espectaculos

Miércoles, 2 de diciembre de 2009

CINE › VENTANA SUR RESULTó “MEJOR DE LO ESPERADO” PARA SU DIRECTOR

“El” mercado del cine latino

Bernardo Bergeret asegura que se concretaron entre un 30 y un 40 por ciento más de los negocios que se proyectaban en la primera edición de este encuentro entre la cinematografía regional y los compradores del resto del mundo.

 Por Oscar Ranzani

Entre el viernes y el lunes pasado se realizó la primera edición de Ventana Sur en Harrods. Organizado por el Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (Incaa) y el Marché Du Film del Festival de Cannes, este mercado destinado a promocionar el cine latinoamericano contó con la presencia de más de 1400 asistentes, entre compradores, distribuidores, realizadores y periodistas de todo el mundo. Se trató de un evento sin precedentes en América latina, en el que estuvieron todas las producciones fílmicas latinoamericanas realizadas desde el 1º de junio de 2008 hasta la actualidad. Los más de 200 compradores de Europa, Asia, Oceanía, Estados Unidos y Canadá accedieron al material disponible a través de una moderna infraestructura tecnológica. “Como balance puedo señalar que superó todas las expectativas, se generaron más negocios de los que se preveían. Los logros fueron los que a otros mercados les han costado varias ediciones”, señala Bernardo Bergeret, director de Ventana Sur, quien agrega que “la realidad superó a lo esperado en un 30 o 40 por ciento”. Es que los organizadores tenían las expectativas puestas en que los compradores europeos, asiáticos y de América del Norte “focalizaran un poco en la cinematografía latinoamericana y que para un próximo encuentro ya estuvieran más familiarizados con eso. Nos dimos cuenta de que se involucraron mucho más aun de lo que esperábamos en esta primera etapa”, recalca Bergeret.

Una videolibrary contenía 454 películas de 24 países latinoamericanos para tratar de insertarlas en el mundo cinematográfico, pero también para consolidar un mercado propio dentro del continente. Había 35 puestos que permitían ver el film deseado de toda la cinematografía latinoamericana del último año y medio: hubo más de 4100 visualizaciones. De los quince largometrajes más vistos en la videolibrary, seis fueron argentinos: 100% Lucha, el amo de los clones (Pablo Pares y Paulo Soria), El secreto de sus ojos (Juan José Campanella), Aballay (Fernando Spiner), Las viudas de los jueves (Marcelo Piñeyro), Dormir al sol (Alejandro Chomski) y Aniceto (Leonardo Favio). El resto estuvo compuesto por la coproducción argentino-uruguaya-colombiana Hiroshima (Pablo Stoll), la venezolana 1, 2 y 3 mujeres (Anabel Rodríguez y Andrea Herrera), la brasileña 3 efes (Carlos Gerbase), la mexicana Año bisiesto (Michael Rowe), la boliviana Los viejos (Martín Boulocq), la chilena Perro muerto (Camilo Becerra), la colombiana La sangre y la lluvia (Jorge Navas), la coproducción colombiano-costarricense Del amor y otros demonios (Marcelo Mosenson) y la chileno-brasileña-venezolana Dawson, Isla 10 (Miguel Littin).

Por otro lado, se prepararon screenings en salas de Cinemark Puerto Madero a los que asistieron más de 600 espectadores, entre compradores y distribuidores. En ese caso, había 48 películas recientes –tanto argentinas como del resto de América latina– que se estrenaron después del 1º de junio de 2009. Las viudas de los jueves y Del amor y otros demonios también figuraron entre las más vistas en esas pasadas. Las otras que tuvieron más exhibiciones fueron la argentina La cantante de tango (Diego Martínez Vigniatti), la mexicana Alamar (Pedro González Rubio) y las colombianas Contracorriente (Javier Fuentes León) y La sangre y la lluvia (Jorga Navas).

Respecto de la cantidad de negocios concretados, el director de Ventana Sur no puede precisar cifras: “El resultado vamos a saberlo el jueves o viernes, cuando tendremos la totalidad de las cosas que se acordaron o de las que, por lo menos, nos han pasado informes a nosotros. Hay que tener en cuenta que los compradores y los vendedores no siempre pasan la información porque no tienen la obligación. Nosotros recogemos la información más del lado del que vendió que del que compró”, explica Bergeret.

En Cinemark Puerto Madero también se organizó Primer Corte: “Son películas que aún no están totalmente terminadas pero que ya tienen un primer corte. De ese modo, los programadores y los directores de festivales internacionales de cine pudieron evaluar el cine que está por venir para su programación de 2010. Primer Corte tuvo mucha expectativa y mucha asistencia”, informa Bergeret.

Con seis millones de pesos de presupuesto, Ventana Sur no aspira a tener las dimensiones del Marché Du Film, pero tiene un objetivo concreto de ser una vidriera del cine latinoamericano en el mundo. “Generalmente, en los mercados grandes como Berlín, Toronto, Cannes y Roma, el cine latinoamericano tiene un papel muy secundario. Aquí es un protagonista absoluto”, concluye Bergeret. Habrá más en 2010 y 2011.

Compartir: 

Twitter
 

Las viudas de los jueves estuvo entre las películas más vistas durante los screenings de Ventana Sur.
 
CULTURA Y ESPECTáCULOS
 indice

Logo de Página/12

© 2000-2019 www.pagina12.com.ar | República Argentina | Política de privacidad | Todos los Derechos Reservados

Sitio desarrollado con software libre GNU/Linux.