espectaculos

Jueves, 7 de agosto de 2008

CINE › LA MUERTE DE HEATH LEDGER Y UNA INVESTIGACIóN EMPANTANADA

Los secretos de Mary-Kate

Aunque los amigos y familiares dieron toda su cooperación a la investigación de la DEA, la actriz amiga del actor, la primera en enterarse de su muerte, se niega a dar detalles sobre cómo Ledger consiguió los analgésicos.

 Por Guy Adams *

Desde Los Angeles

El misterio que rodea la muerte de Heath Ledger se volvió aún más profundo esta semana, cuando se supo que la actriz Mary-Kate Olsen se niega a colaborar en la investigación que intenta esclarecer cómo la estrella de El caballero de la noche consiguió los poderosos analgésicos que causaron su sobredosis accidental. Olsen le dijo dos veces a los oficiales de la Drug Enforcement Administration (DEA) que sólo les dará evidencias sobre la muerte de Ledger si le garantizan inmunidad ante cualquier proceso posterior. Su abogado, Michael C. Miller, no quiere dar acceso a su cliente sin una garantía de inmunidad “que proteja sus derechos constitucionales”.

La actriz era una amiga muy cercana de Ledger y sigue siendo una figura central en la investigación de la DEA, porque fue la primera persona a la que llamó la masajista que descubrió el cuerpo de Ledger en el distrito del SoHo de Nueva York. Su reacción inicial ante la muerte hizo enarcar las cejas a varios: en vez de llamar al servicio de emergencias, Olsen envió a su guardaespaldas personal a la escena, que llegó al departamento de Ledger poco después de los primeros paramédicos, alrededor de las tres de la tarde del 22 de enero.

Los oficiales de la DEA dicen que tienen que interrogar a Olsen para concluir su investigación. Aunque su abogado dijo esta semana en un comunicado que Olsen “de ningún modo tiene algo que ver con las drogas encontradas en la casa o en el cuerpo de Ledger” y que no sabe de dónde las obtuvo, no quiso extenderse sobre las razones de la actriz para negarse al interrogatorio. “Respecto de la investigación del gobierno, a pedido de Olsen le hemos provisto a los oficiales información relevante, incluyendo varios hechos sobre la cronología de los eventos que rodearon a la muerte de Ledger, y sobre el hecho de que Olsen no sabe nada sobre la fuente de la cual se consiguieron las drogas”, señaló el letrado.

La revelación ha provocado una intensa especulación sobre qué es lo que Olsen está ocultando, si es que oculta algo. Los rumores señalan que la actriz, quien junto a su hermana melliza Ashley se volvió famosa como estrella adolescente en el programa televisivo Full House, estaba involucrada en una relación amorosa con el actor de 28 años. Poco después del funeral de Ledger, ella dio a conocer un comunicado a través de su agente en el que indicaba: “Heath era mi amigo y su muerte es una gran pérdida. Mis pensamientos están con su familia”.

Todos los demás personajes involucrados con Ledger y su muerte, incluyendo a sus doctores, la masajista, los cuidadores de su casa y socios comerciales, cooperaron voluntariamente con la investigación de la DEA. Michelle Williams, quien apareció junto a Ledger en Secreto en la montaña y es la madre de su hija Matilda, también accedió a ser interrogada por los oficiales: así lo afirma el diario The New York Post, en un artículo que también reveló detalles de las negativas de Olsen. “La señora Williams fue extremadamente agradable y cooperativa”, señaló al diario una fuente de la DEA, mientras otra fuente agregó: “Todos han mostrado una gran voluntad por ayudar, remarcando que Heath Ledger era una gran persona... todos excepto Mary-Kate, que se negó a hablar”. Las autoridades acaban de obtener una citación que puede forzar a la actriz de 22 años a comparecer ante un gran jurado, si es que fallan las próximas negociaciones con el abogado.

La muerte del actor –que paradójicamente hoy brilla en la cartelera por su composición del Guasón en el nuevo film de Batman dirigido por Christopher Nolan–, fue causada por una sobredosis accidental, según el informe oficial del forense de Nueva York. Los agentes de la DEA descubrieron que todas las drogas detectadas en su cuerpo fueron obtenidas legalmente de dos médicos, con la excepción de dos analgésicos, OxyContin y Vicodin. Ahora están “tratando de identificar el origen” para determinar si vinieron de una receta falsa o si fueron obtenidos por otros medios: “¿Vinieron de un traficante o de un amigo?”, se preguntó un investigador en el Post. Si tenía un frasco de pastillas que le dio un amigo, y ese frasco fue ocultado antes de que llegara la policía, es lo que todavía está por determinarse. No es un dato menor.

* De The Independent de Gran Bretaña. Especial para PáginaI12.

Compartir: 

Twitter
 

El último trabajo de Ledger, su consagratoria encarnación del Guasón en El caballero de la noche.
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.