en un grupo de culto. De gira por distintas ciudades del país, destacan la influencia del rock argentino en la construcción de la escena mexicana.

 Por Roque Casciero

Antes de su visita del año pasado, los mexicanos Plastilina Mosh anunciaban un disco recopilatorio que iba a llamarse Greatest Shits. Pero el juego de palabras en inglés (hit versus mierda) no pudo ser, porque “el manager y la disquera complotaron”, según dice el vocalista Jonaz. “El título Greatest Shits representa lo que pensamos de lo que significa ponerle ‘grandes éxitos’ a un disco”, completa la idea Rosso, programador y la otra mitad de la dupla. Al final, el álbum –que se editó aquí– se llamó Tasty e incluyó tres canciones nuevas, algo que los Plastilina consideraban vital. “Nunca es momento para tener un ‘grandes éxitos’ y menos cuando apenas tienes tres discos”, continúa Jonaz. “Es una cosa de las disqueras para no gastar presupuesto y seguir vendiendo. Pero estuvimos de acuerdo en publicar Tasty para que saliera en lugares donde no estaban todos nuestros discos y se pudiera seguir un poco la evolución de la banda. El disco representa el lado más comercial de la banda, los temas que, está comprobado, funcionaron en la radio, como mínimo en México.” Ahora, los Plastilina –que surgieron como parte de la avanzada sonora de Monterrey en la segunda parte de los ’90 (junto a Kinky y Control Machete)– están en la Argentina para mostrar una vez más sus shows plagados de humor y delirio. Después de haber actuado en el Pepsi, mañana y el miércoles tocarán en Mendoza, el jueves en Rosario y el viernes se despedirán en Peteco’s de Lomas de Zamora.

Y están felices de girar por aquí: “La Argentina es de los países más míticos para nosotros, por el hecho de que mucha de la música que escuchamos desde jóvenes venía de aquí. Además, los argentinos son como los papás del rock en español”, dice Jonaz.

–Para el público argentino, ¿son una banda de culto?

Jonaz: –Eso espero. ¡Empecemos por ahí!

Rosso: –Por más que hemos tenido algunas visitas antes, fueron demasiado pocas como para que notemos qué está pasando. No sabemos a qué tipo de gente podemos interesarle.

J.: –La última vez que vinimos me di cuenta de que la gente aunque sea nos tiene de nombre. Y fue una sorpresa, porque no esperaba absolutamente nada.

–¿Ya están trabajando en un nuevo álbum de estudio?

J.: –Estamos haciendo demos, tenemos un par de ideítas.

R.: –Nuestro proceso de grabación no es de lo más convencional, porque no llegamos con todo terminado al estudio. Componemos y producimos al mismo tiempo, sampleando cosas, y hay tomas que quedan directamente para el disco.

J.: –No sabemos cuándo estamos en composición, preproducción o producción, porque todo se combina. Es un solo proceso largo en lugar de tres.

–Esa fue la forma de composición revolucionaria de los ’90. ¿Sienten identificación con el rock de esa década?

J.: –Se puede evolucionar para distintos lugares, pero tenemos muchos ídolos y todavía estamos rescatando cosas de los ’90 y de los ’80 que nos siguen gustando. De todos modos, queremos continuar siendo receptivos. Por ejemplo, soy fan de Ministry, cuya mejor producción fue en los ’90, pero también me parece muy chido (bueno) The Hives.

–Su debut, Aquamosh, es un disco muy de los ’90, en la onda de Odelay de Beck o Paul’s Boutique de los Beastie Boys, con el sampler como principal herramienta.

J.: –Ahorita sí puedo ver que estaba súper influido por esa movida, situado en ese momento. El segundo, Juan Manuel, ya se fue por otro lado. Nuestra intención en ese álbum fue hacer algo completamente artístico, porque veníamos de dos años y medio de estar tocando todos los días (el hit) “Mr. P Mosh” y estábamos hasta la madre (hartos). Nos sentíamos como unas putas mal pagadas. Y por eso quisimos hacer un disco muy artístico.

–En ese disco trabajaron con Chris Allison, productor de Beta Band. ¿Por qué no lo produjeron ustedes?

J.: –Porque la compañía no quiso. Pero hay un par de canciones que las produjimos directamente nosotros, porque nos habíamos peleado con Chris y lo corrimos del estudio.

R.: –Pero gracias a esa experiencia, en el tercero (Hola chicuelos) tuvimos la posibilidad de autoproducirnos. Le expusimos a la disquera que era mejor que nos dejaran hacerlo, porque nos evitábamos tener que explicarle a otra persona algo que nosotros dos ya entendemos. Siempre es bueno interactuar con gente en el proceso creativo, pero si ya tienes una idea clara, mientras menos la diluyas, mejor. Entre menos uses la democracia... Siempre he creído que tiene que haber unos que tienen que ser tercos y necios, pero deben ser quienes están poniendo el nombre, no uno que se supone que viene a resaltar la grabación.

–Hace poco participaron en México de la campaña Tu Rock es Votar. ¿Cómo fue esa experiencia?

J.: –Fue una campaña que hicieron para concientizar a la gente, porque en México siempre hay mucha abstención en las elecciones. La gente no cree que su voto vaya a ser respetado, entonces nadie va a votar. A nosotros nos da igual si la gente tiene iniciativa o no, pero fue un gran spot de promoción y nos fue muy bien.

–¿Y cómo viven la situación política actual, con un candidato denunciando fraude electoral y diciendo que él es el presidente?

J.: –Es de lo más ridículo... ¡Sólo en México, cabrón!

R.: –López Obrador es una persona a la que le han dado mucha libertad para expresar sus loqueras y ahí está, haciendo ruido. Pero creo que en el momento en el que entre el verdadero presidente va a ponerle un “hasta aquí” recio. Platicando con gente del PAN me dijeron que este güey (Calderón) es bien mano dura, nomás que está siendo prudente por ahora. Pero ojalá suceda, porque independientemente de que López Obrador tenga o no razón, las maneras van en contra incluso de lo que él predicaba cuando era jefe de gobierno del DF. Lo que él penalizaba es lo que está haciendo.

J.: –Pero no es el caso del güey, nomás, porque el pinche país está sumergido en tanta cagada. Más que los partidos políticos, parece que los que en realidad manejan todo son los narcos... Y eso no van a poder quitarlo hasta que se ponga un gobierno en serio.

Compartir: 

Twitter
 

Plastilina Mosh actuó en el Pepsi y le esperan presentaciones en Mendoza, Rosario y Lomas de Zamora.
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.